Loeb comanda la carrera

Sébastien Loeb es el nuevo líder del Rallye de Argentina, después de la disputa de los cinco tramos cronometrados de la jornada del viernes. El francés aventaja en solo una décima de segundo a su compañero Mikko Hirvonen y en 33,1 segundos al español Dani Sordo. La primera etapa verdaderamente competitiva de la cita sudamericana ha estado a la altura de lo esperado en cuanto a dureza y se ha cobrado ya algunas víctimas, como Petter Solberg, primer líder de la carrera, que abandonó en el tercer tramo de la jornada, tras romper la dirección de su coche a raíz de un encontronazo con una piedra.
-
Loeb comanda la carrera
Loeb comanda la carrera

La jornada comenzó con una hora de retraso sobre el horario teórico, ya que un camión de abastecimiento de combustible a los participantes se averió y no pudo realizarse el repostaje de los coches a tiempo. Una vez solventado el problema los contendientes se lanzaron a completar el primer paso por un temible bucle formado por dos tramos muy largos, La Pampa-La Pampa (37,5 km) y Ascochinga-Agua de Oro (51,88 km) . Pese a que se esperaba un tiempo lluvioso, solo la humedad de las tormentas nocturnas afectaba a los tramos, lo que hacía que salir en posiciones retrasadas tampoco fuera el obstáculo que se temía.

Sébastien Loeb, que gracias al retraso ya no tuvo que correr antes de que amaneciera, comenzó la mañana a tope y se impuso en el primer tramo, pese a rodar con unos reglajes nada a su gusto, que convertían a su DS3 en un coche demasiado sobrevirador y que incluso le hacían marcarse un trompo. Pese a ello, el galo le sacaba 1,9 segundos al Ford Fiesta WRC de Petter Solberg, que partía también a por todas, pero que tampoco tuvo un tramo exento de problemas, ya que una de las almohadillas de su baquet se desprendía y terminaba en los pedales, molestándole en algunas fases del tramo. Mikko Hirvonen (Citroën) y Dani Sordo (Ford) partían con una mayor cautela, pese a lo que se situaban a solo 5,2 y 12,8 segundos del líder y en posición de pelear.

Los primeros en sufrir los rigores de las sierras argentinas eran Ott Tanak y Evgeny Novikov, que perdían bastante tiempo ya en sendos pinchazos, mientras que a Nasser Al-Attiyah tampoco le iba demasiado bien, pues los dolores de su cuello, aún fatigado de la Baja Qatar de la semana pasada, comenzaban a pasarle factura.

En la segunda especial, de casi 52 km, comenzaban a saltar las sorpresas. Y es que Loeb seguía padeciendo el incómodo comportamiento de su Citroën y volvía a trompear, esta vez en dos ocasiones, perdiendo 26,5 segundos con respecto al scratch, que se adjudicaba un desmelenado Petter Solberg. El noruego batía a Mikko Hirvonen por 3,5 segundos y a Dani Sordo y su Ford por 10,1. El español comenzaba a dar muestras de adaptación a su montura y lograba llevar la voz cantante en los registros parciales de la especial hasta su ecuador, cuando creyó que había pinchado y levantó el pie. Carlos del Barrio nos lo contaba así: “de repente, en una zona rápida, Dani me dijo que el coche iba raro y que tal vez íbamos pinchados. Pasamos unos momentos de dudas y levantó bastante el pie. Incluso estábamos ya buscando un sitio para parar a cambiar el neumático, cuando en las siguientes dos frenadas nos dimos cuenta de que todo iba bien y era solo la extrañeza del comportamiento del coche, que todavía no conocemos bien”. A 3,6 segundos de Sordo se colocaba el joven “cachorro” de Citroën, Thierry Neuville, que cerraba el quinteto de cabeza justo por delante de Loeb. Evgeny Novikov quedaba fuera con una rueda arrancada en su Fiesta WRC, mientras que Ott Tanak debía detenerse en pleno tramo a sustituir por su cuenta un tirante de la dirección y se hundía en la clasificación.

Tras la asistencia de mitad de jornada, donde todos volvían a montar neumáticos blandos, se completaba una nueva vuelta a los dos tramos de la mañana. Y las sorpresas no tardaban en producirse, ya que Petter Solberg, líder de la carrera, no podía alcanzar la meta de la primera de las especiales, ya que rompía una bieleta de la dirección de su Fiesta a poco menos de 10 km de la meta del tramo. El noruego quedaba así apeado de la carrera y cedía el liderato a Mikko Hirvonen, segundo en esta ocasión, a 2,4 segundos de Loeb. El galo de Citroën, más a gusto con el comportamiento de su DS3 WRC, apretaba fuerte y conseguía situarse segundo en la general, tras adelantar a Dani Sordo, que en esta ocasión solo podía ser quinto, viéndose superado por Mads Ostberg y Thierry Neuville. Tras los problemas de la mañana, Ott Tanak quedaba definitivamente fuera de combate en esta especial.

Con Loeb lanzado en tromba a la conquista del liderato llegaba la segunda pasada por el tramo largo y el galo no dejaba pasar la oportunidad de lograr la victoria parcial, con 7,7 segundos sobre un brillante Dani Sordo y 13,4 sobre su compañero Mikko Hirvonen, lo que significaba que el finlandés cedía el liderato a manos de su jefe de filas. El margen entre ambos, a falta del tramo que debía cerrar la jornada, era de solo 1,1 segundos y en la tercera plaza se afianzaba un Dani Sordo cada vez más adaptado al Ford Fiesta, situándose a 13,1 segundos de la cabeza y con todas sus opciones intactas.

El tramo que cerraba la jornada supuso una victoria parcial de Mikko Hirvonen, que le endosaba un segundo a Loeb, dejando su desventaja en solo una décima de segundo en la clasificación general. Dani Sordo resultó más dañado, pues su monta de neumáticos (duros, a diferencia de los de los Citroën) y la cautela con la que se tomó la especial, inicialmente prevista de día, le supuso perder 21” con respecto a Hirvonen y finalizar la etapa a 33” de Loeb.

La acción se reemprende el sábado a las 6.42 de la madrugada, estando previsto que se dispute la primera especial cronometrada a las 8.30. Serán seis los tramos que se corran, totalizando 166 km contra el crono, y la etapa finalizará en Villa Carlos Paz a las 20.10 de la tarde.

1º S. Loeb-D. Elena (Citroën DS3 WRC), 2h20:30.6; 2º M. Hirvonen-J. Lehtinen (Citroën DS3 WRC), +0.1; 3º D. Sordo-C. Del Barrio (Ford Fiesta RS WRC), +33.1; 4º M. Ostberg-J. Andersson (Ford Fiesta RS WRC), +1:18.4; 5º N. Al-Attiyah-G. Bernacchini (Citroën DS3 WRC), +5:16.9; 6º M. Prokop-M. Hruza (Ford Fiesta RS WRC), +6:24.2; 7º A. Mikkelsen-O. Floene (Skoda Fabia S2000), +6:34.0; 8º S. Ogier-J. Ingrassia (Skoda Fabia S2000), +6:58.8; 9º A. Araujo-M. Ramalho (Mini WRC), +8:14.5; 10º T. Neuville-G. Bernacchini (Citroën DS3 WRC), +10:13.2.

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...