Publicidad

Renault Kangoo Be Bop ZE

El grupo Nissan-Renault quiere ser el fabricante más “eléctrico”. Ya han comenzado a producir baterías a ritmo industrial y su Kangoo eléctrico de serie se podrá adquirir a mediados de 2011.
-
Renault Kangoo Be Bop ZE
Hemos conducido un Be Bop, que ya tiene poco que ver con el Renault ZE Concept que se pudo ver en el Salón de París de 2008. Este concepto rodante Kango Be Bop ZE está realizado sobre un Kangoo actual, al que se ha sustituido toda la mecánica tradicional y se ha transplantado el conjunto eléctrico que conformará el Kangoo Express ZE de serie.

Galería relacionada

Renault Bebop: detalles

Renault intenta dejar claro en el comunicado que el Be Bop “no anticipa el Kango Express eléctrico de serie”, que eso lo veremos en 2010, con los primeros prototipos, pero la realidad es que los órganos eléctricos y electrónicos más relevantes del coche eléctrico están ahí. Para 2011 lanzarán a la venta tres modelos eléctricos tanto el Kangoo Express como una berlina familiar –presumiblemente una versión de Mégane- y un urbano. En 2012 lanzarán un cuarto modelo equivalente en tamaño al Clio.

Obviamente, el silencio de funcionamiento constituye el principal atributo de este Be Bop. El segundo, la ausencia de emisiones mientras rueda. En conjunto, su contaminación dependerá del origen de la electricidad con la que se recargue. El un análisis realizado en 2006 de la energía “del pozo a la rueda”, con la generación europea, emitiría 67 gramos de CO2 por kilómetro, casi la mitad que un Diesel. El precio del coche eléctrico sigue siendo bien superior a un Diesel de potencia equivalente, pero en Renault estiman que con ayudas estatales se podría conseguir venderlo al mismo precio. Teniendo en cuenta los precios actuales en un “repostaje eléctrico” en España, se podrían recorrer 100 km con dos euros. Otra cosa será que, si los eléctricos se hacen con el mercado, se mantenga la estructura actual de precios. Lo más importante de este demostrador se encuentra bajo los pies de los ocupantes traseros. Una batería de tecnología ion-litio con una capacidad de 15 kWh, que ahora le permite una autonomía de 100 km, pero que cuando llegue a la serie en 2011 proporcionará un uso de 160 km antes de tener que volver a “repostar” . La batería suministra un voltaje de 400 voltios, a base de sumar células individuales de 8,4 voltios, agrupadas en módulos. La recarga de las baterías se podrá realizar en un enchufe doméstico en ocho horas, en “surtidores de electrones” al estilo de las estaciones de servicio –un recarga rápida en unos 20 minutos– o bien, sencillamente, cambiando de batería en unos cinco minutos. La batería no será propiedad del dueño del coche, sino que se alquilará a Renault. El proyecto piloto de este cambio rápido de batería ya está en marcha en Israel, donde comenzará la implantación de los Renault eléctricos. Las baterías pesan 250 kilos, de los cuales apenas 3 kilos son litio como tal. Conseguir una vida útil de 10 años, y que al cabo de seis años conserve más de 80 por ciento de las cualidades de cuando era nueva, sólo se consigue con grandes dosis de tecnología. Las baterías van “blindadas”, para preservarlas en caso de choque. La batería está refrigerada por aire y un ordenador se encarga de controlar cada uno de los 48 módulos que la componen. La temperatura es uno de los factores determinantes en la longevidad de la batería y todo está concebido para la temperatura se encuentre entre los 20 y 40 grados, óptimos para alargar su vida útil. Las baterías se fabricarán junto a las plantas del grupo en las que se ensamblarán los coches eléctricos Renault en l

