Mundial de Rallycross: 10 razones por las que te va a gustar

En 2017, el Rallycross afronta su cuarta temporada como Mundial de la FIA. Un campeonato espectacular que va a más cada año. ¿Conoces todos sus secretos? Te los contamos.
Adrián Lois.

Twitter: @loisSr_motor -

Mundial de Rallycross: 10 razones por las que te va a gustar
Mundial de Rallycross: 10 razones por las que te va a gustar

El circuito de Montmeló, en España, ha sido el lugar escogido para abrir el campeonato mundial 2017 de Rallycross. Se trata de una disciplina que este año cumple su cuarta temporada bajo el paraguas de la FIA, lo que ya otorga cierto renombre e importancia. En televisión en España todavía no tenemos una cobertura nacional para disfrutar de ella, pero estamos seguros que terminará llegando. Mientras tanto, disfrutaremos en Internet del Mundial de Rallycross, un campeonato del que os contamos sus secretos tras asistir el pasado fin de semana a Montmeló.

Volkswagen Polo RX

1. Lo mejor de los rallyes, en circuito

Aunque la denominación de la disciplina incluya la palabra “rally”, en  realidad las pruebas de Rallycross se disputan en circuito. Sin embargo, los coches por su aspecto bien podrían pasar por coches del WRC. Además, están preparados para afrontar circuitos mixtos: asfalto y tierra se reparten en diferentes configuraciones en función del circuito, por lo que los pilotos deberán adaptar su conducción en apenas escasos metros. Por ejemplo, en Montmeló, la primera sección, la intermedia y la última eran asfalto; de por medias había secciones de tierra.

 

2. Circuitos cortos y espectaculares

Siguiendo con el Circuit de Catalunya, que acogió la primera prueba del Mundial de Rallycross 2017, se diseñó un circuito de 1,133 kilómetros, con un 60,4 por ciento de asfalto y un 39,6 por ciento de tierra, en la zona del estadio. Esa es una de las claves del Rallycross: los espectadores podrán ver prácticamente todo el circuito desde las gradas al tratarse de circuitos cortos.

Además, cada trazado cuenta con una sección llamada “Joker”: se trata de una sección alternativa que cada piloto deberá cruzar obligatoriamente en cada carrera cuándo él decide. Aunque en realidad es su “spotter” u observador externo el que está en contacto por radio con el piloto el que indica a éste cuando pasar la sección “Joker”.

Circuito de Montmeló para el Rallycross

3. Cada vez más marcas implicadas oficialmente

Con Peugeot ya presente en el Mundial con el 208 RX y Ford con Fiesta RX y Focus RX, este año se suman de manera oficial dos marcas: Volkswagen, dando soporte al equipo de Petter Solberg con dos Polo RX; y Audi, en su caso dando soporte a la estructura del campeón Mattias Ekström y su S1 RX quattro. En Volkswagen han aprovechado incluso diferentes chasis de coches utilizados años anteriores en el Mundial de Rallyes, lo que reduce considerablemente los gastos. De hecho, el presupuesto para afrontar este campeonato es ínfimo en comparación con otros: con 3 millones de euros se puede participar un año en el Rallycross, mientras que para el WRC la cifra se va a los 70 “kilos”; y ya no hablemos de F1 o WEC, donde se dispara hasta los 300 millones de euros.

 

4. Pilotos de renombre

Seguro que estos nombres te suenan: Mattias Ekström (campeón del DTM con Audi), Petter Solberg (campeón del Mundo de Rallyes y bicampeón del Mundial de Rallycross), Sebastien Loeb (nueve veces campeón del WRC y piloto del Dakar), Timo Scheider (otro campeón del DTM alemán), o el showman Ken Block. Y la lista va en aumento año a año.

Pilotos del Mundial de Rallycross 2017

5. Carreras continuas

Todo depende del número de categorías soporte a los “Supercars”, los reyes del espectáculo. Pero para que te hagas una idea, en Montmeló, el sábado por la mañana se disputaron un mínimo de 10 carreras en un corto espacio de tiempo, y ya el domingo pudimos ver una veintena. ¡Y eso que sólo estaban presentes dos categorías!

 

6. Un formato de fin de semana algo lioso, pero muy entretenido

Una prueba del Rallycross tiene el siguiente formato: se celebran cuatro sesiones de clasificación (Q1, Q2, Q3 y Q4). En cada una de ellas hay diferentes carreras con un máximo de 5 coches en cada una; al final, se cogen los tiempos de cada “Q” y se hace una clasificación que reparte puntos intermedios en función de la posición de cada piloto. Al final, se suman los puntos obtenidos por cada piloto en las 4 sesiones “Q” y se determina una clasificación intermedia: de ésta se determinan unos puntos finales que sí contarán para el campeonato del mundo. Los 12 más rápidos en esta clasificación final son los que disputarán las semifinales: aquí se dividen 6 y 6 coches, y los 3 primeros de cada carrera se clasifican para la final.

Tanto las dos semifinales como la final otorgan puntos a los pilotos en función de su posición, pero al final el ganador de la prueba del fin de semana es el que gana la carrera final. Eso sí, se puede dar el caso que el ganador de la prueba no sea el piloto que más puntos ha obtenido a lo largo de todo el fin de semana entre clasificatorias, semifinales y final.

Coches del Mundial de Rallycross 2017

7. Varias categorías, varios coches

Los coches principales son los llamados “Supercars”, pero hay más: hay una categoría aparte para estos “Supercars” pero a nivel europeo; están aparte los “Super 1600”, los “Touring Cars” y los “RX2”. Y cómo no, cada uno con coches diferentes, con diferentes mecánicas y diferentes formas de llevar la potencia a las ruedas.

 

8. Coches con prestaciones brutales

Los “Supercars” son auténticas bestias de unos 600 CV de potencia con mecánicas de 2,0 litros, con tracción a las cuatro ruedas y un peso reducido, capaces de acelerar de 0 a 100 km/h en apenas ¡1,9 segundos! (más rápidos en esta cifra que los F1).

Los “RX2” o “RX Lites” cuentan con 310 CV, tracción integral y motor central, todos ellos construidos por el equipo “Olsbergs MSE”, lo que garantiza mucha igualdad. Los “Super 1600” ya son coches con motor de 1,6 litros y tracción delantera, mientras que los “Touring Car” montan un 2.0 de gasolina, pero con propulsión trasera.

Rallycross 2017

9. Entradas asequibles para asistir en directo

En Barcelona podías adquirir entradas por apenas 35 euros, y en la siguiente prueba del Mundial en Portugal se anuncian entradas para el domingo por 30 euros en grada. La accesibilidad es total para los aficionados, que además pueden moverse por el paddock del circuito, ver a los coches de cerca y charlar con los pilotos.

 

10. Un ambiente de carreras a la altura

Estamos hablando de un campeonato mundial, con presencia de marcas de renombre y con 12 citas repartidas por todo el mundo. Además, el patrocinio de bebidas energéticas como Red Bull o Monster da otro colorido a lo que se ve por detrás de las carreras. En los circuitos se puede disfrutar de merchandising oficial, puestos de comida, de espectáculos, fiestas, simuladores,… ¡Un ambiente cien por cien de Motorsport!

Rallycross 2017

También te puede interesar

La F1 no lo es todo: cómo disfrutar del automovilismo y las carreras

5 claves por las que el DTM mola

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...