Publicidad

Deportivos eléctricos

Parece que 2010 será el año en el que se incorporen a la industria del automóvil los coches híbridos y eléctricos de forma más o menos numerosa. Pero, ¿cómo serán los vehículos deportivos cien por cien eléctricos? Algunos son prototipos, pero muchos otros son ya auténticas realidades. Lightning GT, Tesla Roadster, Protoscar Lampo… ¿con cuál te quedas?
-
Deportivos eléctricos
Deportivos eléctricos

La empresa suiza Rinspeed presentará en el Salón de Ginebra el prototipo el iChange, un prototipo de deportivo eléctrico capaz de adaptar su interior y algunos elementos de la carrocería según el número de ocupantes que viajen en él. La configuración de su habitáculo puede estar preparada para dar cabida a un solo pasajero, a dos o a tres.

El techo de cristal, que incluye paneles solares, se abre de forma vertical de detrás hacia delante. Estos paneles solares se encargan de captar la energía del sol y la utiliza para dos fines: en primer lugar, aporta la energía necesaria para mantener la temperatura idónea en el habitáculo; y, en segundo lugar, capta la energía solar, la transforma en eléctrica para posteriormente almacenarla en las baterías de ión-litio.

Estas baterías de origen Siemens junto al motor eléctrico (de 160 kW, unos 204 CV) también fabricado por el especialista alemán constituyen la columna vertebral de la estructura técnica del Rinspeed iChange. La práctica totalidad de la carrocería y del interior se han fabricado en fibra de carbono y aluminio, lo que hace que el peso total del prototipo se cifre en 1.050 kg. Las prestaciones anunciadas por la casa suiza no son desdeñables: 220 km/h de velocidad punta y una aceleración de 0 a 100 km/h en algo más de cuatro segundos. Más sobre el Rinspeed iChange.

.

Shelby SuperCars (SSC), una pequeña empresa con cuartel general en Washington (Estados Unidos), acaba de anunciar en un comunicado que ya tiene todo preparado para el desarrollo final de la versión eléctrica de su superdeportivo Ultimate Aero.

Según la empresa estadounidense, su SSC Ultimate Aero EV será el deportivo eléctrico que precisará de un menor tiempo de recarga de sus baterías. Aseguran, que en sólo 10 minutos y conectado a una toma de corriente de 220 Voltios (el Tesla Roadster, uno de los deportivos eléctricos más desarrollado, necesita tres horas y media), la carga de las baterías de ión-litio permitirán gozar a este superdeportivo de una autonomía de entre 150 y 200 millas (unos 320 km en el mejor de los casos). El secreto parece radicar en una nueva tecnología denominada All-Electric Scalable Powetrain (AESP), o dicho de otro modo, un revolucionario motor eléctrico.

En el caso del SSC Ultimate Aero EV, incorporará dos AESP (unidades eléctricas) con una potencia total aproximada de 1.000 CV. Desde Estados Unidos, se asegura que este superdeportivo podrá acelerar de 0 a 100 km/h en unos 2,5 segundos y podrá alcanzar las 208 millas por hora (334 km/h). La versión con motor de gasolina, el SSC Ultimate Aero 6.3 V8 de 1.183 CV, es el modelo de producción más rápido del mundo al alcanzar en 2007 los 413,78 km/h.

Desde el otro lado del Atlántico, se asegura que la primera unidad de preserie del SSC Ultimate Aero EV estará lista a mediados de 2009, mientras que ya habrá unidades que podrán ser entregadas a los automovilistas que lo deseen a finales de este año.

Shelby SuperCars informa, además, que sus nuevas unidades AESP también se podrán montar en automóviles de diverso tipo. De esta forma, prepararían motores eléctricos de unos 200 CV para turismos, incluso la posibilidad de adaptar AESP’s de 1.200 CV para vehículos pesados como camiones y autobuses.

