Publicidad

Comparativa: Hyundai ix35 2.0 CRDI 136 vs Nissan Qashqai 1.6 DCI 130 y Suzuki S-Cross 1.6 DDIS 120

¿Qué sentido tiene un SUV de tracción delantera? Las aptitudes camperas se dejan de lado en favor de un menor coste de adquisición y mayor economía de uso. Por lo demás, mantienen la estética y su habitabilidad; aquí tienes tres buenos ejemplos.
Daniel Cuadrado.

Twitter: @DanielCuadradoT -

Comparativa: Hyundai ix35 2.0 CRDI 136 vs Nissan Qashqai 1.6 DCI 130 y Suzuki S-Cross 1.6 DDIS 120

Hay quien prefiere un coche grande, bien por gus­tos personales, bien por ne­cesidades de espacio, y tam­bién quien de vez en cuando se "complica" la vida saliendo del asfalto pero sin precisar de un caro y pesa­do sistema de tracción total. Para ellos nacen estas versiones de SUV de tracción delantera, más económicas y más ahorradoras que las de tracción total. Hay muchos coches de este tipo en nuestro mercado. La llegada de la nueva ge­neración del Nissan Qashqai nos sirve para traer de nuevo a dos coches rivales también muy interesantes en el segmento, como son el Hyundai ix35 y el Suzuki SX4 S-Cross.

Comparativa: Hyundai ix35 2.0 CRDI 136 4x2 vs Nissan Qashqai 1.6 DCI 130 4x2 S/S y Suzuki S-Cross 1.6 DDIS 120 2WDEl Qashqai es el más reciente y es lógico que aporte mayor tecnología, si bien esto, aunque ayuda, no debería ser crucial para la elección fi­nal en esta comparativa, ya que sus dos rivales también tienen unos puntos fuertes interesan­tes. Lo probamos con el motor 1.6 dCi de 130 CV. Como alternativa también Diesel, Hyundai aporta su ix35 con el CRDI de 136 caballos, un modelo de proporciones exteriores más grandes -es más alto y largo que el resto-. Por parte de Suzuki tenemos al S-Cross, ligeramente más pequeño por fuera y un punto por debajo en lo que a refinamiento y precio se refiere pero con un consumo muy bueno y aptitudes dinámicas que le permiten tutear a sus dos rivales; si no está entre tus predilectos del segmento por ser más pequeño, menos potente (120 CV) o por su estética algo diferente, te recomiendo que le eches un vistazo porque es de esos coches que, como producto, sorprende.

Hay diferencias de tamaño exte­rior, y, sin embargo, dentro apenas se aprecia. Es lógico que el Hyundai, al ser 3 cm más lar­go que el Qashqai y 11 cm más que el Suzuki, ofrezca más espacio longitudinal en las plazas traseras. Si eres alto irás más confortable detrás en él, pero si quieres sentar a tres personas es­tarán más cómodas en el Nissan por cuestión de anchura o en el Suzuki por las formas me­nos pronunciadas del respaldo trasero. Las dife­rencias entre los tres son pocas, pero ahí están. Delante vas a estar igual de cómodo o integrado en cualquiera de los tres pero, igualmente, si eres más alto, el ix35 será más recomendable para ti. Si lo que buscas es un buen maletero, el S-Cross te sorprenderá con la mayor capaci­dad (470 litros), y eso que es el más pequeño. El mérito no sólo es suyo, y es que si nos po­nemos a comparar tamaños de maletero con el resto de modelos del segmento, verás que el del Nissan es simplemente correcto (455 l) y el del Hyundai algo justo dado su tamaño (415 l); como referencia, un Mazda CX-5 ofrece 530 li­tros. En cualquier caso en los tres podrás abatir respaldos y ampliar para meter ese incómodo mueble en caja ancha, plana y larga que viene desmontado.

