Publicidad

Tesla Insane Mode, de locura

Demente, loco, descabellado o insensato son algunas acepciones de la palabra inglesa "insane", precisamente el nombre que ha elegido Tesla para denominar uno de sus modos de conducción. Al activar el Insane Mode, el Tesla Model S acelera de 0 a 100 km/h en 3,2 segundos, superando una fuerza g de 1,2.
Pablo Mallo.

Twitter: @p__mallo -

Tesla Insane Mode, de locura

De momento sólo está disponible en el Tesla Model S P85D, la versión más potente de esta berlina eléctrica. Para encontrar esta opción de conducción es necesario bucear por los menús de su consola central tipo tablet, en la que además de los datos del navegador, sistema de infoentretenimiento, recarga, etc., se pueden modificar un sinfín de parámetros. Algunos de ellos son tan interesantes y poco frecuentes como que el coche inicie la marcha automáticamente o no al soltar el freno. Otros, más convencionales, afectan a elementos de confort, por ejemplo que los espejos retrovisores se plieguen al cerrar las puertas con llave, la intensidad de la iluminación ambiental o el funcionamiento del climatizador. También se pueden configurar aspectos relacionados con la conducción, tipo la dureza de la suspensión, el grado de asistencia de la dirección, la intensidad de la frenada regenerativa, el control de tracción...

 Tesla Insane Mode

Y entre ellos, un curioso "Insane Mode" que permite modificar la electrónica de potencia para aprovechar al máximo la energía de las baterías y que los motores eléctricos entreguen toda su potencia de la manera más contundente posible. Un "truco" que está entusiasmando a muchos de sus propietarios, y que, de paso, están llenando Internet de vídeos demostrativos de las "proezas" que se pueden lograr con los casi 1,2 g de aceleración que se llegan a experimentar en su habitáculo cuando se acelera de 0 a 100 km/h, medición que realiza en 3,2 segundos.

 

Recordemos que el Tesla Model S P85D es la variante más prestacional de este lujoso modelo eléctrico que, en este caso, cuenta con dos motores, uno por cada eje, para proporcionar tracción total y sumar la nada despreciable cifra de 700 CV de potencia. El motor eléctrico delantero brinda 224 CV, y el trasero llega a los 474 CV. Gracias a los 85 kWh de capacidad de sus baterías, la autonomía supera los 400 km. La velocidad máxima está limitada a 250 km/h.

 

 

Galería relacionada

Tesla Insane Mode, de locura

Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

POLÍTICA DE COOKIES

En MPIB utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está aceptando su uso. Puede obtener más información, así como conocer la manera de cambiar la configuración de los navegadores más usuales, en nuestra Política de Cookies que le recomendamos que consulte.