Arriortúa no podrá ser extraditado a Estados Unidos

Como consecuencia de un accidente de tráfico, López Arriortúa presenta graves trastornos psíquicos que le provocan pérdidas de memoria.

El industrial vasco José Ignacio López Arriortúa, conocido como Superlópez, sufre graves trastornos psíquicos, lo que podría impedir su extradición a los Estados Unidos.
En 1999, en el país americano se formuló una acusación contra el español por fraude y transporte interestatal de propiedad robada. Al parecer, el Departamento de Justicia de EE.UU. acusa a Superlópez de haber robado documentación confidencial en General Motors para usar esa información cuando pasó a formar parte de Volkswagen.
Estados Unidos presentó una demanda de extradición en nuestro país en mayo de 2000, pero, desde el principio, los abogados del industrial han alegado que su defendido sufre problemas psíquicos que le impiden comparecer ante un tribunal. Sin embargo, finalmente, Arriortúa se presentó en la Audiencia Nacional con informes médicos sobre sus problemas de salud. Hace unas semanas, se optó por someter de nuevo al empresario a pruebas médicas.
Según el forense que ha realizado las pruebas a Superlópez, éste presenta un severo trastorno de personalidad que le provoca pérdidas de memoria y que le impide comprender los efectos de sus actos. Estos problemas son fruto del accidente automovilístico que Arriortúa sufrió en 1998.
Si el industrial no está capacitado para asumir los efectos de sus actos, no podrá ser extraditado, ya que la ley considera esta situación como un impedimento para ser sometido a juicio.

Los mejores vídeos