Londres estudia aplicar tasas verdes a los vehículos que más contaminen

El consejo municipal de un lujoso barrio del suroeste de Londres, Richmond upon Thames, ha presentado un plan para gravar con tasas de aparcamiento más elevadas a aquellos vehículos residentes susceptibles de contaminar más. En el punto de mira de los responsables de la iniciativa se encuentran los propietarios de todo terrenos y grandes monovolúmenes.
-
Londres estudia aplicar tasas verdes a los vehículos que más contaminen

Según el borrador del proyecto, los coches que más consumen y, por tanto, más contaminantes podrían ser penalizados con permisos de aparcamiento hasta tres veces superiores que los actuales. Asimismo, a los propietarios de segundos y terceros vehículos les sería cobrado el doble de la tasa normal por cada uno de ellos.

Por ejemplo, el dueño de dos Jaguar debería abonar 750 libras anuales (en torno a los 1.200 euros) por los derechos de aparcamiento en el vecindario de Richmond upon Thames -uno de los distritos londinenses con las tasas más elevadas de emisiones de dióxido de carbono-, 300 por el primero y 450 por el segundo. En estos momentos, paga 200 libras por los dos (casi 300 euros).

<

p> El plan también incluye exenciones para los propietarios de vehículos eléctricos y descuentos de hasta el 50 por ciento para los conductores de coches respetuosos con el medio ambiente.

No es la primera ocasión en que el debate sobre la aplicación de tasas verdes a los vehículos contaminantes trasciende el ámbito parlamentario británico para instalarse en un plano local, pero sí que es la primera vez que puede concretarse en una normativa municipal. En fechas pasadas el alcalde de Londres, Ken Livnigstone, realizó una propuesta similar aunque aplicada a los derechos de transito en la “city”, el conocido peaje urbano de Londres. Livingstone planea aumentar el impuesto por circular en la capital hasta 25 libras (37 euros) al día a los propietarios de grandes todo terrenos, todo caminos y crossovers. Del mismo modo, proyecta reducir ese gravamen para los conductores de vehículos más limpios a sólo 8 libras (12 euros) al día. Aún está en suspenso.

Un responsable municipal del distrito de Richmond upon Thames, Serge Lourie, justificó la iniciativa alegando que “el cambio climático es el reto más importante al que se enfrenta el mundo en la actualidad. No podemos enterrar nuestras cabezas en la tierra por más tiempo y actuar como si esto no estuviera ocurriendo o como si dependiera de terceros. Durante tiempo ha sido visto como un problema que sólo gobiernos centrales u organizaciones internacionales podrían resolver”. “Es hora”, continuó, “de que comencemos a actuar a un nivel local”.

<

p> La propuesta será debatida en el próximo pleno del Ayuntamiento que tendrá lugar el 6 de noviembre. De aprobarse, se aplicaría por primera vez una tasa verde a los automóviles en Gran Bretaña.

Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...