Mal estado del coche, más accidentes

Un reciente estudio demuestra que el mal estado de las piezas de los vehículos y su desconocimiento por parte del conductor provoca un gran riesgo de accidentes. Con una simple revisión, se podrían evitar.
-
Mal estado del coche, más accidentes
Mal estado del coche, más accidentes

Las vacaciones de verano están a la vuelta de la esquina y debemos ser conscientes de los riesgos al volante. Por esto, el Instituto Universitario de Tráfico y Seguridad Vial (Intras) y Norauto han presentado un informe sobre el grado de seguridad de un vehículo en función del estado de sus sistemas de seguridad activa.

Tras 16 meses de investigación, los técnicos nos han revelado algunos datos. El mal estado de los neumáticos, amortiguadores, pastillas y discos de freno son causas de accidente que se podrían evitar con “conocimiento y responsabilidad” por parte del conductor.

El estudio tenía dos objetivos principales: conocer el estado del deterioro de las piezas y elaborar un programa de sensibilización para los usuarios.

El catedrático de Seguridad Vial Luis Montoro ha señalado que “en un accidente pueden intervenir el factor humano, el estado de la vía y el vehículo, el gran olvidado”. Por ello, Montoro ha querido destacar que el conocimiento del estado del coche es un riesgo de accidentes que podemos evitar.

El estudio se ha centrado en tres elementos de riesgo: los neumáticos, que en mal estado pueden provocar un reventón o pérdida de control; los frenos, que pueden incrementar la distancia de frenado y los amortiguadores, que pueden incrementar la distancia de frenado en dos metros circulando a 50 Km/hora.

El estudio refleja los siguientes datos:
- El 56,09% de los vehículos analizados llevaba al menos uno de los neumáticos con una profundidad de escultura inferior al límite legal
- El 91,6% de los vehículos tenía el sistema de frenado (pastillas y/o disco/pastillas) excesivamente desgastado.
- El 72,2% de los vehículos que sustituyeron los amortiguadores los llevaba con fuga de aceite y pérdida de eficacia.

Otro aspecto de este informe se ha centrado en revisar la relación entre el riesgo real del estado de las piezas y el riesgo percibido por los usuarios. Los datos lo dicen todo. La percepción de riesgo de tener un accidente en función del estado de todas las piezas es bastante inferior al estado real de deterioro de las mismas. Además, el sujeto que ha sufrido un accidente no aprende lo suficiente de la experiencia, dado que sigue percibiendo, en general, un riesgo menor.

Un dato revelador ha sido que, mientras en Europa los períodos de revisión de los vehículos es de entre tres y seis meses, en España este período puede llegar a los doce meses.

<

p> Por último, hay que destacar que estos datos apuntan a la necesidad de realizar campañas de sensibilización y concienciación dirigidas a los usuarios de los vehículos en relación con la importancia de un adecuado mantenimiento de su vehículo.

<

p> Así que no lo olvides: antes de irte de vacaciones, revisa tu vehículo.

¿Qué opinas sobre el nuevo carnet por puntos?

Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...