Publicidad

Ferrari en la cola

Ferrari, campeón de constructores en 2008, es el último equipo del campeonato tras las dos primeras carreras, debido a graves errores de estrategia y falta de reacción. Stefano Domenicali, director del equipo, ha sido muy duro con sus hombres y pide responsabilidades.
-
Ferrari en la cola
Ferrari en la cola

Tras dos intensas semanas de Gran Premio llega el primer descanso mientras el circo de la Fórmula 1 se traslada a Shanghai. El estado de forma del equipo Brawn GP ha cogido por sorpresa a todo el mundo que no estuviese al tanto de los tests de pretemporada, en los que brillaron desde que pusieron el coche en pista en Marzo. Pero tal vez sorprende más la falta de eficacia del equipo más potente de la última década, la Scuderia Ferrari.

Ferrari se encuentra última de la clasificación de constructores sin sumar un sólo punto y ofreciendo un imagen débil. Sus coches han mostrado falta de fiabilidad, tanto en la pretemporada como en carrera, como ocurrió con Massa en Australia. Pero esto puede ser un bache pasajero fácilmente rectificable durante la temporada, lo preocupante ha sido la falta de eficacia del equipo, con decisiones equivocadas que han costados muchos puntos. Que el subcampeón del mundo no consiga pasar a la Q2 en Malasia por falta de reacción ha sido muy grave, dejando a Massa con muy pocas opciones de puntuar. Pero todo empeoró aún más al colocar al coche de Kimi, que marchaba quinto, neumáticos de lluvia antes de tiempo para sorprender cuando luchaba por subir al podio. Han sido decisiones muy costosas que ponen a Ferrari en una posición inimaginable hace pocas semanas.

Stefano Domenicali, Director de la Scuderia Ferrari, ha sido muy duro con el equipo al mostrar su descontento a la prensa: “Lo que necesitamos en reaccionar inmediatamente”, dijo Domenicali. “Hay gente que debe aceptar su responsabilidad por lo ocurrido, algo importante cuando no estamos bien ni en rendimiento, ni en la toma de decisiones. Todo esto no es aceptable y yo no lo voy a aceptar. Lo que tenemos que hacer es, por un lado, trabajar muy duro e intentar anticipar todo lo posible en el proceso de desarrollo del coche. Por otro lado, en el circuito, tenemos que estar seguros que la gente con cierta responsabilidad está tomando las decisiones correctas, porque lo ocurrido no puede volver a pasar en el futuro.”

Domenicali fue conciso al hablar de los problemas del coche. “Tenemos dos problemas que solucionar en el coche. Uno es aerodinámico. Sabemos que es en este apartado en el que tenemos que hacer cambios importantes y los debemos hacer para el Gran Premio de China en dos semanas. El otro problema es entender por qué el coche iba tan bien, por ejemplo el viernes, con mucha carga con los neumáticos blandos cuanto más tiempo estábamos en la pista y sin embargo con las otras ruedas no.”

Cuando Felipe Massa fue preguntado por los errores de su equipo quiso quitar hierro al asunto diciendo que “Ferrari no se ha vuelto idiota de repente”. Pero el subcampeón de 2008 sabe que el equipo ha fallado: “Estábamos en una buena posición antes de la primera parada en Malasia, pero nos equivocamos al poner neumáticos de lluvia cuando ésta no había llegado aún. En Melbourne me equivoqué yo, pero en Malasia ha sido el equipo.”

Es inconcebible descartar a Ferrari de la lucha por el título de constructores y de pilotos, pero su comienzo ha sido más que decepcionante. La presión que deben manejar en el GP de China será importante, porque no pueden permitir llegar a los GP europeos sin un solo punto.