Publicidad

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost/125 vs 1.5 TDCi/120: ¿qué elegir, Diesel o gasolina?

El nuevo Ford Fiesta ofrece en su gama dos fantásticos motores: un Diesel 1.5 TDCi de 120 CV y un gasolina 1.0 EcoBoost de 120. ¿Cuál interesa más? Los enfrentamos y medimos.
Juan Carlos González.

Twitter: @autopista_es Fotos: Israel Gardyn. -

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost/125 vs 1.5 TDCi/120: ¿qué elegir, Diesel o gasolina?

Dudar entre gasolina o Diesel ya resulta una incongruencia cuando se trata de coches pequeños. Los más urbanos, obviamente, carecen de motores Diesel, y entre los utilitarios la tendencia es a borrar dichas mecánicas de gasóleo, pues se supone que van a tener un uso prioritariamente ciudadano. Sin embargo, el Ford Fiesta actualséptima generación— es casi medio metro más largo que aquel primer Fiesta que nació en la década de los 70, lo que significa que es capaz de jugar el papel de un compacto de antaño, resultando muy manejable en un entorno urbano, pero capaz de afrontar largos trayectos por carretera sin arrugarse.

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 125: su motor

Ante esta polivalencia de uso, nada mejor que establecer un duelo fratricida con dos versiones «antagónicas» de uno de los utilitarios del momento, con modernos motores gasolina y Diesel en su oferta, para ver cuál gana de verdad el pulso. Por un lado tenemos el 1.0 EcoBoost de tres cilindros, un pionero en la corriente «downsizing» que ha sido agasajado con numerosos premios internacionales. Con su sofisticada turboalimentación, anuncia aquí 125 CV —hay incluso una variante de 140 CV— y muestra una respuesta especialmente satisfactoria a partir de 2.000 rpm, sin demasiadas vibraciones en momentos de exigencia, pero sí con ese sonido típico de los motores de este tipo, sobre todo cuando apuramos el cuentarrevoluciones. No es un ruido molesto, pero hay que acostumbrarse pues denota menos finura que un motor de cuatro cilindros. Ford Fiesta TDCi vs Ecoboost

Ford Fiesta 1.5 TDCi 120: su motor

Esa, precisamente, es la arquitectura de su aquí rival, el 1.5 TDCi de 120 CV, que por ser Diesel no alcanza la suavidad y refinamiento de los gasolina, aunque a decir verdad estamos ante uno de los motores más agradables de su categoría alimentados por gasóleo, con el añadido de que, a cruceros sostenidos en carretera, nuestro sonómetro le otorga menos decibelios que al 1.0 EcoBoost.

PRESTACIONES Ford Fiesta 1.0 Ecoboost/125 Ford Fiesta 1.5 TDCi/120
Acel. 0-100 km/h 9,36 s 9,05 s
Acel. 0-1000 metros 30,51 s 30,78 s
Adelantamiento 80-120 km/h 8,48 s 7,02 s
Sonoridad 100 km/h 67,7 dB 66,3 dB
Frenada desde 100 km/h 38,53 m 37,61 m
Peso en báscula 1.180 kg 1.198 kg

Si entramos en el terreno de las prestaciones, los registros frente al cronómetro dejan claro que ambas versiones se mueven con ligereza. En aceleración hay mucha igualdad, pues tanto el Fiesta de gasolina como el Diesel invierten poco más de 9 segundos para pasar de 0 a 100 km/h y superan en unas décimas los 30 segundos al completar los primeros 1.000 metros desde parado. Su rapidez se mantiene en las fases de recuperación cuando insertamos la 4ª, con un Fiesta EcoBoost resolutivo y un Fiesta TDCi que saca a relucir claramente la fuerza de su par motor —en nuestro banco ha dado 10 mkg más que el gasolina— para pulverizar la buena marca de su hermano: 8,48 segundos en el paso de 80 a 120 km/h frente a 7,02 —casi un segundo y medio—. Esa diferencia va incrementándose si rodamos en 5ª o 6ª, con un empuje que podríamos calificar de correcto en la versión de gasolina si la comparamos con sus semejantes, y de brillante en el Diesel situado en el mismo escenario. Ford Fiesta: interior

Y si nos fijamos en los consumos reales obtenidos, el 1.0 EcoBoost ha marcado una media de 5,5 l/100 km frente a los 5,0 litros del 1.5 TDCi, lo que les sitúa en cifras parecidas a sus rivales más directos. Sólo hay medio litro de diferencia a favor del Diesel, una brecha que será más grande si huimos de la moderación al pisar el acelerador, ya que la mecánica de gasolina es más sensible a los ritmos vivos.

