Vinyes repite victoria en el Nacional de Tierra

El Campeonato de España de Rallies de Tierra ha llegado a su ecuador con la prueba celebrada este fin de semana en Guijuelo (Salamanca). Joan Vinyes ha sido el vencedor; el andorrano se va de vacaciones como líder destacado del certamen.
Autopista -
Vinyes repite victoria en el Nacional de Tierra
Vinyes repite victoria en el Nacional de Tierra

El Nacional de Tierra recaló por última vez en Salamanca en 2004 y, por fin, los aficionados han visto cómo el certamen ha vuelto a la región. Esta vez, Guijuelo ha acogido la sede de la prueba, con más de 60 pilotos inscritos.

No todos llegaron a tomar la salida, pues desde el principio se contabilizaron varias bajas importantes. Samuel Lemes, el actual campeón de la especialidad, se fracturó el peroné en un accidente doméstico y no pudo disputar el rally. Su coche fue pilotado por su hermano Yeray, que de este modo aumentó su formación en las carreras.

Otra de las ausencias destacadas fue la de “Nani” Roma. El piloto catalán sufrió un accidente en el Rally de Marruecos y su copiloto, Henry Magné, murió en el siniestro.

Por su parte, Óscar Fuertes tampoco pudo asistir a Guijuelo, ya que el madrileño tuvo un accidente aéreo durante un curso de formación de pilotos: se lesionó las manos y una vértebra. Su hermano Iván ocupó su puesto, aunque con el Mitsubishi que ha llevado Óscar hasta este año.

Así, el rally comenzó con el dominio de Amador Vidal (Mitsubishi Lancer), dispuesto a “sacarse la espina” de su abandono en Orense. El gallego logró el mejor tiempo en el primer tramo y se alternó en el liderazgo de la prueba con Álex Villanueva (también con Mitsubishi). Sin embargo, las duras especiales salmantinas, con muchas piedras y muy secas, pronto comenzaron a pasar factura.

Vidal pinchó y, un poco más tarde, dañó el radiador de su vehículo, al darle un golpe en un salto. El gallego sufrió una penalización de diez segundos pero no se hundió en la clasificación. Joan Vinyes (Subaru), que ya había marcado su primer “scratch” (mejor tiempo), subía al primer puesto, con una ventaja de 15 segundos sobre Vidal y de 34,9 sobre Villanueva; éste perdió tiempo debido a los problemas en el diferencial central de su coche.

Vinyes, vencedor en la primera cita de la temporada, sufría las consecuencias de ir “limpiando” la pista, ya que era el primero en afrontar las especiales, al no estar Samuel Lemes. Yeray conservaba el coche (Mitsubishi Lancer) y el dorsal de su hermano (el número 1), pero salía en 17º lugar.

A partir de ese momento, el andorrano se dedicó a aumentar la distancia respecto a sus perseguidores. Logró el mejor tiempo en cuatro de los diez tramos y, durante la última sección, administró su ventaja. Vinyes subió a lo más alto del podio anunciando que había disfrutado mucho con la carrera.

Claudio Aldecoa (Ford Focus), Santiago Zuluaga (Seat Córdoba) y Javier Izaguirre (Mitsubishi Lancer) se diputaron la cuarta plaza, pero los dos primeros tuvieron varios contratiempos. Aldecoa sufrió problemas de frenos en su vehículo y se retiró de la cita salmantina, mientras que Zuluaga volcó en la antepenúltima especial. Aun así, prosiguió y finalizó en séptimo lugar, por delante de Álex Crivillé (Seat Córdoba). El ex—campeón mundial de Motociclismo tuvo problemas con la caja de cambios en los primeros tramos, lo que le hizo perder mucho tiempo.

En el Grupo N, la ausencia de Óscar Fuertes nos privó de una bonita lucha entre el madrileño y David Hernando, que estrenaba en el Nacional de Tierra su Mitsubishi Evo IX. El cántabro dominó la prueba de principio a fin y se hizo con el triunfo, lo que le ha servido para lograr el primer puesto provisional en el certamen, antes en manos de Fuertes.

Albert Llovera (Fiat Stilo) subió por primera vez al podio en el Campeonato de España de Rallies de Tierra. El andorrano logró el tercer puesto en Dos Ruedas Motrices, por detrás de Miguel Mateu (Fiat Stilo) y Josep Bruguera (Peugeot 206), quien se ha hecho con el liderato de la categoría.

Pocas veces un piloto ha sido tan felicitado por sus compañeros; el simpático Llovera tenía una sonrisa de oreja a oreja: “Estoy muy contento con mi progresión de este año y con los tiempos que estamos consiguiendo”, anunció. Hay que tener en cuenta que Albert, sin movilidad en las piernas, conduce sólo con las manos: los mandos necesarios para el pilotaje añaden una importante carga de kilos “extra” a su coche.

Alfonso Navarro (Fiat Stilo), que llegó a Guijuelo como líder de esta categoría, tuvo que abandonar debido a la rotura de la bomba de la gasolina. Otro de los animadores de las Dos Ruedas Motrices, Enrique Sevilla, también dijo adiós a la prueba en los primeros compases, tras perder en el segundo tramo una de las ruedas de su Peugeot 206.

Al retirarse Navarro, Mateu heredó la primera posición. Llovera era segundo, pero Bruguera estaba muy cerca. Poco después, el catalán adelantó al andorrano y no tardó mucho en hacerse con la primera plaza: Mateu sufrió un pinchazo que le retrasó hasta el segundo puesto.

En la Subaru Impreza Cup, el ganador fue Vinyes, que se desmarca en la clasificación general de esta copa monomarca, con 13 inscritos (aunque no todos ellos estuvieron en Guijuelo). Francisco Pardo fue segundo y logró la quinta plaza en la clasificación general, mientras que Juan Pablo Castro se hizo con la tercera posición.

— La temporada 2006 del Nacional de Tierra ha llegado a su ecuador: la próxima cita será en Madrid, los días 16 y 17 de septiembre. Como en años anteriores, se tratará de una prueba doble, con un rally el sábado y otro, independiente, el domingo.
— Joan Vinyes, además de un trofeo, se llevó un jamón de Guijuelo, auténtico símbolo de la sede del rally. Por cierto, el andorrano disputará la Baja España en moto.
— El Rally de Guijuelo, con 10 tramos, sumaba un total de 190,8 kilómetros, de los que 83,9 eran cronometrados.
— Las piedras y el polvo fueron las notas dominantes en unas especiales muy técnicas (especialmente las disputadas por la tarde).
— La primera participación de Yeray Lemes en el Nacional de Tierra ha sido positiva: el hermano del actual campeón de la especialidad finalizó en la 11ª plaza y logró un tercer “scracht”.
Joan Roca no compitió con su habitual Mitsubishi, sino a los mandos de una Yamaha. Su copiloto habitual, Xavi Lozano, no podía disputar la prueba salmantina, por lo que el catalán decidió inscribirse en la categoría de motos.

Galería relacionada

Rally Guijuelo

Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

Una historia de amor de ida y vuelta a bordo de un MINI....

Por espacio y tecnología, el MINI Countryman se establece como una de las opciones má...

No es una afirmación gratuita, sino el resultado de un estudio del INSIA, uno de los ...

Por la ciudad, a la montaña, de viaje, solo, en pareja o en familia... pero siempre d...

Con las proporciones más deportivas y el dinamismo de conducción de un turismo, pero ...

Los ganadores de un juego de neumáticos todo tiempo Bridgestone Weather Control A005 ...