General Motors cierra la planta de Portugal

General Motors ha echado el cierre definitivo a su planta portuguesa de Azambuja. La factoría, que ha estado montando los Opel Combo, no es rentable y se ve obligada a parar las máquinas y a trasladar su producción a la planta española de Figueruelas, en Zaragoza. Un total de 1.160 empleados perderán su puesto de trabajo.
-
General Motors cierra la planta de Portugal

Tal y como se temía, Azambuja no ha podido resistir la presión que vive la industria automotriz y ha cedido. Después de meses de negociaciones, los sindicatos, la Administración y la multinacional no han encontrado la forma de hacer más competitiva la planta. Según Eric Stevens, vicepresidente de General Motors para Europa, “el problema no se relaciona con la calidad, sino con los costes”. En este sentido, General Motors asegura que fabricar en la factoría portuguesa le supones una desventaja competitiva de 500 euros por vehículo y se acumulan unas pérdidas de 35 millones por año, con lo que no puede mantener abiertas las instalaciones y cerrará las puertas en diciembre.

<

p> Para entonces, se habrá organizado ya el traslado de la producción de los Opel Combo a la planta aragonesa de Figueruelas, que ayer recibía con pesar la noticia del cierre de Azambuja.

<

p> La plantilla zaragozana no quiere asumir el nuevo modelo sin que antes General Motors compense adecuadamente a los trabajadores lusos que se quedan sin empleo. "No admitiremos nunca que el Combo venga aquí sin un acuerdo con nuestros compañeros portugueses y sin compensaciones hacia ellos", asegura Juan Carlos Sánchez, presidente del Comité de Empresa de Figueruelas.

<

p> Con ese traslado, Figueruelas tendrá que hacerse cargo de las 75.000 unidades del Opel Combo que se hacen en Azambuja, con lo que su plantilla tendrá más carga de trabajo y, por tanto, mayor estabilidad. Así lo ha entendido el Gobierno de Aragón, que ha calculado que se crearán unos 800 puestos de trabajo más y se consolidará el empleo en la planta de Zaragoza, que ya fabrica los Corsa y los Meriva.

Desde el Gobierno portugués se ha expresado la “sorpresa” que ha provocado la tajante decisión de General Motors. El ministerio de Economía ha reaccionado con contundencia y ha exigido al fabricante que cumpla sus acuerdos. Según las autoridades lusas, General Motors se había comprometido a mantener la producción hasta finales de 2008 a cambio de recibir “incentivos finacieros, fiscales y fondos de apoyo a la formación profesional”. Así las cosas, Portugal reclama a General Motors la devolución de 30 millones de euros entregados para estos conceptos.


Desde el ministerior de Economía se aseguró también que, dado que los fondos concedidos a GM son europeos, “el Estado portugués no dejará tampoco de subrayar las implicaciones de esta actitud de GM en el ámbio europeo”.

Eric Stevens reconoció que, efectivamente, la compañía tendrá que devolver alguna cantidad al gobierno, pero negó que esta compensación vaya a ser tan elevada como pretende Lisboa.

<

p> A lo que sí se ha comprometido GM es a trabajar con los empleados y los sindicatos para encontrar el mejor acuerdo de transición. En este sentido, el propio presidente de GM en Europa, Carl Peter Foster, explicó que han “estado orgullosos durante muchas décadas de producir vehículos en Portugal con unos trabajadores excelentes, pero las condiciones microeconómicas no nos dejan otra alternativa que no sea el traslado de la producción a Zaragoza”.

General Motors pasa por grandes apuros a escala mundial y, desde luego, en Europa no vive mejores momentos. Después de aplicar un importante plan de ajuste que permitió el rescate de Opel, la compañía vuelve a atravesar malos momentos y todavía se mantiene en los números rojos. En 2004 perdió 742 millones de euros y en 2005, 375 millones. Para seguir recortando las pérdidas, no queda más remedio que apretar más los ajustes, así que van soltando lastre, como es el caso de Azambuja.
Sin los trabajadores portugueses, la plantilla europea de General Motors, que incluye las marcas Opel, Vauxhall y Saab, entre otras, alcanza las 64.500 personas. En 2005, la compañía vendió 1,98 millones de coches en todo el continente, aproximadamente el 9,4 por ciento de todo lo que se vendió en Europa.

Mientras sofoca el conflicto portugués, General Motors tiene abierto otro frente muy importante, la posible alianza con el entramado empresarial Nissan-Renault. Como se sabe, la pasada semana, a instancias de su accionista principal, Kirk Kerkorian, la multinacional americana planteó la posiblidad de unirse con las otras dos compañías. La idea, que ha sido bien acogida por Nissan y Renault, ha empezado a rodar y ya surgen los primeros inconvenientes.
Para empezar, los expertos consideran muy difícil que las tres compañías puedan unificar sus compras. Es casi imposible encontrar suministradores para un montante total de 156.000 millones de dólares anuales en componentes y, sobre todo, al precio que sería capaz de negociar este gigante de tres cabezas.

<

p> Otro problema sería el conflicto entre productos y mercados. Así, en Estados Unidos General Motors y Nissan se disputan a los mismos clientes, con lo que cuesta creer que los japoneses puedan ayudar a los norteamericanos para que hagan coches mejores.

<

p> En principio, la alianza debería nerse en marcha el próximo viernes, cuando se reúnan Richard Wagoner y Carlos Ghonsn, presidentes de GM y Nissan-Renault respectivamente. Ghosn, con su larga experiencia reflotando compañías, se ofrece como el hombre capaz de salvar a General Motors. Sin embargo, el camino en la unión será tortuso y largo.

¿Crees que hay crisis en la industria de la automoción? Opina en nuestro foro sobre la actual situación de la industria del automóvil .

Te recomendamos

Range Rover sorprendió a todos con la llegada de su último SUV. El Range Rover Velar ...

Hablar del MINI Countryman Híbrido Enchufable es hablar de un SUV camaleónico, que aú...

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...