CONSUMOS Ford Fiesta 1.0 Ecoboost/125 Ford Fiesta 1.5 TDCi/120
Consumo en ciudad 6,2 l/100 km 5,4 l/100 km s
Consumo en carretera 5,1 l/100 km 4,8 l/100 km
Consumo medio 5,5 l/100 km 5,0 l/100 km s

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost/125 vs 1.5 TDCi/120: precios y comportamiento

Con dichos consumos y con el precio actual de los combustibles, cada 100 kilómetros recorridos ahorraríamos del orden de 1,18 euros con el TDCi frente a su hermano de gama gasolina, y como los precios de compra de ambos Fiesta están separados sólo por 900 euros, una persona que supere los 20.000 kilómetros al año amortizará en poco tiempo esa diferencia en favor del Diesel. Eso sin tener en cuenta que la presión actual que hay sobre los Diesel seguro que nos va a dar más facilidades a pie de concesionario para obtener algún descuento adicional.

Por lo demás, el tacto de conducción del utilitario de Ford es excelente. El Diesel apenas ha pesado en nuestra báscula 18 kilos más que el gasolina, y aunque lleva algo más de lastre sobre el tren delantero apenas se percibe en su comportamiento. El chasis del Fiesta sigue fielmente las órdenes del conductor, de forma que se muestra ágil y receptivo a las transferencias de masas, además de muy preciso en el guiado, con un buen tacto de dirección. Además, se nota que su tren trasero ofrece ahora una mayor progresividad en las trayectorias —aunque mantiene el eje torsional—, sin olvidar el control vectorial del par —dentro de las nuevas ayudas a la conducción disponibles— que también contribuye a una respuesta dinámica más eficaz. Ford Fiesta 2018

Los reglajes de suspensión son algo firmes, un factor que se deja notar al rodar por asfaltos en mal estado, pero que también facilita el disfrute de la conducción cuando exprimimos al máximo sus posibilidades y damos con una carretera sinuosa pero en buen estado. A pesar de la mayor huella de pisada de esta generación, el Ford Fiesta no deja de ser un coche vivo, ágil y más «ratonero» que la última hornada de rivales, en parte porque su tren delantero se siente igualmente muy incisivo.

A nivel de seguridad tampoco hay que olvidar el aporte de las ayudas a la conducción que pueden llevar los Fiesta: alerta de cambio involuntario de carril con actuación leve sobre la dirección —de serie en todos—, control del ángulo muerto, sistema de aparcamiento semiautomático, gestión automática luz corta/larga, programador de velocidad activo y la frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones; disponibles en paquetes bastante asequibles. Ford Fiesta TDCi

Un Fiesta pensando en los jóvenes

Y como coche con un considerable enfoque juvenil, ofrece un interior con una pantalla táctil para el sistema multimedia con una resolución muy buena, que responde enseguida a las pulsaciones de los dedos y presenta unos menús de fácil interpretación. Además, con buen criterio, en la consola se mantienen algunos mandos para acceder directamente, por ejemplo, al volumen del sistema de sonido o al climatizador, que suelen ajustarse a menudo. Por otra parte, los más altos deben valorar la instalación del techo panorámico de cristal, pues suele gustar mucho por la luminosidad que aporta, pero resta cinco centímetros de altura, así que mucho mejor verlo antes en el concesionario.

Y para los padres que quieran estar más tranquilos cuando sus hijos cojan el coche, Ford ofrece la tecnología MyKey, que permite seleccionar el límite máximo de velocidad, crear un recordatorio para ponerse el cinturón de seguridad e incluso controlar el volumen del sistema de audio. Para ello, el propio coche nos dará unas sencillas instrucciones para configurar distintas llaves y programar las limitaciones, y con la posibilidad de hacer las copias que se deseen.

ESPACIO Ford Fiesta
Anchura delantera 135 cm
Anchura trasera 126 cm
Altura delantera 89-94 cm
Altura trasera 86 cm
Espacio para piernas 66 cm
Maletero 320 litros

Como conclusión del duelo gasolina/Diesel, quien vaya a a moverse bastante por ciudad y no realice altos kilometrajes debería decantarse por el agradable EcoBoost, pero el TDCi es más rápido, permite adelantar en menos tiempo, gasta menos y la diferencia de precio es pequeña. Salvo por las futuras limitaciones «políticas» hacia los diésel... blanco y en botella.

