Publicidad

Porsche Panamera S Hybrid

No tanto por su menor consumo… que lo obtiene con 6,8 l/100 km oficiales. Ni tampoco por su recorrido comercial, que posiblemente será testimonial. Pero sí por su buen funcionamiento y capacidad para mover en silencio una gigantesca berlina de 5 metros y 2 toneladas de peso. El nuevo Porsche Panamera Hybrid es toda una demostración tecnológica. Con un motor V6 y un propulsor eléctrico, combina 380 CV. Ya a la venta desde 112.632 euros.
-
Porsche Panamera S Hybrid

Poco a poco, en los últimos años, Porsche ha dado pasos muy importantes para cambiar su historia. Y, a pesar de las reticencias iniciales, todos de momento con éxito. ¿Un Porsche todo terreno? Pues hoy el Cayenne representa un 60 por ciento de sus ventas. ¿Un Porsche Diesel? Pues es ya mayoría en el Cayenne y en un mes llegará al Panamera para representar seguramente la mitad de sus matriculaciones. Y, ahora… ¿Un Porsche híbrido? Pues será ya el segundo, y en el Cayenne representa hasta un 15 por ciento de su gama vendida.

La verdad es que los datos son sorprendentes, pero viendo el rendimiento que ha conseguido de todas estas novedades extraña menos. El último lo vemos en el Porsche Panamera S Hybrid. Consigue ser un Porsche, consigue ser un Panamera y consigue ser hoy en día un gran híbrido. Y a Porsche no le ha costado mucho su lanzamiento.

Galería relacionada

Porsche Panamera Hybrid

Desde luego no ha supuesto una gran complicación. El sistema modular lo tenían del grupo Volkswagen al que pertenecen. Estrenado antes en un VW Touareg y en el propio Porsche Cayenne, consta, en primer lugar, de un motor gasolina. El elegido, un V6 de Audi con 3,0 litros de cilindrada, 333 CV de potencia y sobrealimentación por compresor en vez de turbo para una respuesta más instantánea. También está compuesto, en última instancia, de una caja de cambios Tiptronic S de 8 relaciones y convertidor de par, fabricada por la japonesa Aisin, ideal por contar con dos últimas marchas muy largas para rebajar consumos a velocidades estabilizadas.

Ubicado entre medias del motor V6 y la caja de cambios, Bosch pone el conjunto eléctrico. En esta ocasión está formado principalmente por un embrague tradicional (que, automáticamente, acopla/desacopla el motor de combustión) y un propulsor eléctrico de 47 CV (34 kW) conectado a su vez a la batería de níquel metal hidruro ubicada bajo el piso del maletero y que, además, ejerce de motor de arranque y alternador. Por tanto, como este conjunto sólo mide 12 cm, en el Panamera Porsche únicamente ha tenido que separar ligeramente más el motor de la caja de cambios para su instalación. Eso y montar nuevos sistemas eléctricos como la bomba de asistencia al freno, la servodirección o el compresor de aire acondicionado para que sigan funcionando cuando el motor de combustión se detiene.

El resto, un eje de transmisión hacia el diferencial posterior que sigue igual, ya que, debido a la posición tan retrasada en el Panamera del motor V6, para equipar tracción total el eje delantero habría necesitado elevar la mecánica y el cambio repercutiendo negativamente en la dinámica. Por tanto, el Panamera Hybrid es puro propulsión y puro Porsche… a pesar de un peso casi 200 kg mayor y ligeras mayores inercias en carretera. Pequeña concesión que se diluye al arrancar.

Y es que el nuevo Porsche Panamera Hybrid, a más de 10º C y siempre que las baterías estén con suficiente carga, arranca en modo eléctrico. Es sorprendente verlo moverse a partir de entonces en silencio con cero gasto de combustible. Lo puede hacer durante dos kilómetros (como un Toyota Prius) y hasta una velocidad máxima de 85 km/h… aunque lanzado y a punta de gas lo hemos llegado a ver hasta 105 km/h. Pero, con un paquete de baterías de sólo 1,7 kWh de capacidad (y de la que sólo se aprovecha un 40 por ciento para preservar su vida útil), dura lo que dura, y pasados unos minutos entra a escena el motor V6. 

Corre casi como un Panamera V8 gastando hasta un 30 por ciento menos oficialmente… y costando 5.000 euros más.

Rápido e inmediato, este motor con compresor garantiza grandes prestaciones (acelera de 0 a 100 km/h en sólo 6 segundos), sobre todo en un modo Sport que lo vuelve más instantáneo. Y mientras, en frenadas, el motor eléctrico carga las baterías para que lo antes posible pueda volver a utilizarse a modo de impulso. Y lo hará no sólo en tramos eminentemente urbanos en los que circulemos hasta los mencionados 85 km/h, sino también a máxima demanda de gas (pie a tabla en modo normal o hasta un 80% de gas en modo Sport) cuando ambos motores (el eléctrico y el gasolina) empujan a la vez durante como mucho 40 segundos generando un gran par máximo de más de 59 mkg desde sólo 1.000 rpm. Aquí, en total, el Porsche Panamera Hybrid entrega 380 CV de potencia.

De momento, hemos visto el modo eléctrico, el modo gasolina y el modo conjunto. Pero hay más. Este Porsche Panamera Hybrid, como el Cayenne Hybrid, puede incluso rodar con los dos motores apagados. Lo llaman en la marca “funcionamiento a vela” y supone que, hasta 165 km/h, al levantar pie del acelerador el desplazamiento se realiza por inercia y sin apenas retención, con el motor eléctrico actuando sólo de alternador para generar únicamente la electricidad que se consume a bordo. 

Es como si en un coche manual circuláramos en punto muerto y con el motor apagado, con la ventaja de que las dos toneladas de peso del Porsche Panamera Hybrid lanzadas dan para mucho, manteniendo prácticamente velocidad durante muchos kilómetros si el trazado es llano o tiende a bajar. Una gozada, porque además, en caso de aceleración, todas las transiciones entre motores son finísimas, casi imperceptibles.

Con este buen funcionamiento, el Porsche Panamera Hybrid se convierte en una berlina coupé muy atractiva y exclusiva. Cierto que pierde casi 100 dm3 de maletero por el alojamiento de las baterías pero sigue siendo por dinamismo y confort de marcha un auténtico Panamera. De serie llega siempre con suspensión neumática y, en opción, tendrá una curiosidad: puede equiparse con neumáticos de baja resistencia a la rodadura en llanta de 19 pulgadas, opción que, además de recortar su consumo a 7,1 l/100 km de media a sólo 6,8 l/100 km, permite una bajada de tramo impositivo para disminuir 3.000 euros el precio final. Es decir, un Porsche Panamera Hybrid de serie costará 115.559 euros, mientras que eligiendo la opción de neumáticos especiales valdrá 112.632 euros. Eso sí, en lugar de 270 km/h de velocidad máxima dispondrá de 240 km/h. Suficiente, ¿verdad?

Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.