Bentley Continental GT y GT Speed

Decía Cervantes, el insigne escritor español de “El Quijote”, que “el sueño es alivio de las miserias de los que las tienen despiertas” y eso es lo que consigue este coupé de fantasía. El Bentley Continental GT es un sueño rodante que recibe ciertos retoques y estrena una versión más potente, denominada Speed.
-
Bentley Continental GT y GT Speed
Bentley Continental GT y GT Speed

Allá por 2003 nacía uno de los coupés más espectaculares de la historia del automóvil. Bentley, apadrinada por la todopoderosa Volkswagen, sacaba a la luz el Continental GT, un modelo de poderosas trazas y números imposibles.

Cuatro años después, el Continental GT se renueva ligeramente y, lo más importante, estrena una versión de carácter más deportivo, llamada Speed.

Las modificaciones no se han centrado en la estética, sino en otros apartados, como el del confort de marcha y la reducción de emisiones.

El Continental GT adelgaza 35 kg y se beneficia de mejoras de eficiencia en su motor de 12 cilindros en W, lo que hace que las emisiones se reduzcan en un 3,5 por ciento, quedando en 396 g/km, y que el consumo también sea menor (un porcentaje cercano al 3,5 por ciento)

Este W12 continúa con las mismas increíbles prestaciones. Sólo un par de cifras sirven para dejar constancia de la capacidad de este supercoupé: 560 CV, 66,3 mkg de par, 318 km/h de velocidad máxima y aceleración de 0 a 100 km/h en 4,8 segundos.

Lo que sí se ha mejorado es el comportamiento y el dinamismo gracias a la introducción de más piezas de aluminio en la suspensión, al estreno de nuevos amortiguadores de baja fricción y a la modificación de las leyes de asistencia de la dirección Servotronic. Además, como novedad, se incorpora la versión más actualizada del control de estabilidad, el ESP 8.1 de Bosch.

Estéticamente, los cambios son muy ligeros, con una nueva parrilla delantera más vertical y tomas de aire de mayor tamaño, destinadas a ofrecer una mayor refrigeración al propulsor. Al mismo tiempo, se estrenan embellecedores para los faros y nuevos colores para la carrocería y la tapicería.

No obstante, la principal novedad en la gama, de la que se admiten pedidos a partir de agosto, es la llegada de la versión Speed.

Se trata del Bentley de producción más potente de la historia y no es para menos, pues el W12 que rinde 560 CV en el Continental GT eleva su potencia hasta los 610 CV y multiplica su par máximo hasta los 76,5 mkg.

Las prestaciones, al mismo tiempo, son más espectaculares. Así, la velocidad máxima se sitúa en los 326 km/h, logrando alcanzar los 100 km/h desde parado en 4,5 segundos y los 160 km/h en apenas 10,2.

El incremento de potencia tiene reflejo en el chasis, que recibe ciertas mejoras. Se ajustan muelles, amortiguadores, cojinetes y barras estabilizadoras y se baja la altura de la carrocería –10 mm delante y 15 mm detrás-. Además, de serie, se incorporan llantas de 20 pulgadas con neumáticos P-Zero de alto rendimiento realizados a medida por Pirelli.

Respecto a un GT convencional, este Speed tiene la parrilla y las tomas de aire cromadas y en color oscuro, los tubos de escape más anchos y estriados y, en el interior, lo que Bentley denomina “Especificaciones de Conducción de Mulliner”, que incluye pedales deportivos de aleación y perforados, palanca de cambios en cromo y cuero y asientos y revestimientos de puertas en piel acolchada.

Te recomendamos

Con un diseño deportivo, el mayor espacio de su clase, los motores con menor consumo ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

El fabricante japonés sigue buscando los límites de su compacto y parece no hallarle ...