Publicidad

GP de Azerbaiyán de F1: Alonso reconoce que este fin de semana es difícil

Fernando Alonso afronta el cuarto Gran Premio de la temporada con optimismo, pero sabe que es un fin de semana complicado
José M. Rubio -
GP de Azerbaiyán de F1: Alonso reconoce que este fin de semana es difícil
GP de Azerbaiyán de F1: Alonso reconoce que este fin de semana es difícil

"El año pasado hubo 110 banderas amarillas, coches de seguridad, bandera roja, hay que mantener mucha calma el domingo, sangre fría, no importa la posición desde la que salgas, la carrera puede dar un vuelco y hay que aprovechar". Así comentaba Alonso lo que fue la carrera del GP de Azerbaiyán del año pasado, en la que se clasificó noveno. "Todos los incidentes que pueda haber dan un extra sobre todo a los pilotos que no estamos en las primeras posiciones, los coches de seguridad, la carrera puede ser impredecible y eso nos hace afrontar el fin de semana con más optimismo".

Alonso sabe que en Bakú lo va a tener difícil este fin de semana: "Es un fin de semana difícil. En el pasado fue un Gran Premio difícil para nosotros, tenemos limitaciones por la potencia que se necesita. Esperamos haber mejorado eso, conseguir probar cosas nuevas mañana, viernes, y tener algo de velocidad extra para minimizar eso. Estábamos alrededor de cuatro segundos por detrás de la pole el año pasado, aunque este año tenemos un motor diferente y esperamos estar más cerca. No hemos estado en Q3 este año, es difícil estar ahí. Hay partes muy diferentes en el circuito, los ajustes que van mejor para unas, te comprometen en otras. Hay que tener cuidado con eso, mañana ya es día de test y habrá que probar cosas diferentes, para encontrar un equilibrio y después tomar decisiones".

"Es un circuito urbano. Es un fin de semana en el que tenemos que comprometer un poco el agarre del coche, para bajar el alerón e intentar tener algo más de velocidad. La larga recta hace que todo sea distinto aquí. En Barcelona o Mónaco no tienes eso, con lo que no tenemos esa información, la que obtengamos aquí, nos vendrá bien para el futuro".

En Bakú es importante la calificación, ya que adelantar es complicado: "Calificar más arriba, es lo que toca por ahora, estamos fuera de la Q3 y luego hay que remontar, a ver si podemos hacer una mejor clasificación, aunque no creo que vayan a cambiar demasiadas cosas. En carrera, seguir sumando puntos. No espero grandes cosas este fin de semana, pero debido a la naturaleza del circuito, es una carrera impredecible debido a los coches de seguridad u otras circunstancias, y como hemos visto en tres circuitos diferentes, el rendimiento es diferente los domingos y en el grupo medio Renault, McLaren, Haas, están cambiando las posiciones, subiendo y bajando y hay que ver la posición de cada uno aquí, es difícil de predecir".

Alonso sabe que va mejor en carrera que el resto del fin de semana: "Los domingos tenemos un nivel un poquito mejor, quizá los sábados podríamos ser un poco mejores, pero los domingos estamos al nivel de pelear en esas posiciones y aquí será otra oportunidad de hacerlo".

Esto opina sobre la carrera: "Creo que será una carrera parecida a 2017, con mucha acción. En 2016 salimos todos tan preocupados del lío que iba a haber, que al final no pasó nada, íbamos todos por el medio de la pista. Pero creo que será una carrera emocionante y bonita, se esperan vientos de hasta 75 km/h, creo que nunca rodé en un Fórmula 1 con tanto viento, así que puede ser una carrera muy complicada y tenemos que estar listos para aprovechar cada oportunidad que nos brinde".