Fiat no encuentra aire

Las finanzas del Grupo Fiat están cada día más asfixiadas. Ayer se hicieron públicos los números correspondientes al primer trimestre de 2003 y, una vez más, confirman la gravedad en que se ha instalado la casa italiana. Entre enero y marzo, la división automovilística acumuló unas pérdidas de 334 millones de euros.
-
Fiat no encuentra aire
Fiat no encuentra aire

La consigna es resistir y esperar a que pase este año, considerado de transición. Al menos, así lo ha indicado Umberto Agnelli, el nuevo hombre fuerte de la firma desde la muerte de Gianni Agnelli hace unos meses.

Umberto presidió ayer un agrio consejo de administración en el que se aprobaron unas pérdidas de 669 millones de euros para el primer trimestre del año. Un total de 334 millones corresponden a la división automovilística, sumida en una crisis estructural de proporciones crecientes pese a que hay unos pálidos síntomas de recuperación.

Las cifras globales del grupo suponen un aumento de 36 millones de euros en el montante de las pérdidas frente a las registradas en el primer trimestre de 2003. Esos 669 millones perdidos van acompañados de una caída en la facturación que se cifra en casi 2.000 millones de euros y el consiguiente aumento de la deuda neta en 1.400 millones de euros.

Como consecuencia de esa caída en la facturación, los ingresos también caen: pasan de 14.100 millones de euros a 12.300.

La deuda neta total ha crecido en estos tres meses y llega a los 5.200 millones de euros, algo por debajo de los 6.000 millones que se registraban hace un año.

<

p> La división automovilística, Fiat Auto (Fiat, Lancia, Alfa Romeo, Ferrari…), es la gran culpable de esta catarata de tinta roja. Ella sola es la encargada de aportar 334 millones a las pérdidas, un nivel que, a pesar de todo, es algo mejor que el de hace un año, cuando perdía 429 millones de euros.

Fiat Auto no acaba de levantar cabeza. Después de hundirse en una situación casi de quiebra, estar en manos de los bancos acreedores y perder a su histórico patrón, la compañía italiana da boqueadas buscando aire.
En este primer trimestre ha vendido 419.000 vehículos, un 19 por ciento menos que en el mismo periodo del año anterior, con lo que la facturación se ha contraído desde los 6.000 a los 4.900 millones de euros. La única sección que gana dinero es, otra vez, Ferrari, que aumenta sus ventas hasta los 284 millones de euros.

Agnelli y su equipo trabajan en varias direcciones para encontrar salidas a este pozo. Ayer dábamos cuenta en Autopista Online de cómo se perfila un plan de salvación que debería funcionar a partir de julio. Los detalles no se han concretado, pero sí han explicado que se trata de un programa productivo y financiero para relanzar la empresa.

En los últimos meses ya se han aplicado medidas para taponar todas estas vías de agua, como la paralización de algunas factorías, el despido de 8.000 empleados y la venta de varios activos, como la aseguradora Toro o la división de aviación.

Al tiempo que se aplica ese plan de futuro se pondrá en marcha un lanzamiento masivo de nuevos modelos para recuperar la atención y el favor del público. Entre ellos destaca el nuevo Punto, que viene para sustituir al modelo actual, un superventas en horas bajas. Los Gingo e Idea, aparecidos este año, también contribuirán desde el otoño a mejorar las ventas. Alfa Romeo, por su parte, venderá una gama de modelos muy deportivos que competirá con la serie M de BMW

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...