El Estado no paga el PIVE: peligro para los concesionarios

El retraso del Estado a la hora de pagar la parte que le corresponde del Plan PIVE ha puesto a los concesionarios en una difícil situación económica.
Rubén Leal.

Twitter: @Rubenleal_motor -

El Estado no paga el PIVE: peligro para los concesionarios
El Estado no paga el PIVE: peligro para los concesionarios

El retraso en la liberación de los fondos del Plan PIVE por parte del Estado hace difícil a los concesionarios que mantengan su estabilidad económica. Estos se ven obligados a adelantar la totalidad de los incentivos por vehículo vendido, estimado en 1.000 euros por parte del concesionario y otros 1.000 euros del Estado. La tardanza media es de 4 o 5 meses, de manera que los 175 millones de euros de los PIVE 6 y 7 se han empezado a recibir ahora.

El problema es que los gastos financieros -4,8 millones de euros- que han generado los concesionarios para poder adelantar estos presupuestos millonarios no son asumidos por las arcas públicas. Esto ha hecho que algunas pequeñas y medianas empresas ya están teniendo problemas a la hora de realizar los pagos a Hacienda y a sus trabajadores.

Los directivos del sector, por su parte, advierten que es necesario aprobar el Plan PIVE 8 lo antes posible para evitar una caída de entre el 30 y el 40 por ciento en la venta de automóviles.

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...