Acuerdo entre Argentina y Brasil en el comercio de automóviles

Un documento de tres puntos suscrito por los presidentes de Argentina, Eduardo Duhalde, y Brasil, Fernando Henrique Cardoso, durante la XXI Cumbre Mercosur, recoge el acuerdo bilateral para el comercio compensado de automóviles entre los dos países y el compromiso de resolver las controversias pendientes en materia comercial.

Argentina y Brasil han firmado hoy un acuerdo bilateral en materia de comercio de automóviles que favorece claramente a Argentina, sobre todo a corto plazo, dado que establece un coeficiente de desvío de exportaciones que comenzará con un valor de dos puntos para el año 2002. Esta medida indica que, por cada dólar que Argentina importe de Brasil en productos del sector automovilístico, el primero tendrá derecho a exportar dos dólares.

Este coeficiente de desvío llegará hasta el 2,6 en 2005, mientras que el régimen de libre comercio no se instaurará hasta 2006. Estas medidas que se han alcanzado en el acuerdo se basan en la fuerte crisis que atraviesa Argentina, que ha provocado una fuerte reducción en la venta de vehículos, pero, por el contrario, ha propiciado un escenario ventajoso para las exportaciones, dada la devaluación de su moneda.

La firma del convenio que sellaron Duhalde y Cardoso tuvo lugar en un acto que se realizó en la Residencia Oficial de Olivos, en las afueras de Buenos Aires, tras la XXI Cumbre del Mercosur, en la que también participó como invitado el presidente mexicano, Vicente Fox.

El presidente de Brasil, Fernando Henrique Cardoso, afirmó, en una rueda de prensa posterior, que, "a partir de la firma de este acuerdo, se facilitará el regreso al flujo normal de comercio entre los dos países", los únicos del Mercosur fabricantes de automóviles.

Fiat seguirá en Latinoamérica
Por otra parte, el Grupo italiano Fiat, a través de su Consejero Delegado, Giancarlo Boschetti, ha afirmado hoy que, pese a la fuerte crisis económica que atraviesa la firma, ésta no abandonará Argentina y mantendrá sus inversiones en Brasil.

La compañía italiana tiene alrededor del 10 por ciento del mercado de automóviles de Argentina, mientras que en Brasil se encuentra la filial más grande que Fiat tiene fuera de Italia. La compañía fabricante liderar, con un 26 por ciento, el mercado brasileño del automóvil, cuya previsión de ventas para este año está en 1,9 millones de vehículos.

Boschetti aprovechó la rueda de prensa, celebrada en Belo Horizonte (Brasil), para explicar que la opción de compra de Fiat Auto por su socio estadounidense General Motors no será ejercida, por ahora. Según el contrato actual entre ambas firmas, la opción de compra sólo podría llevarse a cabo a partir de enero de 2004, aunque Boschetti espera que en esa fecha el Grupo italiano haya superado ya la severa crisis que atraviesa.