Publicidad

Nuevo Fiat Panda

Tercera entrega en la historia de los Fiat Panda. El nuevo coche gana en diseño, mucho más simpático, en funcionalidad y en eficiencia.
-
Nuevo Fiat Panda

Tercera generación para un Fiat Panda que vio la luz hace ya tres décadas. El primer Panda nos sirvió de escuela de conducción a muchos. El segundo –el que todavía se vende- supuso una ruptura estilística con la primera entrega y pese a sus dotes de polivalencia con carrocería elevada en un tamaño urbano, nunca llegó a cuajar en nuestro mercado. Y ahora llega el tercer Fiat Panda, con tres motores de gasolina y uno Diesel, a competir en el segmento ciudadano. Después del verano conoceremos el 4x4. Repasemos sus argumentos para la batalla:

Galería relacionada

Fiat Panda 2012

Ha crecido su carrocería en todas las cotas aunque su traslación a la habitabilidad interior no es llamativa –misma batalla que antes aunque 11 centímetros más de longitud, seis de anchura y uno de altura-. Los pasajeros delanteros van de maravilla, con mucha altura hasta el techo. Muchos detalles interiores que intentan enganchar con el pasado, con la primera generación de Panda, en forma de cuadraturas o rectángulos: guantera voluminosa al aire, sin tapa, relojes del cuadro de mandos –curiosos pero con una lectura mejorable-, volante, pomo del cambio… Curioso el detalle del troquelado en los recubrimientos plásticos con las letras de la palabra Panda. Pero no todo ha sido mirar al pasado, la zona que agrupa mandos de radio y entretenimiento, toma formas de consolas tipo ‘playstation’. Detrás, aceptable cota de anchura pero penalizada por una corta cota de espacio para las rodillas, lo que hace que un adulto de talla media tenga que viajar con las piernas abiertas –y eso que se nos dice que se ha rebajado el grosor del asiento delantero para mejorar habitabilidad-. En cuanto a maletero, gana 10 litros frente al Panda anterior llegando a 238, aunque, eso sí, podemos disponer de mayor capacidad si desplazamos la banqueta trasera los 16 centímetros que tiene de recorrido –habrá banqueta de una pieza, de dos al 60/40 por ciento y tres asientos individuales-.

-. No contabilizamos las opciones a gas, remotas en nuestro país. Con esta salvedad, las mecánicas ofertadas en el nuevo Panda serán cuatro, tres gasolina y una Diesel. En gasolina tenemos el veterano 1.2 8v FIRE de 69 CV, altamente probado y ya exprimido -5,2 l/100 de consumo medio-. Los que quieran innovación tendrán los dos bicilíndricos, el atmosférico de 65 CV –tardará algo más en llegar a nuestro mercado- y el turbo de 85 CV, estos dos últimos con sistema start/stop y 4,2 l/100 de consumo medio. En Diesel, el archiconocido Multijet de 75 CV, también con start/stop y 3,9 litros a los 100 kilómetros. Todos los motores están por debajo de los 120 g/km de CO2 por lo que no deben pagar impuesto de matriculación.

Ya en marcha, sólo hemos tenido la oportunidad de contactar con el motor Twinair Turbo de 85 CV. Es lo que es y cumple de sobra. Muy ágil cuando lo llevamos en modo normal y a medias/altas vueltas –por encima de 3.000-. Pero también dispone de la posibilidad de que, a golpe de tecla eco en el salpicadero, todo se ralentice, se pierda casi una decena de caballos y nuestros consumos salgan claramente beneficiados. En ciudad y en maniobras de aparcamiento, mantiene la función ‘city’ de asistencia en la dirección para facilitar todas estas operaciones. Dinámicamente, hemos podido apreciar mejoras en el confort de bacheo, combinada con la antes mencionada agilidad de manejo tanto en ciudad como en carreteras reviradas, que han sido mayoría en nuestra toma de contacto.

En cuanto a precio, nada se sabe todavía para nuestro país, aunque no deberían ser muy superiores a los actuales, con el plus de llevarnos también mayor carga de seguridad activa y pasiva. Arrancará comercialmente en febrero próximo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.