En marcha el Madrid post-electoral

Ya se perfila cómo será Madrid a partir del próximo 25 de mayo, fecha de las elecciones autonómicas. Mientras el PSOE aboga por un metro más barato y con más horarios, el PP se compromete a construir más paradas. Tampoco se olvidan de las carreteras y, en especial, de la M-30, "una de esas cicatrices que debemos saturar", según el equipo de Ruiz-Gallardón.
-
En marcha el Madrid post-electoral
En marcha el Madrid post-electoral

Es el momento de las promesas electorales: el candidato socialista al Gobierno regional de Madrid, Rafael Simancas, ha asegurado que -si su partido gana- el abono joven de transporte se ampliará hasta los 26 años (en vez de los 21 años actuales).

Los socialistas quieren adaptar el transporte público a un gran núcleo de la población madrileña: los jóvenes (según sus cálculos, el 23,4 por ciento de los habitantes de la comunidad). Por eso, se han comprometido a abrir el metro ininterrumpidamente los fines de semana, a reforzar los famosos "buhos" (los autobuses interurbanos que funcionan por las noches) y a ampliar los horarios nocturnos de los trenes de cercanías. Además, comunicarán mejor los polígonos industriales y los lugares de ocio: con esta medida, pretenden evitar que los madrileños tengan que coger el coche cuando salen de marcha.

Los jóvenes no serán los únicos beneficiados: los socialistas también se han comprometido a ayudar a todos aquellos que tienen dificultades económicas para hacer frente a los precios de los billetes. Según sus cálculos, el transporte público se ha encarecido en la capital un 21 por ciento en sólo tres años, por lo que congelarán sus tarifas hasta que se equiparen al incremento del IPC.

Para el equipo de Rafael Simancas, llevar a cabo estas propuestas supondrá una inversión de 24 millones de euros durante la próxima legislatura, es decir, en cuatro años.

El Partido Popular dice del equipo de Simancas que "siempre va a remolque". Su rival en la Presidencia de la Comunidad, Esperanza Aguirre, ya se había comprometido a dar un espaldarazo al metro: construir 60,2 kilómetros más y edificar paradas en Alcobendas, en Pinar del Rey, la Peineta, La Elipa y Arganzuela, entre otras.

El Partido Popular argumenta que ellos cuentan con una ventaja frente al Partido Socialista: su equipo económico -actualmente en el Gobierno- sabe a la perfección "los recursos con los que cuenta la Comunidad".

Además, el Ayuntamiento madrileño -al que ahora opta Alberto Ruiz-Gallardón- quiere mejorar el metro antiguo, el que supone "una herencia del PSOE", e igualar su calidad a las líneas que ellos han proyectado en estos años. Su apuesta, que los trenes de metro pasen cada minuto por las líneas 3, 5 y 6.

Ruiz Gallardón ha asegurado que "la M-30 por una parte representa una de esas cicatrices urbanas que debemos suturar en la medida que sea posible y, por otra, es una vía de circulación fundamental de la que no podemos prescindir". Por ello, han proyectado 19 actuaciones concretas en esta carretera de circunvalación.

Más que una vía rápida, la M-30 se debe constituir en "un gran distribuidor de tráfico". El Ayuntamiento se tendrá que hacer cargo de ella en breve -en la actualidad su titular es Fomento- y quieren efectuarle un completo lavado de cara: aumentar la capacidad del puente de Embajadores, construir un túnel que conecte con Sor Ángela de la Cruz y eliminar el paso elevado de Cuatro Caminos son algunas de sus propuestas.

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...