Este demostrador Kangoo Be Bop incorpora un grupo motor de 44 kW, aunque ya nos han confesado que circulan prototipos con 66 kW. Incluso así la aceleración es relevante para una utilización urbana. Luego, el 0-100 km/h no es brillante –emplea nada menos que 15 segundos para alcanzar esta velocidad-, pero tampoco es un estorbo en carretera. Para preservar la autonomía, la velocidad se ha limitado electrónicamente a 130 km/h. Hemos conducido un Be Bop, que ya tiene poco que ver con el Renault ZE Concept que se pudo ver en el Salón de París de 2008. Este concepto rodante Kango Be Bop ZE está realizado sobre un Kangoo actual, al que se ha sustituido toda la mecánica tradicional y se ha transplantado el conjunto eléctrico que conformará el Kangoo Express ZE de serie. Renault intenta dejar claro en el comunicado que el Be Bop “no anticipa el Kango Express eléctrico de serie”, que eso lo veremos en 2010, con los primeros prototipos, pero la realidad es que los órganos eléctricos y electrónicos más relevantes del coche eléctrico están ahí. Para 2011 lanzarán a la venta tres modelos eléctricos tanto el Kangoo Express como una berlina familiar –presumiblemente una versión de Mégane- y un urbano. En 2012 lanzarán un cuarto modelo equivalente en tamaño al Clio.

Obviamente, el silencio de funcionamiento constituye el principal atributo de este Be Bop. El segundo, la ausencia de emisiones mientras rueda. En conjunto, su contaminación dependerá del origen de la electricidad con la que se recargue. El un análisis realizado en 2006 de la energía “del pozo a la rueda”, con la generación europea, emitiría 67 gramos de CO2 por kilómetro, casi la mitad que un Diesel. El precio del coche eléctrico sigue siendo bien superior a un Diesel de potencia equivalente, pero en Renault estiman que con ayudas estatales se podría conseguir venderlo al mismo precio. Teniendo en cuenta los precios actuales en un “repostaje eléctrico” en España, se podrían recorrer 100 km con dos euros. Otra cosa será que, si los eléctricos se hacen con el mercado, se mantenga la estructura actual de precios. Lo más importante de este demostrador se encuentra bajo los pies de los ocupantes traseros. Una batería de tecnología ion-litio con una capacidad de 15 kWh, que ahora le permite una autonomía de 100 km, pero que cuando llegue a la serie en 2011 proporcionará un uso de 160 km antes de tener que volver a “repostar” . La batería suministra un voltaje de 400 voltios, a base de sumar células individuales de 8,4 voltios, agrupadas en módulos. La recarga de las baterías se podrá realizar en un enchufe doméstico en ocho horas, en “surtidores de electrones” al estilo de las estaciones de servicio –un recarga rápida en unos 20 minutos– o bien, sencillamente, cambiando de batería en unos cinco minutos. La batería no será propiedad del dueño del coche, sino que se alquilará a Renault. El proyecto piloto de este cambio rápido de batería ya está en marcha en Israel, donde comenzará la implantación de los Renault eléctricos. Las baterías pesan 250 kilos, de los cuales apenas 3 kilos son litio como tal. Conseguir una vida útil de 10 años, y que al cabo de seis años conserve más de 80 por ciento de las cualidades de cuando era nueva, sólo se consigue con grandes dosis de tecnología. Las baterías van “blindadas”, para preservarlas en caso de choque. La batería está refrigerada por aire y un ordenador se encarga de controlar cada uno de los 48 módulos que la componen. La temperatura es uno de los factores determinantes en la longevidad de la batería y todo está concebido para la temperatura se encuentre entre los 20 y 40 grados, óptimos para alargar su vida útil. Las baterías se fabricarán junto a las plantas del grupo en las que se ensamblarán los coches eléctricos Renault en l