El nombre de Jim Dowle puede que no te suene a nada, pero si te decimos que este ingeniero ha fraguado gran parte de su carrera profesional en McLaren, quizás empieces a retenerlo en tu memoria, y más si te contamos que es el máximo responsable del proyecto P1-E Electric, un prototipo de deportivo eléctrico que, según su creador, ‘es una mezcla futurista del Lancia Stratos y del Lotus Exige’ (salvando las distancias, por supuesto).

Los primeros datos anuncian que el prototipo definitivo tendrá un peso de 1.055 kg. Incorporará dos motores eléctricos (uno en cada eje) cuya potencia total estará en torno a los 290 kW (el equivalente a 390 CV). Imagínate qué cóctel tan explosivo: casi 400 CV en un deportivo de poco más de 1.000 kg. Con las baterías a plena carga, se estima que este deportivo pueda gozar de una autonomía de unas 200 millas (unos 320 km). Otros de los detalles técnicos anunciados en un primer momento hacen referencia a la posibilidad de que incorpore tracción a las cuatro ruedas y, cómo no, sistema de recuperación de energía en las frenadas (frenada regenerativa).

Los planes de comercialización y desarrollo de Jim Dowle son muy ambiciosos: fabricar tres unidades de su deportivo eléctrico en los próximos dos años y fabricar y vender unas 500 unidades de su P1-E Electric en 2012.

El Eliica es una de las joyas eléctricas que nos llega de Japón, en cuyo país hay auténtica devoción por este automóvil. Su diseño no deja indiferente a nadie, con 5 metros de longitud y ocho ruedas. Esta original pieza de ingeniería es responsabilidad de Hiroshi Shimizu y de la universidad nipona de Keio.

Próxima a cada una de las ruedas, hay un motor eléctrico de 60 kW (unos 80 CV). Seguro que ya has echado cuentas: el Eliica presume de 640 CV eléctricos que se encargan de mover con agilidad los casi 2.400 kg que pesa este peculiar automóvil.

Los primeros tests realizados con el Eliica señalan que alcanzó los 370 km/h de velocidad máxima y una aceleración de 0 a 100 km/h en 4 segundos.

Dos de las cualidades que más valoran los amantes de los automóviles deportivos son la aceleración y la velocidad punta. Si tú eres uno de ellos, haz un hueco en tu memoria para almacenar bien en tu disco duro este nombre: Wrightspeed AR-71. Este modelo en realidad es una evolución de otro anterior y de similar diseño denominado Ariel Atom (cuya última versión monta un motor V8 de 500 CV de origen Honda). En este prototipo se anuncian tres motores eléctricos de 190 kW (260 CV).

Las primeras pruebas del Wrightspeed X1 Prototype han demostrado que sus prestaciones son similares e incluso superiores a algunos de los automóviles deportivos del momento. De hecho, en el vídeo que te mostramos abajo se aprecia cómo pasa literalmente por encima a dos auténticos pesos superpesados en el segmento de los deportivos, como son el Porsche Carrera GT y el Ferrari 360 Spyder.

Lo que más ha sorprendido en sus tests ha sido el poder de aceleración. Sólo emplea algo menos de 3 segundos en alcanzar los 100 km/h con salida parada. En cuanto a su velocidad máxima, ésta está autolimitada automáticamente a 180 km/h. Respecto a su autonomía, se estima unos 160 km, cifra que se rebaja a 100 km en un uso exclusivamente urbano.

El diseñador de esta bala eléctrica es Ian Wright, antiguo trabajador de la compañía Cisco. Este personaje ha adelantado que podrá lanzar un prototipo homologado para circuitos en unos 18 meses; no descarta incluso desarrollar un modelo de calle en unos tres años.

Por el momento, te mostramos el vídeo del Wrightspeed en el que muestra sus aptitudes. Agárrate a tu asiento, que despegamos…

Los más reales

Galería relacionada

Deportivos eléctricos.