Publicidad

A prueba el nuevo Porsche 911 GT3 RS, espectacularmente rápido

El Porsche 911 GT3 RS se ha vuelto más rápido y preciso, a la vez que mantiene ese espíritu de perfecto coche de calle para rodar en circuito. Cambia motor y mejora el chasis para bajar de los siete minutos en Nürburgring.
Daniel Cuadrado .

Twitter: @DanielCuadradoT .

Instagram: @DanielCuadradoT . -

A prueba el nuevo Porsche 911 GT3 RS, espectacularmente rápido

Con la llegada del nuevo 911 GT3 RS, el Porsche 911 acaba de terminar de actualizar su generación 991. Tal y como es tradición en la casa, las generaciones se alargan en el tiempo gracias a una importante actualización a mitad de vida. Con toda la familia 911 991 renovada, y tras la presentación del espectacular GT2 RS, ya sólo quedaba mejorar a uno de sus representantes más característicos: el Porsche 911 GT3 RS. Queda así inscrito dentro de la familia con denominación interna 991.2, y viene con el aval de haber sido el primer GT3 que ha logrado bajar de los siete minutos en el trazado norte de Nürburgring, toda una proeza dado que todavía cuenta con un seis cilindros atmosférico. Parece el mismo coche, pero no lo es. Hay pequeños cambios en el exterior que aparentan que la evolución no ha sido tan grande. Sin embargo, el nuevo GT3 RS ha logrado ser 23 segundos más rápido que su predecesor en el Nordschleife, y esto no se consigue con un simple lavado de cara. Veamos qué ha cambiado.

Porsche 911 GT3 RS

La estructura es la misma, así como el concepto GT3 RS, que no varía un ápice. Ahora hay más piezas de carbono. Los capós y las aletas son de este material. El techo es de magnesio de serie y de carbono con el pack Weissach (ahorra 500 gramos) y cuenta con elementos como la barra estabilizadora también de este material. En total se ha logrado un ahorro de peso de 28 kilos. El bastidor mantiene los mismos brazos de suspensión pero elimina todas las conexiones con elastómeros, sustituyéndolos por uniball, tal y como se llevan en competición, mucho más precisos. Es la nueva filosofía de tren de rodaje de Porsche, que va a aplicar a todos los modelos extremos de la casa. En el 911 lo podemos encontrar en los GT2 RS y GT3 RS. La estabilizadora trasera ahora es menos dura y se aumenta la dureza de muelle y amortiguador.

Porsche 911 GT3 Rs con nuevo motor

El corazón del nuevo Porsche 911 GT3 RS cambia por completo. Sigue siendo un seis cilindros bóxer atmosférico, pero poco tiene que ver con el anterior. Su base es la que se emplea en la competición, siendo el mismo motor de la Porsche Cup. Tiene cuatro litros de cilindrada y 520 caballos, y en su interior hay menos fricción entre piezas. Desaparecen los taqués hidráulicos y en su lugar se deja el accionamiento de las levas contra las válvulas a través de pastillas. Esto, junto con la utilización del mismo material en todas las piezas, permite que no haya que estar haciendo reglajes de válvulas constantemente, dejando esta operación sólo para revisiones con muchos kilómetros. Se ayuda así al sistema de engrase (sigue siendo por cárter seco), que ahora tiene que mandar menos aceite a la culata, centrándose en una mayor lubricación del cigüeñal. La caja de cambios es obligatoriamente automatizada PDK de doble embrague con 7 velocidades y sin overdrive, no pudiéndose montar la manual que sí lleva el último GT3, con el que comparte motor.

Detalles RS

A partir de 2019 el nuevo GT3 RS podrá montar las llantas de magnesio, así como unos nuevos Michelin Sport Cup 2 R diseñados en exclusiva para él. Con ellos logró bajar de los siete minutos en Nurburgring. El interior pesa 13,5 kilos menos, a costa de quitar piezas, añadir más carbono, como en las levas del cambio, por ejemplo, y montar la jaula de titanio. Los cristales reducen su espesor, utilizando la misma tecnología que los cristales de los teléfonos móviles. Se añade un difusor trasero, ya utilizado en el 911 R, con el que logra un aumento del 40 por ciento de carga aerodinámica.  Dispone ahora de dos tomas de aire NACA en el capó, para refrigerar los discos delanteros desde el interior.