Este demostrador Kangoo Be Bop incorpora un grupo motor de 44 kW, aunque ya nos han confesado que circulan prototipos con 66 kW. Incluso así la aceleración es relevante para una utilización urbana. Luego, el 0-100 km/h no es brillante –emplea nada menos que 15 segundos para alcanzar esta velocidad-, pero tampoco es un estorbo en carretera. Para preservar la autonomía, la velocidad se ha limitado electrónicamente a 130 km/h. Hemos conducido un Be Bop, que ya tiene poco que ver con el Renault ZE Concept que se pudo ver en el Salón de París de 2008. Este concepto rodante Kango Be Bop ZE está realizado sobre un Kangoo actual, al que se ha sustituido toda la mecánica tradicional y se ha transplantado el conjunto eléctrico que conformará el Kangoo Express ZE de serie. Renault intenta dejar claro en el comunicado que el Be Bop “no anticipa el Kango Express eléctrico de serie”, que eso lo veremos en 2010, con los primeros prototipos, pero la realidad es que los órganos eléctricos y electrónicos más relevantes del coche eléctrico están ahí. Para 2011 lanzarán a la venta tres modelos eléctricos tanto el Kangoo Express como una berlina familiar –presumiblemente una versión de Mégane- y un urbano. En 2012 lanzarán un cuarto modelo equivalente en tamaño al Clio.

Obviamente, el silencio de funcionamiento constituye el principal atributo de este Be Bop. El segundo, la ausencia de emisiones mientras rueda. En conjunto, su contaminación dependerá del origen de la electricidad con la que se recargue. El un análisis realizado en 2006 de la energía “del pozo a la rueda”, con la generación europea, emitiría 67 gramos de CO2 por kilómetro, casi la mitad que un Diesel. El precio del coche eléctrico sigue siendo bien superior a un Diesel de potencia equivalente, pero en Renault estiman que con ayudas estatales se podría conseguir venderlo al mismo precio. Teniendo en cuenta los precios actuales en un “repostaje eléctrico” en España, se podrían recorrer 100 km con dos euros. Otra cosa será que, si los eléctricos se hacen con el mercado, se mantenga la estructura actual de precios. Lo más importante de este demostrador se encuentra bajo los pies de los ocupantes traseros. Una batería de tecnología ion-litio con una capacidad de 15 kWh, que ahora le permite una autonomía de 100 km, pero que cuando llegue a la serie en 2011 proporcionará un uso de 160 km antes de tener que volver a “repostar” . La batería suministra un voltaje de 400 voltios, a base de sumar células individuales de 8,4 voltios, agrupadas en módulos. La recarga de las baterías se podrá realizar en un enchufe doméstico en ocho horas, en “surtidores de electrones” al estilo de las estaciones de servicio –un recarga rápida en unos 20 minutos– o bien, sencillamente, cambiando de batería en unos cinco minutos. La batería no será propiedad del dueño del coche, sino que se alquilará a Renault. El proyecto piloto de este cambio rápido de batería ya está en marcha en Israel, donde comenzará la implantación de los Renault eléctricos. Las baterías pesan 250 kilos, de los cuales apenas 3 kilos son litio como tal. Conseguir una vida útil de 10 años, y que al cabo de seis años conserve más de 80 por ciento de las cualidades de cuando era nueva, sólo se consigue con grandes dosis de tecnología. Las baterías van “blindadas”, para preservarlas en caso de choque. La batería está refrigerada por aire y un ordenador se encarga de controlar cada uno de los 48 módulos que la componen. La temperatura es uno de los factores determinantes en la longevidad de la batería y todo está concebido para la temperatura se encuentre entre los 20 y 40 grados, óptimos para alargar su vida útil. Las baterías se fabricarán junto a las plantas del grupo en las que se ensamblarán los coches eléctricos Renault en l

