Ferdinand Piëch, investigado en el caso de los sobornos de VW

Un nuevo nombre ha salido a la luz como implicado en el caso de corrupción de Volkswagen: Ferdinand Piëch. Antiguo presidente de la marca y actual directivo del Consejo de Vigilancia de la empresa, el nieto de Porsche ha sido acusado por uno de los miembros del grupo alemán de estar al corriente de las supuestas irregularidades de la marca. Tres personas cercanas a Piëch han sido llamadas por la fiscalía para esclarecer su supuesta participación.
-
Ferdinand Piëch, investigado en el caso de los sobornos de VW
Ferdinand Piëch, investigado en el caso de los sobornos de VW

El caso de corrupción de Volkswagen ha dirigido su rumbo hacia un nuevo nombre: nada menos que Ferdinand Piëch. Así se da un giro inesperado a esta historia que comenzó el verano de 2005 con las acusaciones a Klaus Volkert, ex presidente del Comité de Empresa del fabricante en Alemania, y Helmuth Schuster, presidente de Skoda, sobre una supuesta red de empresas fantasmas y sobornos al departamento de personal (basado en viajes de lujo y placer que incluían un teórico pago a prostitutas en Copacabana).


Ayer, dos nuevos nombres acudían al Tribunal bajo acusación: el ex jefe de personal de Volkswagen, Peter Hartz, por la firma de dietas desmesuradas y más de cuarenta casos de desfalco y Hans-Jürgen Uhl, diputado socialdemócrata en Alemania y antiguo miembro de la dirección del grupo alemán durante años, en conocimiento de los ilegales movimientos.

Ambos directivos han sido condenados por el Tribunal: Hartz, el peor parado, cumplirá una pena de dos años en libertad condicional y estará obligado a pagar una multa de 576.000 euros; por su parte, Ulh deberá pagar 39.200 euros, tras admitir su participación en el caso

Desde que el escándalo salió a la luz, Piëch ha negado categóricamente estar en conocimiento del mismo, pero, esta semana, el ex presidente del Comité de Empresa, Klaus Volkert, ha señalado al nieto de Porsche, antiguo presidente del grupo Volkswagen y actual presidente del Consejo de Vigilancia de la empresa. Por este motivo, la fiscalía que se encarga del caso ha llamado a testificar a tres personas cercanas a Piëch: Rubert Reich, ex directivo de Volkswagen, Rupert Stadler, actual presidente de Audi, y Bruno Adelt, ex director financiero de la empresa. Según declara Adelt, éste anunció en su momento a Piëch sobre los sospechosos gastos que se estaban cargando en las cuentas de la empresa, por lo que el ex directivo abrió incluso una comisión de investigación con objeto de esclarecer estas supuestas irregularidades. Estas declaraciones podrían suponer pruebas suficientes para demostrar que el ex directivo estaba al corriente de los ilegales movimientos.

Mientras que Volkswagen ha negado la implicación de Piëch en el caso, si se confirma la versión de Bruno Adelt, el antiguo directivo podría llegar a formar parte del entramado de nombres envueltos en el caso, pasando de testigo a acusado. Todo ello, supondría un duro golpe para la imagen y el prestigio del dirigente que, como miembro de la familia Porsche, controla gran parte del mayor fabricante de vehículos deportivos en Europa y, por ende, desde hace pocos días, dueño del 31 por ciento activo del grupo Volkswagen.

Te recomendamos

Estrella Galicia apuesta por este ingrediente para su última creación...

Elegir al mejor coche del año tiene premio. Participa en Best Cars 2019, decide quién...

El nuevo MINI Countryman PHEV (híbrido enchufable) es un MINI en estado puro, un coch...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Cero emisiones y cero restricciones, así es el nuevo MINI Coutryman Híbrido Enchufabl...

El nuevo Mitsubishi Outlander PHEV es uno de los SUV más polivalentes del mercado: en...