También te puede interesar:

Los 10 utilitarios más baratos del mercado

Ford Focus 2018: lo probamos por primera vez

Ford Mondeo 2019: así es la nueva berlina

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost 125: su motor

Ante esta polivalencia de uso, nada mejor que establecer un duelo fratricida con dos versiones «antagónicas» de uno de los utilitarios del momento, con modernos motores gasolina y Diesel en su oferta, para ver cuál gana de verdad el pulso. Por un lado tenemos el 1.0 EcoBoost de tres cilindros, un pionero en la corriente «downsizing» que ha sido agasajado con numerosos premios internacionales. Con su sofisticada turboalimentación, anuncia aquí 125 CV —hay incluso una variante de 140 CV— y muestra una respuesta especialmente satisfactoria a partir de 2.000 rpm, sin demasiadas vibraciones en momentos de exigencia, pero sí con ese sonido típico de los motores de este tipo, sobre todo cuando apuramos el cuentarrevoluciones. No es un ruido molesto, pero hay que acostumbrarse pues denota menos finura que un motor de cuatro cilindros. Ford Fiesta TDCi vs Ecoboost

Ford Fiesta 1.5 TDCi 120: su motor

Esa, precisamente, es la arquitectura de su aquí rival, el 1.5 TDCi de 120 CV, que por ser Diesel no alcanza la suavidad y refinamiento de los gasolina, aunque a decir verdad estamos ante uno de los motores más agradables de su categoría alimentados por gasóleo, con el añadido de que, a cruceros sostenidos en carretera, nuestro sonómetro le otorga menos decibelios que al 1.0 EcoBoost.

PRESTACIONES Ford Fiesta 1.0 Ecoboost/125 Ford Fiesta 1.5 TDCi/120
Acel. 0-100 km/h 9,36 s 9,05 s
Acel. 0-1000 metros 30,51 s 30,78 s
Adelantamiento 80-120 km/h 8,48 s 7,02 s
Sonoridad 100 km/h 67,7 dB 66,3 dB
Frenada desde 100 km/h 38,53 m 37,61 m
Peso en báscula 1.180 kg 1.198 kg
Publicidad

Si entramos en el terreno de las prestaciones, los registros frente al cronómetro dejan claro que ambas versiones se mueven con ligereza. En aceleración hay mucha igualdad, pues tanto el Fiesta de gasolina como el Diesel invierten poco más de 9 segundos para pasar de 0 a 100 km/h y superan en unas décimas los 30 segundos al completar los primeros 1.000 metros desde parado. Su rapidez se mantiene en las fases de recuperación cuando insertamos la 4ª, con un Fiesta EcoBoost resolutivo y un Fiesta TDCi que saca a relucir claramente la fuerza de su par motor —en nuestro banco ha dado 10 mkg más que el gasolina— para pulverizar la buena marca de su hermano: 8,48 segundos en el paso de 80 a 120 km/h frente a 7,02 —casi un segundo y medio—. Esa diferencia va incrementándose si rodamos en 5ª o 6ª, con un empuje que podríamos calificar de correcto en la versión de gasolina si la comparamos con sus semejantes, y de brillante en el Diesel situado en el mismo escenario. Ford Fiesta: interior

Y si nos fijamos en los consumos reales obtenidos, el 1.0 EcoBoost ha marcado una media de 5,5 l/100 km frente a los 5,0 litros del 1.5 TDCi, lo que les sitúa en cifras parecidas a sus rivales más directos. Sólo hay medio litro de diferencia a favor del Diesel, una brecha que será más grande si huimos de la moderación al pisar el acelerador, ya que la mecánica de gasolina es más sensible a los ritmos vivos.

CONSUMOS Ford Fiesta 1.0 Ecoboost/125 Ford Fiesta 1.5 TDCi/120
Consumo en ciudad 6,2 l/100 km 5,4 l/100 km s
Consumo en carretera 5,1 l/100 km 4,8 l/100 km
Consumo medio 5,5 l/100 km 5,0 l/100 km s

Ford Fiesta 1.0 EcoBoost/125 vs 1.5 TDCi/120: precios y comportamiento

Con dichos consumos y con el precio actual de los combustibles, cada 100 kilómetros recorridos ahorraríamos del orden de 1,18 euros con el TDCi frente a su hermano de gama gasolina, y como los precios de compra de ambos Fiesta están separados sólo por 900 euros, una persona que supere los 20.000 kilómetros al año amortizará en poco tiempo esa diferencia en favor del Diesel. Eso sin tener en cuenta que la presión actual que hay sobre los Diesel seguro que nos va a dar más facilidades a pie de concesionario para obtener algún descuento adicional.

