Publicidad

Rallye de Polonia - jueves: Ogier y Mikkelsen mandan con VW

Se esperaba que los Volkswagen siguieran con su racha triunfal en la primera jornada del Rallye de Polonia, aunque tal vez no en el orden en el que concluyeron los tres primeros tramos cronometrados del rallye. Lejos de asistir como distante espectador del habitual duelo Sébastien Ogier-Jari-Matti Latvala, el noruego Andreas Mikkelsen era en esta ocasión quien daba un paso al frente y, gracias a un excelente crono en el segundo de los tramos de hoy, se encaramaba a la cabeza de la carrera, concluyendo el día segundo, a 2.8 de Sébastien Ogier tras verse batido por éste en la superespecial que cerraba la jornada. Queda prácticamente todo el rallye por delante, pero Mikkelsen ha dado ya un aviso de sus intenciones…
Fernando Albes.

Twitter: @fernandoalbes -

Rallye de Polonia - jueves: Ogier y Mikkelsen mandan con VW

La teoría hacía prever en esta primera jornada competitiva que de nuevo Sébastien Ogier sufriría abriendo carrera en el arranque por su condición de líder del WRC, como en Argentina e Italia, y que Jari-Matti Latvala, que arrancaba tras él, se podría beneficiar de encontrarse una pista ligeramente más barrida y, por tanto, más adherencia y capacidad de tracción. Pero ni lo primero pasaba, con unos tramos que tampoco se limpiaban tanto como en las dos citas mencionadas, ni tampoco lo segundo, con Latvala sufriendo bastante, para sorpresa general, por la falta de confianza en el comportamiento de su VW Polo WRC, con unos reglajes que no le transmitían al finlandés el mismo feeling de las dos últimas carreras.

 

De hecho, Latvala se dejaba nada menos que 11.6 con respecto al sorprendente mejor tiempo absoluto de Ogier en Milki-1 (14.54 km), el tramo que abría la jornada y otros 9.2 con su compañero al término del segundo, lo que suponía ya una “losa” de 20.8 segundos al término de las dos únicas especiales “de verdad” de las que se componía la jornada, ya que el tercer asalto cronometrado, una superespecial de 2.5 km cronometrados, tampoco iba a aportar grandes cosas en un sentido o en otro.

 

De todos modos, a esas alturas la sorpresa no era tanto lo bien que Ogier resistía en su condición de “abrepistas”, sino el tono que mostraba el teórico tercer piloto de VW, Andreas Mikkelsen. Ya muy a gusto gracias a poder recuperar en Italia a su antiguo copiloto, Ola Floene, aquí volvía a lanzarse en tromba con las mismas sensaciones desde el arranque, consciente también de que en VW ya esperan de él resultados más a la altura del coche que domina con mano firme el panorama actual. Así, se quedaba a medio segundo del scratch de su compañero en el tramo que abría la jornada, superándole por 9 décimas en el segundo, lo que hacía que se viera en cabeza de la carrera a falta de la Super Especial de Mikolajki Arena.

 

Kris Meeke (Citroën) y Juho Hanninen (Hyundai) sorprendían en las dos siguientes posiciones. El británico reencontraba la confianza en su Citroën DS3 WRC y conseguía un tercer y un cuarto puestos en los dos primeros tramos, mientras que el finlandés, que arrancaba más prudente (6º en el primer tramo), sorprendía a propios y extraños a los mandos de su Hyundai i20 WRC marcando el mejor crono absoluto en el segundo asalto contra el crono, que le catapultaba a la cuarta plaza absoluta, por delante de Mads Ostberg (Citroën), de sus compañeros Thierry Neuville y Hayden Paddon y de un apagado Jari-Matti Latvala.

 

En M-Sport Ford tampoco tenían grandes motivos de alegría, ya que Mikko Hirvonen, que era el piloto más en forma de la escuadra de Malcolm Wilson, no pasaba del noveno puesto al final del día, tres por delante de Robert Kubica, que había firmado el mejor crono en el primer tramo, pero que tiraba por la borda su buen arranque en el segundo con un inoportuno vuelco en el segundo, afortunadamente sin más consecuencias que las de medio minuto perdido y un cristal roto…

 

La especial que cerraba el día era para Ogier, con Latvala y Hanninen cerrando el triplete de cabeza, en un pañuelo de 3 segundos.

 

Mañana la jornada se pondrá en marcha a las 7:00 horas y el primer tramo se disputará a las 9:10. En total, se disputarán siete especiales en la jornada en la que el rallye se adentra en la vecina Lituania, donde están ubicados dos de los tramos del día.

 

Clasificación general, tras el TC3:

 

1º S. Ogier-J. Ingrassia (Volkswagen Polo WRC), 17:49.2

2º A. Mikkelsen-O. Floene (VW Polo WRC), +2.8

3º K. Meeke-P. Nagle (Citroën DS3 WRC), +7.0

4º J. Hanninen-T. Tuominen (Hyundai i20 WRC), +7.8

5º M. Ostberg-J. Andersson (Citroën DS3 WRC), +8.9

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.