El nuevo Clio se hará en Valladolid

La semana pasada fue pródiga en buenas noticias para la automoción española. Después de que General Motors anunciara que la planta de Opel en Figueruelas fabricará el Meriva, Renault y los sindicatos han alcanzado un acuerdo para que la planta de Valladolid monte el Clio.
-
El nuevo Clio se hará en Valladolid
El nuevo Clio se hará en Valladolid

El acuerdo de Valladolid pone paz en una factoría muy necesitada de buenas noticias. Con lo mal que han funcionado las ventas del Modus (en el límite de la viabilidad económica), los trabajadores de la planta castellana se temían alguna acción drástica por parte de Renault, así que la concesión del Clio fue un primer bálsamo. Ahora, el pacto para organizar la nueva producción es, otra vez, un calmante para esta dolorida industria automotriz.

<

p> Se suma, además, a los acuerdos alcanzados estos días en Zaragoza, donde se producirá el futuro Opel Meriva, y en Ávila, donde Nissan va a montar más camiones para Renault Trucks.
Son, en definitiva, buenas noticias para la automoción española, que espanta un poco más el fantasma de la deslocalización. Eso sí, a cambio de mantener la producción aquí, los trabajadores ven cómo sus condiciones laborales se hacen cada vez menos agradables. Se expande la llamada flexibilización.

A última hora del viernes, el Comité Intercentros de Renault en España y la dirección de la empresa francesa alcanzaron un acuerdo laboral que permitirá que la fábrica de Renault en Valladolid monte el nuevo Clio a partir del próximo mes de septiembre.

<

p> El acuerdo pone fin a un largo serial de encuentros y desencuentros que ha puesto en peligro la propia supervivencia de la fábrica pucelana. De hecho, a mediados de la semana pasada, las negociaciones estaban rotas y el comité de empresa, con el respaldo unánime de la plantilla se disponía a tomar posiciones de fuerza.

<

p> Sin embargo, a lo largo del viernes se fue perfilando el pacto y, a última hora, se anunció el acuerdo. En virtud del consenso alcanzado, la fábrica parará durante 30 días para adecuarse a la producción del nuevo Clio. Los trabajadores, que no querían dejar de cobrar esos días, aceptan que 22 de ellos se incluyan en la llamada “bolsa de horas”, una especie de cuenta de horas disponibles que, más tarde, deberán devolver a la empresa en forma de esfuerzos extra cuando estos sean precisos. Además, otros seis días se permutarán por vacaciones navideñas.

Quedaban por ajustar dos días, auténtico gran problema para las negociaciones. Al parecer, como uno de esos días es sábado, los trabajadores pedían 36 euros de compensación, mientras que la empresa sólo ofrecía 24 euros. Al final, la compañía cedió y se pudo alcanzar el acuerdo.

Así, tras 12 horas de conversaciones, la factoría de Valladolid puede respirar tranquila: se garantiza carga de trabajo suficiente para mantener dos turnos de trabajo y, además, no se pierde dinero por tener que cerrar para adecuar la planta al nuevo ritmo de trabajo. Desde las centrales sindicales, Comisiones Obreras y UGT, se ha saludado con satisfacción el acuerdo y se ha calificado de “aceptable”. En su opinión sirve para alejar el posible expediente de regulación de empleo que, a su juicio, ni los ciudadanos ni los trabajadores habrían comprendido”.

Te recomendamos

Uno de los motivos principales a la hora de comprar un coche de segunda mano es el pr...

Un SUV a la última en tecnología y adaptado a los tiempos modernos. El MINI Countryma...

Bridgestone nos presenta su nuevo neumático Weather Control A005, que mantiene un ren...

Casi todo cuanto imaginas se puede comprar con dinero, menos tu tiempo, pero MINI te ...

El Jaguar E-PACE tiene el honor de ser el primer SUV compacto de la historia de la ma...

El Mitsubishi Eclipse Cross llegó rompiendo moldes entre los SUV compactos del mercad...