Publicidad

Contacto: Maserati Ghibli, un tridente ahorrador

Maserati pone en escena su nuevo modelo, el Ghibli, y lo hace con muchas novedades. La más destacada de ellas es la presencia de una versión Diesel, la primera en la larga historia de la marca. Cosas de la crisis y de la ecología. ¡Qué le vamos a hacer!
Jesús Aguado -
Contacto: Maserati Ghibli, un tridente ahorrador

Maserati GhibliCon el Ghibli, Maserati quiere tener un modelo con el que competir con los rivales alemanes que tienen copado su segmento: Audi A6 y A7, BMW Serie 6 y Gran Coupé, Mercedes E y CLS… ¡casi nada! Pero argumentos a su favor no le faltan ya que se trata de ofrecer algo distinto, más exclusivo, mejor equipado de serie y, además, con ese espíritu deportivo intrínseco de la firma del tridente.

 

La gama del nuevo Ghibli se estructura en dos motores de gasolina y un turbodiésel, todos ellos con 6 cilindros en V y con 3 litros de cilindrada. Los dos primeros se ofrecen con potencias de 330 y 410 CV (versión S) y el turbodiésel anuncia 275 CV. También existe una versión dotada de tracción total (Q4) en el gasolina más potente. Como se puede ver, una gama pequeña, pero bien dotada para echar un pulso a esos rivales alemanes que tienen copado su segmento.

 

La novedad más destacada es, sin lugar a dudas, el V6 Diesel. Para el desarrollo de este motor se ha contado con el ex-jefe de motores de Ferrari F-1, Paolo Martinelli con el fin de hacer que esta mecánica sea lo más atractiva para los futuros clientes y que se enmarque dentro de lo que se espera de un Maserati en cuanto a rendimiento, sonido y prestaciones. No nos vamos a engañar, este motor no suena, ni sube de vueltas como lo hacen sus hermanos de gasolina, pero hemos de reconocer que cumple con creces su misión.

 

Al arrancar o cuando rodamos a bajas revoluciones, no puede ‘esconder’ su procedencia, pero cuando se lleva ‘alegre’ y la aguja está en la zona alta del cuentarrevoluciones el sonido procedente de la mecánica es más que aceptable. El motor funciona a las mil maravillas, empuja con contundencia desde el ralentí y ofrece un margen de uso bastante amplio.

 

Objetivo: ahorro

Interior del Maserati GhibliAdemás, como buen Diesel, los consumos se ven reducidos bastante con respecto a los de sus más potentes hermanos de gasolina, y eso es algo que agradecerán, y mucho, los posibles coches que se matriculen para el uso de las empresas. Junto a este nuevo motor, el Ghibli monta la caja de cambios automática de ocho velocidades con tres modos de funcionamiento: Normal, Sport y Manual. A ello se añade un modo denominado I.C.E. (Increased Control and Efficiency) destinado a ofrecer una mayor eficiencia y un consumo menor (anula la función overboost del turbocompresor, regula los cambios de marcha haciéndolos a revoluciones más bajas, etc…). Los cambios de marcha se pueden realizar mediante dos grandes levas situadas tras el volante y fijas (no están asociadas al volante y, por ello, no giran con él con lo que son más fáciles de manejar puesto que siempre están en el mismo lugar). Los cambios son inmediatos y con una buena dosis de suavidad.

 

El espíritu deportivo de Maserati hace que el comportamiento dinámico del Ghibli Diesel sea muy bueno. Su chasis y, sobre todo, los esquemas de suspensión utilizados (doble triángulo delante y multibrazo detrás)hacen que el coche vaya muy asentado, muestre un buen aplomo tanto en recta a velocidad alta, como en curvas tomadas a buen ritmo. La electrónica también consigue que el Ghibli sea un coche seguro de conducir y que, a pesar de su sistema de propulsión trasera, mantenga la trayectoria ideal sobre el asfalto, incluso forzando la trayectoria con el volante y el acelerador (sin sobrepasar, eso sí, las leyes de la física y sin desconectar el control de estabilidad).

La gama del nuevo Ghibli se completa con dos mecánicas de gasolina, ambas V6 con tres litros de cilindrada, que anuncian 330 y 410 CV en el S. Éste último, además, se puede pedir con tracción total Q4 con lo que se gana, y mucho, en seguridad activa y no sólo cuando se conduce por zonas con el asfalto ‘delicado’.

 

Ya se admiten pedidos, aunque las primeras unidades no estarán disponibles hasta finales de agosto o principios de septiembre.

 

Precios Maserati Ghibli

 

Diesel de 275 CV     71.429€

V6 de 330 CV           79.226€

V6 S de 410 CV         93.616€

V6 S Q4 de 410 CV  97.010€

Galería relacionada

Maserati Ghibli, contacto

Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.