Porsche 911 GT3 RS

En conjunto se logra un coche mucho más preciso. Cuando aceleras a fondo no puedes decir que por sensación sea más rápido que antes, puesto que es un coche que ya corría mucho. Lo que sí sientes es un motor que empuja desde las 1.000 a las 9.000 rpm y parece no tener límite. De tacto es algo más tosco, como un coche de carreras, que es lo que es. En su comportamiento es difícil encontrar puntos en contra. Es preciso y va por donde le dices, con una espectacular capacidad para frenar en apoyo y una elevada velocidad de paso por curva. Ya está a la venta por 224.170 euros.

También te puede interesar:

Juan Collín prueba el Porsche GT2 RS

Vídeo Porsche 911 GT3 RS: su nuevo récord en Nürburgring

Vídeo Porsche 911 GT2 RS: récord en Nürburgring

Autopista Edition Porsche: toda la historia de Porsche

Porsche 911 GT3 RS

La estructura es la misma, así como el concepto GT3 RS, que no varía un ápice. Ahora hay más piezas de carbono. Los capós y las aletas son de este material. El techo es de magnesio de serie y de carbono con el pack Weissach (ahorra 500 gramos) y cuenta con elementos como la barra estabilizadora también de este material. En total se ha logrado un ahorro de peso de 28 kilos. El bastidor mantiene los mismos brazos de suspensión pero elimina todas las conexiones con elastómeros, sustituyéndolos por uniball, tal y como se llevan en competición, mucho más precisos. Es la nueva filosofía de tren de rodaje de Porsche, que va a aplicar a todos los modelos extremos de la casa. En el 911 lo podemos encontrar en los GT2 RS y GT3 RS. La estabilizadora trasera ahora es menos dura y se aumenta la dureza de muelle y amortiguador.

Porsche 911 GT3 Rs con nuevo motor

El corazón del nuevo Porsche 911 GT3 RS cambia por completo. Sigue siendo un seis cilindros bóxer atmosférico, pero poco tiene que ver con el anterior. Su base es la que se emplea en la competición, siendo el mismo motor de la Porsche Cup. Tiene cuatro litros de cilindrada y 520 caballos, y en su interior hay menos fricción entre piezas. Desaparecen los taqués hidráulicos y en su lugar se deja el accionamiento de las levas contra las válvulas a través de pastillas. Esto, junto con la utilización del mismo material en todas las piezas, permite que no haya que estar haciendo reglajes de válvulas constantemente, dejando esta operación sólo para revisiones con muchos kilómetros. Se ayuda así al sistema de engrase (sigue siendo por cárter seco), que ahora tiene que mandar menos aceite a la culata, centrándose en una mayor lubricación del cigüeñal. La caja de cambios es obligatoriamente automatizada PDK de doble embrague con 7 velocidades y sin overdrive, no pudiéndose montar la manual que sí lleva el último GT3, con el que comparte motor.

Publicidad

Detalles RS

A partir de 2019 el nuevo GT3 RS podrá montar las llantas de magnesio, así como unos nuevos Michelin Sport Cup 2 R diseñados en exclusiva para él. Con ellos logró bajar de los siete minutos en Nurburgring. El interior pesa 13,5 kilos menos, a costa de quitar piezas, añadir más carbono, como en las levas del cambio, por ejemplo, y montar la jaula de titanio. Los cristales reducen su espesor, utilizando la misma tecnología que los cristales de los teléfonos móviles. Se añade un difusor trasero, ya utilizado en el 911 R, con el que logra un aumento del 40 por ciento de carga aerodinámica.  Dispone ahora de dos tomas de aire NACA en el capó, para refrigerar los discos delanteros desde el interior.

Publicidad

Porsche 911 GT3 RS

En conjunto se logra un coche mucho más preciso. Cuando aceleras a fondo no puedes decir que por sensación sea más rápido que antes, puesto que es un coche que ya corría mucho. Lo que sí sientes es un motor que empuja desde las 1.000 a las 9.000 rpm y parece no tener límite. De tacto es algo más tosco, como un coche de carreras, que es lo que es. En su comportamiento es difícil encontrar puntos en contra. Es preciso y va por donde le dices, con una espectacular capacidad para frenar en apoyo y una elevada velocidad de paso por curva. Ya está a la venta por 224.170 euros.

También te puede interesar:

Juan Collín prueba el Porsche GT2 RS

Vídeo Porsche 911 GT3 RS: su nuevo récord en Nürburgring

Vídeo Porsche 911 GT2 RS: récord en Nürburgring

Autopista Edition Porsche: toda la historia de Porsche

Publicidad
Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

POLÍTICA DE COOKIES

En MPIB utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está aceptando su uso. Puede obtener más información, así como conocer la manera de cambiar la configuración de los navegadores más usuales, en nuestra Política de Cookies que le recomendamos que consulte.