Cuestión de gustos

Comparativa: Hyundai ix35 2.0 CRDI 136 4x2 vs Nissan Qashqai 1.6 DCI 130 4x2 S/S y Suzuki S-Cross 1.6 DDIS 120 2WDLa calidad interior es más que aceptable en los tres, si bien es posible que por una pura cuestión estética te gusten más el Nissan o el Hyundai. El S-Cross está bien termina­do en cuestión de ajustes pero visualmente es más sobrio que los otros dos. A esta sensación de calidad contribuye, y mucho, el filtrado del sonido que viene del motor, siempre más alto en el Suzuki; no es molesto, pero en compara­ción transmite menor sensación de calidad, re­pito, sensación, que no calidad. En este aspec­to, el Qashqai incluso se coloca por encima del Hyundai, con una mayor sensación tecnológica provocada por un lado por ser el más moderno y tener elementos de seguridad activa, por otro por la veteranía del ix35 que, aunque se defien­de bien, se nota. Todo esto se podría resumir en que la vida a bordo en los tres es similar en cuestiones prácticas pero muy diferente si nos guiamos por las sensaciones que nos transmiten.

El arranque en los tres tiene sus particularidades. Más refinado el Nissan, rui­doso el Hyundai sólo unos segundos hasta que calienta y continuamente haciéndote ver que estás en un Diesel en el Suzuki. Por ciudad se manejan mejor de lo que su tamaño exterior te puede hacer presagiar. Por sus formas y altu­ra no son un prodigio en cuanto a visibilidad, pero las cámaras traseras que llevan ayudan y mucho, y eso a pesar de la definición que tie­nen; en el S-Cross no es muy buena pero cum­ple su misión perfectamente. En el fondo para esta función no necesitas una pantalla Full HD. Los mandos son agradables de usar en los tres, con direcciones de las que no cansan y pedales de dureza asumible por cualquiera. Sin peros al tacto y funcionamiento de las cajas de cambio de ix35 y Qashqai y con un emoticono sonriente en la del Suzuki, que se acerca en tacto a la de un modelo algo más deportivo.

Comparativa: Hyundai ix35 2.0 CRDI 136 4x2 vs Nissan Qashqai 1.6 DCI 130 4x2 S/S y Suzuki S-Cross 1.6 DDIS 120 2WDHay buena respuesta al acelerador en todos. El Suzuki es menos potente pero lo compensa pesando menos (211 kg menos que el Nissan y 268 kg menos que el Hyundai; es mucho), lo­grando al final una mejor relación peso/poten­cia que sus rivales. Viendo el resultado final en prestaciones, consumos y comportamiento da una pequeña lección a los fabricantes y compra­dores: menos peso es mejor que más potencia. En cualquier caso, el nivel prestacional de estos SUV es lo suficientemente bueno como para viajar a gusto. Igual ocurre con el com­portamiento, sin complicaciones en los tres. No debería ser el aspecto que te decante por uno u otro pero si me preguntas que cuál me ha gustado más en este aspecto yo me quedo con el Suzuki. Sin grandes diferencias, me ha parecido el más ágil, quizá no tenga el buen aplomo trasero del Nissan pero se siente más dinámico. En el límite, al que nunca somete­rás a cualquiera de los tres, el ix35 es el que antes empieza a subvirar. Hay un buen ESP en los tres. Fuera del asfalto están limitados por los neumáticos y el 'grip' del terreno; así y todo Hyundai y Suzuki traen controles de descen­so de serie que ayudan mucho en bajadas muy pronunciadas.

Los tres vienen bien equi­pados de serie, con más extras que sus rivales europeos, en especial el S-Cross, que además es el más barato. Si pones en una balanza lo bue­no y lo malo de cada coche, al final te encuen­tras con que el Nissan es el más equilibrado, el que ofrece mayor refinamiento y el que, ahora sí, aporta las bondades tecnológicas de ser la novedad. El Suzuki tiene puntos muy fuertes, como el consumo, el equipamiento de serie o el precio, pero carece del refinamiento de sus dos rivales. El ix35 es el más veterano y eso le pasa factura en décimas, centésimas y centímetros, nada grave. Y si quieres algo más, búscalos con tracción total, que dará más sentido a sus carro­cerías SUV.

Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.