Maserati

La prestigiosa Maserati siempre llega a los salones entre el fragor de su leyenda y la sofisticación de sus propuestas. En la mañana del 11 de septiembre mostraron por primera vez el nuevo Spyder , que es una derivación del 3.200 GT coupé, pero que tiene entidad para ser considerado un modelo totalmente ex novo.
-
Maserati

Descapotable y biplaza, este bellísimo deportivo se anima con un motor V8 atomosférico con un total de 48 válvulas. Cubica 4,2 litros y ofrece unos nada desdeñables 390 CV a 7.000 rpm. El par, unos asombrosos 451 Nm, encuentra su máximo a las 4.500 rpm. Los italianos han aligerado en 20 kg el motor, al que se le han quitado algunas partes muy orientadas a la competición. También se ha elegido una transmisión diferente a la del 3.200. Se trata de una caja de cambios de seis marchas y funcionamiento semiautomático con accionamiento secuencial, el denominado "Cambiocorsa", que viene heredado de la Fórmula 1. Su gran peculiaridad es que va montada justo al lado del diferencial trasero, y no a la salida del motor. Esta disposición facilita un más correcto reparto de pesos. Además, esta caja permite elegir entre varios tipos de conducción, entre ellas las más deportivas.

El Maserati Spyder puede llegar a parecer un “hermano pequeño” del 3200 GT, con el que comparte el diseño de la parte frontal, pero, en realidad, la marca italiana ha rediseñado toda la plataforma y planea trasladar al coupé las modificaciones realizadas en este modelo, además del nuevo motor y la recién estrenada distribución de la mecánica.
La novedad principal es un motor de 8 cilindros en V, en lugar del tradicional propulsor biturbo que ha sido la seña de identidad de Maserati durante 20 años. Se trata de un motor de 4,2 litros con 48 válvulas que desarrolla 390 CV a 7.000 rpm. Según la marca italiana, este propulsor pesa 20 kilos menos que el montado en el 3200 GT (un 3,2 litros dotado de turbo y con 8 cilindros en V), ya que tiene menos partes y especificaciones deportivas, como la lubricación por cárter seco.

El Spyder también ha recibido una nueva distribución de su mecánica. Así, en lugar de montar la caja de cambios (de seis marchas y con control electrohidráulico) justo detrás del motor (como hace el coupé), el nuevo modelo coloca la transmisión delante del diferencial trasero. Con este emplazamiento, la distribución del peso cambia y es más equilibrada (53 por ciento delante - 47 por ciento detrás).

La lona del techo también está controlada por un sistema electrohidráulico, que permite plegarla y guardarla es un espacio cerrado, situado detrás de los asientos y separado del maletero, por lo que la capacidad de carga no se reduce.

Aunque la marca italiana aún no ha anunciado los precios del Spyder en Europa, se espera que sean mayores que los del coupé (13.311.000 pesetas).

Maserati presentará este roadster de dos plazas en el Salón de Frankfurt, que se celebrará en septiembre, y espera fabricar más de 1.600 unidades al año, de las que 1.200 se destinarán al mercado estadounidense.

Te recomendamos

No hay mejor manera de conocer un producto que poder probarlo a fondo. Bridgestone y ...

El retrato más personal que encontrarás de mítico piloto Ayrton Senna, con hasta 25 h...

SEAT, Autopista y el Máster en Styling y Diseño de la Universidad Politécnica de Vale...

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...