Madrid es ya un movimiento antiparquímetros

Los vecinos de la capital siguen manifestándose en contra de los parquímetros que “pueblan” la ciudad. La última concentración se produjo el pasado sábado para exigir que se elimine todo el servicio de estacionamiento regulado (SER) en los barrios históricos.
-
Madrid es ya un movimiento antiparquímetros

La marcha antiparquímetros comenzó en la plaza de Callao a las 19:00 horas del pasado sábado y llegó una hora y media después a la plaza de la Villa, sede del Ayuntamiento de Madrid. La asistencia al acto es diferente dependiendo de la fuente consultada. La policía municipal asegura que fueron unas 400 personas, mientras que los convocantes contabilizaron a 5.000 personas en la manifestación.

<

p> Y es que, a pesar de que la semana pasada el Consistorio retiró algunas de las nuevas plazas de zona azul, los vecinos demostraron que siguen molestos con la medida e increparon al alcalde, Alberto Ruiz Gallardón, para que deje el color de los aparcamientos en blanco. Según los cálculos de los manifestantes, el acto de eliminar algunas plazas azules de la semana pasada sólo supone un 1 por ciento del total de la zona SER.

<

p> Pero no sólo los vecinos están molestos. Los empresarios aseguran que la última ampliación del SER perjudica “gravemente” a los comerciantes. Salvador Bellido, presidente de la Confederación General de las Pequeñas y Medianas Empresas (COPYME), asegura que perderán 370 millones de euros al año: “No queremos ser alarmistas, pero hay que decirle al alcalde que, de este modo, Madrid se muere lentamente”.

<

p> Los empresarios ya propusieron al Ayuntamiento la implantación de una tarjeta naranja para comerciantes y autónomos. Con este distintivo se puede aparcar durante cinco horas al día, previo pago de 350 euros al año. Pues ahora lo que piden los comerciantes es que la zona naranja sea revisada y se amplíen esas plazas.

<

p> Y, como ocurre en todos estos asuntos, también hay una cruz en esta moneda. Los comerciantes de la Asociación de Empresarios de la Gran Vía están de acuerdo con los parquímetros, porque, según ellos, se ha favorecido la rotación de plazas y la movilidad en el centro.

El consejero de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid, Mariano Zabía, ha asegurado que durante las obras de ampliación de la M-501 no se va a talar ni un solo árbol, a no ser que “por exigencias estrictas” del proyecto “sea necesario moverlo”.

Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...