Publicidad

Por lo demás, el tacto de conducción del utilitario de Ford es excelente. El Diesel apenas ha pesado en nuestra báscula 18 kilos más que el gasolina, y aunque lleva algo más de lastre sobre el tren delantero apenas se percibe en su comportamiento. El chasis del Fiesta sigue fielmente las órdenes del conductor, de forma que se muestra ágil y receptivo a las transferencias de masas, además de muy preciso en el guiado, con un buen tacto de dirección. Además, se nota que su tren trasero ofrece ahora una mayor progresividad en las trayectorias —aunque mantiene el eje torsional—, sin olvidar el control vectorial del par —dentro de las nuevas ayudas a la conducción disponibles— que también contribuye a una respuesta dinámica más eficaz. Ford Fiesta 2018

Los reglajes de suspensión son algo firmes, un factor que se deja notar al rodar por asfaltos en mal estado, pero que también facilita el disfrute de la conducción cuando exprimimos al máximo sus posibilidades y damos con una carretera sinuosa pero en buen estado. A pesar de la mayor huella de pisada de esta generación, el Ford Fiesta no deja de ser un coche vivo, ágil y más «ratonero» que la última hornada de rivales, en parte porque su tren delantero se siente igualmente muy incisivo.

A nivel de seguridad tampoco hay que olvidar el aporte de las ayudas a la conducción que pueden llevar los Fiesta: alerta de cambio involuntario de carril con actuación leve sobre la dirección —de serie en todos—, control del ángulo muerto, sistema de aparcamiento semiautomático, gestión automática luz corta/larga, programador de velocidad activo y la frenada de emergencia en ciudad con detección de peatones; disponibles en paquetes bastante asequibles. Ford Fiesta TDCi

Un Fiesta pensando en los jóvenes

Y como coche con un considerable enfoque juvenil, ofrece un interior con una pantalla táctil para el sistema multimedia con una resolución muy buena, que responde enseguida a las pulsaciones de los dedos y presenta unos menús de fácil interpretación. Además, con buen criterio, en la consola se mantienen algunos mandos para acceder directamente, por ejemplo, al volumen del sistema de sonido o al climatizador, que suelen ajustarse a menudo. Por otra parte, los más altos deben valorar la instalación del techo panorámico de cristal, pues suele gustar mucho por la luminosidad que aporta, pero resta cinco centímetros de altura, así que mucho mejor verlo antes en el concesionario.

Publicidad

Y para los padres que quieran estar más tranquilos cuando sus hijos cojan el coche, Ford ofrece la tecnología MyKey, que permite seleccionar el límite máximo de velocidad, crear un recordatorio para ponerse el cinturón de seguridad e incluso controlar el volumen del sistema de audio. Para ello, el propio coche nos dará unas sencillas instrucciones para configurar distintas llaves y programar las limitaciones, y con la posibilidad de hacer las copias que se deseen.

ESPACIO Ford Fiesta
Anchura delantera 135 cm
Anchura trasera 126 cm
Altura delantera 89-94 cm
Altura trasera 86 cm
Espacio para piernas 66 cm
Maletero 320 litros

Como conclusión del duelo gasolina/Diesel, quien vaya a a moverse bastante por ciudad y no realice altos kilometrajes debería decantarse por el agradable EcoBoost, pero el TDCi es más rápido, permite adelantar en menos tiempo, gasta menos y la diferencia de precio es pequeña. Salvo por las futuras limitaciones «políticas» hacia los diésel... blanco y en botella.

También te puede interesar:

Los 10 utilitarios más baratos del mercado

Ford Focus 2018: lo probamos por primera vez

Ford Mondeo 2019: así es la nueva berlina

Publicidad
Te recomendamos

Ya quedan menos de dos semanas para que AutoRacing Madrid abra sus puertas. Atentos a...

El día 30 de junio te esperamos en Ávila para recorrer 700 km con tu moto, siguiendo ...

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

POLÍTICA DE COOKIES

En MPIB utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está aceptando su uso. Puede obtener más información, así como conocer la manera de cambiar la configuración de los navegadores más usuales, en nuestra Política de Cookies que le recomendamos que consulte.