Todos los secretos del Michelin CrossClimate, el neumático para todo el año

Se llama CrossClimate y con él Michelin ha intentado realizar la “cuadratura del círculo”, un neumático de verano preparado para rendir al máximo a bajas temperaturas y en condiciones de baja adherencia, con lluvia y nieve. Te contamos sus secretos.
Alicia Fernández.

Twitter: @aliciautopista -

Todos los secretos del Michelin CrossClimate, el neumático para todo el año
Todos los secretos del Michelin CrossClimate, el neumático para todo el año

¿Llevas en tu coche neumáticos de invierno en los meses más fríos del año? Seguramente no, como más del 90 por ciento de los conductores españoles, muchos de ellos desconocen que ponen en peligro su seguridad cuando la climatología se vuelve adversa y el mercurio cae. Pensando en ellos, en quienes no cambian de neumáticos en todo el año pero sí viven bajas temperaturas en una parte del mismo, Michelin ha creado los CrossClimate que hemos tenido oportunidad de probar.

Se trata de unos neumáticos de verano, con prestaciones similares a las de éstos, pero que obtienen la máxima calificación en frenado en mojado en la etiqueta europea y están homologados para su uso en invierno con la calificación 3PMSF, con los Michelin CrossClimate no tendrías que poner cadenas ya que ofrecen un agarre más que aceptable en nieve como hemos podido comprobar.

¿Cómo lo consiguen? Trabajando en varios aspectos. Por un lado, en el compuesto de goma, logrando una banda de rodadura de gran flexibilidad que incrementa la capacidad del compuesto para amoldarse a las circunstancias de la vía. Por otro, en la arquitectura de los surcos de la banda de rodadura de los CrossClimate, en forma de V con ángulo variable. Éstas se combinan con nuevas laminillas de los laterales para conseguir un agarre óptimo sobre nieve. A pesar de estos surcos, no son ruidosos, hacen menos ruido que la mayoría de neumáticos de invierno.

En las pruebas realizadas por la TÜV SUD (una de las principales entidades de homologación alemana) muestran un comportamiento similar al neumático de verano en frenada en seco y 5 metros menos de 0 a 100 que con un neumático denominado “all season” para todo el año en estas condiciones. Su agarre en curvas en mojado es casi idéntico al de un neumático de invierno, lo que facilita el control del vehículo en estas circunstancias, como hemos podido comprobar, su agarre es mayor en lluvia que uno de verano, mientras en nieve alcanza prestaciones parecidas a uno de invierno, sin llegar a ser un neumático de invierno puro. Por este motivo, desde Michelin no esperan que canibalice las ventas de los de invierno en los países con temperaturas más bajas.

¿Y cómo se ve afectada su longevidad? Prometen la misma duración que un neumático de verano convencional, como el Energy Saver, aunque se utilice en diferentes condiciones, nos dicen que no se degrada prematuramente. Falta por conocer el precio del nuevo neumático, nos cuentan que será levemente superior al de uno de verano convencional, aunque no mucho. 

Te recomendamos

Hay un público fiel que sigue apostando por las berlinas tradicionales, y ahí el Lexu...

Espacio de carga, confort en viaje y capacidad para dormir en su interior hacen de lo...

El Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlina surcoreana, se ve las caras...

Del 7 al 13 de septiembre tienes ocasión de vivir una experiencia exclusiva a los man...

El Ford Focus siempre ha sido un compacto de retos y récords, y su cuarta generación ...

Nuevo rival en circuito para el Kia Stinger GT, la versión más deportiva de la berlin...