Fórmula 1: Hamilton renueva por un año con Mercedes

¿Bandera blanca? ¿No había otro remedio? ¿La negativa a las aspiraciones económicas cambiada por la diversidad y la inclusión en el motorsport? ¿Qué pasará en 2022?

José Mª Rubio

Hamilton y Wolff celebrando el séptimo título del piloto en el GP de Turquía
Hamilton y Wolff celebrando el séptimo título del piloto en el GP de Turquía

Muchas incógnitas tras el anuncio de la renovación entre Mercedes AMG y Lewis Hamilton para una sola temporada. Todo indica que el acuerdo era algo a lo que estaban obligadas las dos partes y sobre todo Liberty, que no podía perder a Lewis Hamilton cuando puede hacer su historia más grande y ha hecho la misma presión que hizo para que se mantuviera a Checo Pérez en la parrilla.

El contrato no señala el importe a percibir, pero teniendo en cuenta lo que Mercedes ha dejado de espacio en el casco a Hamilton para que lo gestione el propio piloto, estaría en torno a los 40 millones, contando que el británico pueda vender el espacio en su casco en unos cinco millones. Mercedes ha impuesto un tope, y el resto es como un pago en especies a Lewis Hamilton.

Ambas partes estaban destinadas a entenderse y la apuesta dura de Hamilton encontró en Daimler un “rival” a su altura en la negociación. Según parece, incluso el británico no recibirá bonus, y si quiere una Mercedes Project One tendrá que comprarla, ya que no entra en el contrato. Se acabaron las prebendas que históricamente daban las marcas a sus estrellas, como regalo de coches a final de temporada... A Fernando Alonso Renault le regaló el coche con el que fue campeón en 2005 por ejemplo, pero en los tiempos que corren nadie está para hacer regalos.

Lewis incluso ha tenido que aceptar la duración de un solo año de contrato en esta su cuarta renovación. Su contrato arrancó en 2013 con un acuerdo de tres temporadas -de 2013 a 2015-, prosiguió con otros tres años -hasta 2018- y terminó con uno de dos años, finalizado en diciembre del año pasado. Ahora se ha quedado en un solo año, que deja la puerta abierta a la salida  de ambos de la F1: Hamilton podría retirarse y la empresa alemana quedarse en una mera suministradora de unidades de potencia. Ambas partes tienen opción de extender un año más el contrato, es decir para 2022, pero eso no incluye que Mercedes obligatoriamente deba seguir en la F1 como empresa, ya que puede tomar otras decisiones, incluso vender su participación en el equipo al dúo INEOS–Wolff.

De hecho, la parte de motores de Inglaterra no forma parte del equipo, es decir que no está sujeta al 33% del reparto accionarial que se hizo hace poco, sino que es propiedad exclusiva de Daimler. Los alemanes se reservaron la joya de la corona para ellos en exclusiva, por lo que Mercedes AMG como equipo de F1 puede ser adquirido por el propietario de INEOS y Toto Wolff en el 2022, y quedarse Mercedes como suministrador de las futuras unidades de potencia y dedicarse a investigar en lo que serán los motores a partir de 2025 sin preocuparse de la gestión del equipo de F1.

 

Los mejores vídeos