Este demostrador Kangoo Be Bop incorpora un grupo motor de 44 kW, aunque ya nos han confesado que circulan prototipos con 66 kW. Incluso así la aceleración es relevante para una utilización urbana. Luego, el 0-100 km/h no es brillante –emplea nada menos que 15 segundos para alcanzar esta velocidad-, pero tampoco es un estorbo en carretera. Para preservar la autonomía, la velocidad se ha limitado electrónicamente a 130 km/h. Hemos conducido un Be Bop, que ya tiene poco que ver con el Renault ZE Concept que se pudo ver en el Salón de París de 2008. Este concepto rodante Kango Be Bop ZE está realizado sobre un Kangoo actual, al que se ha sustituido toda la mecánica tradicional y se ha transplantado el conjunto eléctrico que conformará el Kangoo Express ZE de serie. Renault intenta dejar claro en el comunicado que el Be Bop “no anticipa el Kango Express eléctrico de serie”, que eso lo veremos en 2010, con los primeros prototipos, pero la realidad es que los órganos eléctricos y electrónicos más relevantes del coche eléctrico están ahí. Para 2011 lanzarán a la venta tres modelos eléctricos tanto el Kangoo Express como una berlina familiar –presumiblemente una versión de Mégane- y un urbano. En 2012 lanzarán un cuarto modelo equivalente en tamaño al Clio.

Obviamente, el silencio de funcionamiento constituye el principal atributo de este Be Bop. El segundo, la ausencia de emisiones mientras rueda. En conjunto, su contaminación dependerá del origen de la electricidad con la que se recargue. El un análisis realizado en 2006 de la energía “del pozo a la rueda”, con la generación europea, emitiría 67 gramos de CO2 por kilómetro, casi la mitad que un Diesel. El precio del coche eléctrico sigue siendo bien superior a un Diesel de potencia equivalente, pero en Renault estiman que con ayudas estatales se podría conseguir venderlo al mismo precio. Teniendo en cuenta los precios actuales en un “repostaje eléctrico” en España, se podrían recorrer 100 km con dos euros. Otra cosa será que, si los eléctricos se hacen con el mercado, se mantenga la estructura actual de precios. Lo más importante de este demostrador se encuentra bajo los pies de los ocupantes traseros. Una batería de tecnología ion-litio con una capacidad de 15 kWh, que ahora le permite una autonomía de 100 km, pero que cuando llegue a la serie en 2011 proporcionará un uso de 160 km antes de tener que volver a “repostar” . La batería suministra un voltaje de 400 voltios, a base de sumar células individuales de 8,4 voltios, agrupadas en módulos. La recarga de las baterías se podrá realizar en un enchufe doméstico en ocho horas, en “surtidores de electrones” al estilo de las estaciones de servicio –un recarga rápida en unos 20 minutos– o bien, sencillamente, cambiando de batería en unos cinco minutos. La batería no será propiedad del dueño del coche, sino que se alquilará a Renault. El proyecto piloto de este cambio rápido de batería ya está en marcha en Israel, donde comenzará la implantación de los Renault eléctricos. Las baterías pesan 250 kilos, de los cuales apenas 3 kilos son litio como tal. Conseguir una vida útil de 10 años, y que al cabo de seis años conserve más de 80 por ciento de las cualidades de cuando era nueva, sólo se consigue con grandes dosis de tecnología. Las baterías van “blindadas”, para preservarlas en caso de choque. La batería está refrigerada por aire y un ordenador se encarga de controlar cada uno de los 48 módulos que la componen. La temperatura es uno de los factores determinantes en la longevidad de la batería y todo está concebido para la temperatura se encuentre entre los 20 y 40 grados, óptimos para alargar su vida útil. Las baterías se fabricarán junto a las plantas del grupo en las que se ensamblarán los coches eléctricos Renault en l

Este demostrador Kangoo Be Bop incorpora un grupo motor de 44 kW, aunque ya nos han confesado que circulan prototipos con 66 kW. Incluso así la aceleración es relevante para una utilización urbana. Luego, el 0-100 km/h no es brillante –emplea nada menos que 15 segundos para alcanzar esta velocidad-, pero tampoco es un estorbo en carretera. Para preservar la autonomía, la velocidad se ha limitado electrónicamente a 130 km/h.
Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.