Publicidad

¿Cuánto cuesta pintar el coche en España?

Entre los trabajos de chapa y pintura del coche, saber cuánto cuesta pintarlo es una de las cuestiones más demandas: la media en España es de 1.372 euros.
Elena Sanz.

Twitter: @ElenaSB -

¿Cuánto cuesta pintar el coche en España?
¿Cuánto cuesta pintar el coche en España?

El coche se ha convertido en una herramienta prácticamente imprescindible en el día a día, pero cuando toca pasar por el taller más de uno abrazaría la opción del transporte público sin dudarlo por razones económicas, obviamente. Un estudio de Tallerator ha desvelado cuál es el servicio por el que más se interesan los conductores: pintar el coche, un trabajo cuyo precio medio en España se sitúa en 1.372 euros.

Son muchos los encargos que los talleres reciben relacionados con la chapa y la pintura de los vehículos y saber cuánto va a costar un lavado de cara al coche es una de las preguntas que más se hacen los usuarios. El estudio de Tallerator, basado en las múltiples solicitudes gestionadas por este comparador online de talleres, incluye el IVA además del resto de gastos y tasas. Recopiladas las cantidades, sobre la mesa aparece una cifra: 1.372 euros. El precio medio de lo que cuesta pintar un automóvil en España.

Los datos recogidos ponen de manifiesto que la provincia más económica para renovar la pintura de un vehículo por entero es Badajoz: 726 euros. Le siguen de cerca Las Palmas, Cádiz y La Rioja, cuyos catálogos de precios ya alcanzan las cuatro cifras: 1.001, 1.028  y 1.040 euros respectivamente. Las tarifas más caras de pintura se disparan hasta los 2.000, la media exacta de Guipúzcoa. Los precios en las cinco principales provincias españolas oscilan en torno a la media nacional desde los 1.162 euros de Madrid hasta los 1.710 de Zaragoza pasando por Sevilla (1.376), Barcelona (1.468) y Valencia (1.690).

También te puede interesar

- ¿Quieres un coche nuevo? Antes, valora tu coche gratis

Uno de cada diez talleres mecánicos clandestinos está en Castilla y León

- Problemas con el concesionario o taller: exige hojas de reclamaciones