Vallejo, tras muchos nervios

Tras un magnífico rallye que tenía en el bolsillo, la rotura de un palier en el Porsche de Vallejo, dejó la prueba a manos de los inspectores, comisarios e informes de la Federación. Al final la victoria oficial fue para el piloto lucense, por delante de Miguel Fuster, que sigue al mando del Campeonato.
-
Vallejo, tras muchos nervios
Vallejo, tras muchos nervios

Comenzando por un bonito tramo espectáculo al lado de la playa de Samil, muy cerca de Vigo, el rallye Rías Bajas estaba centrado en la lejana Feria de Muestras al lado del aeropuerto de Peinador.

En este corto primer tramo ya Sergio Vallejo (Porsche 911 GT3) demostró sus ganas de ganar, al realizar el mejor registro delante de su afición, superando a Quique Ojeda (Subaru) y al Mitsubishi Evo X de su compañero de escudería Xevi Pons. El cuarto mejor tiempo fue para Alberto Monarri (Mitsubishi Evo IX-AR Vidal), por delante del de Burgo. Miguel Fuster montando unas nuevas gomas “cero” de BFGoodrich de agua, se equivocó y cedió 3”7 en tan solo 1,370 Km. En la Copa Suzuki Esteban Nuñez fue el más rápido, mientras que sendos errores frenaron a Miguel Arias (Clio R3) y a Alberto Meira (Evo IX).

Al día siguiente muy de mañana, siguió el tiempo espléndido y muy caluroso y Sergio Vallejo comenzó desde el primer tramo a imponer la caballería de su Porsche 997-Profilatex, ganando los dos primeros tramos antes del primer reagrupamiento en Peinador. Fuster aprovechó su caballería y que los tramos estaban aún limpios, para situarse segundo por poco delante del Mitsubishi-Nupel de Pons y del Subaru de Ojeda. “voy a tope, comentaba Vallejo, pero ya los otros, como Pons y Fuster, en las segundas pasadas se acercan e incluso me ganan…”.

En la repetición de los tramos y con mucha gente, ya había un poco de gravilla en las cunetas y ello permitió a Pons lograr su primer mejor tiempo del rallye, alzándose en segunda posición, posición que perdió por poco al llegar a la segunda asistencia del día, tras un mejor tiempo de Fuster en la primera pasada del tramo de Fornelos. En ese momento ya faltaban los hermanos Arias (Clio R3) por salida de carretera y Víctor Senra (Mitsubishi Evo X) que había roto el cambio y Esteban Nuñez (Suzuki), también por salida.

Por la tarde el calor apretaba de veras y Vallejo seguía aumentando su ventaja hasta que llegaba al final del tramo de Mondariz, en el que el Porsche llegaba con problema y casi no se detenía en el control stop. Sergio Vallejo había roto un palier y comunicaba a su equipo que llegaría con el tiempo justo al control horario de llegada a la asistencia, y no se detendría en la subida del control, para no dañar el embrague.

Todos estaban esperando en el control y cuando le tocaba entrar al Subaru de Ojeda, pareció que este tardaba en entrar, porque en ese momento Vallejo apareció empujado descaradamente por el Evo IX de Muñiz. Al llegar al control Vallejo no quería parar y pareció que Ojeda le estaba entorpeciendo, pero lo que pasaba es que Vallejo llegaba antes de tiempo, penalizando un minuto por adelanto, aunque en el control no se lo pusieron. Ojeda fue abucheado sin culpa por los nerviosos seguidores de Vallejo, y tras arreglar el palier, Vallejo salió de la asistencia, penalizando otros 30” por retraso.

Fuster salía pues a los dos últimos tramos, sin saber exactamente cual era su diferencia con Vallejo y sin saber tampoco si el del Porsche estaba o no excluido. Vallejo por eso no cejaba en su idea de ganar y sin inquietarse por todo lo que pasaba a su alrededor se concentraba en conducir y lo hacía estupendamente, ganando el penúltimo tramo por 11 segundos sobre Fuster con lo que enjuagaba teóricamente su retraso en controles, por lo que pasaría en cabeza por 1”8/10 a falta de un tramo. Más emoción imposible.

Vallejo concentrado y sostenido por toda la afición, atacaba a tope en el último tramo y volvía ganarlo por 7”9 sobre Fuster. A pesar de la penalización, ganaba el rallye. Otra cosa era lo que pasase después en los despachos y el informe de los controladores de la llegada a la asistencia y el capitulo de ser empujado en la carretera.

Detrás Fuster, esperaba acontecimientos burocráticos, que podrían favorecerle, mientras que Pons hacia el final se conformó con su tercer puesto y Ojeda terminó detrás del Mitsubishi a 45” de este. Muy bien Monarri en un terreno que no es el suyo, primero de los Evo IX, mientras que Burgo, calzado con Hankook, se retrasaba al final cayendo a la décima posición.

En la Copa Suzuki, Aitor Fernández tenía su puente doblado y no podía hacer tiempos correctos, mientras que Vallín, tras un susto a mitad del rallye, aseguró su tercera victoria del año, por delante de Pablo Pazó y Pablo Rey.

  1. Vallejo-Vallejo (Porsche 911 GT3), 1 h 39’22”7;
  2. Fuster-Medina (Porsche 911 GT3), a 9”7 ;
  3. Pons-Haro (Mitsubishi Evo X), a 24”5;
  4. Ojeda-Barrabés (Subaru Impreza WRX), a 1’09”6;
  5. Monarri-Chamorro (Mitsubishi Evo IX), a 2’47”1;
  6. Muñiz-Blanco(Mitsubishi Evo IX), a 4’20”9;
  7. Lujua-Burgos (Mitsubishi Evo IX), a 4’55”5;
  8. Fombona-García (Nissan 350 Z), a 5’23”2;
  9. Pérez-Velasco (Renault Clio R3), a 8’00”5;
  10. Araujo-Rodríguez (Mitsubishi Evo IX), a 8’51”6; …15 Vallín-Cué (Suzuki Swift), a 14’20”5
  1. Miguel Fuster, 135 puntos; 2. Xevi Pons, 124,50 puntos; 3. Enrique García Ojeda, 119,50 puntos; 4. Sergio Vallejo, 87,50 puntos; 5. Xabier Lujua, 65 puntos; etc.
Te recomendamos

Elegir al mejor coche del año tiene premio. Participa en Best Cars 2019, decide quién...

El nuevo MINI Countryman PHEV (híbrido enchufable) es un MINI en estado puro, un coch...

Euskadi te espera. Pero, ¿cuál, de entre sus diferentes caras, es tu favorita? No es ...

Cero emisiones y cero restricciones, así es el nuevo MINI Coutryman Híbrido Enchufabl...

El nuevo Mitsubishi Outlander PHEV es uno de los SUV más polivalentes del mercado: en...

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...