Publicidad

Nuevo Fiat 500L

El Fiat 500L es el nuevo monovolumen compacto de la marca que se pone a la venta en la primera semana de octubre. El precio de partida es de 15.550 euros.
-
Nuevo Fiat 500L

El éxito del Fiat con su 500 quiere repetirlo ahora con un coche más grande. Fiat le pone una L detrás de los números para dejar constancia de que es un coche de talla L. Pero también que es un coche ligero y con la idea de ofrecer tanto espacio y sensación de bienestar como puedes encontrar en un 'loft', nos contaron los responsables de la marca en su presentación.

Galería relacionada

Fiat 500L

El nuevo modelo de Fiat es un monovolumen compacto de 4,15 metros de largo con cinco puertas y una altura considerable: 1,66 metros. Pero eso no quiere decir que tenga aspiraciones SUV, ni mucho menos. Como adelantó a Autopista un ejecutivo de la marca hace unos meses, el SUV llegará más adelante para enfrentarse a Mini Countryman y demás modelos de la categoría. De hecho, hemos podido verlo fugazmente y, de perfil, se nota una línea más afilada que este L guardando cierta similitud con el actual Sedici. El SUV también se llamará 500 pero acompañado de la letra X. También habrá una variante del Fiat 500 L con siete plazas que se ganarán gracias a aumentar el voladizo trasero de la carrocería en unos 20 centímetros. Sus asientos serán plegables e irán alojados en el doble fondo del maletero que, obviamente, desaparece.

El Fiat 500 L tiene auténtico espíritu de monovolumen. Primero por la disposición de sus asientos, con una cómoda y alta postura al volante y la sensación de espacio que acompaña en este tipo de coches. Segundo, porque la fila posterior es muy versátil. Los asientos traseros, partidos en dos secciones de 2/3 y 1/3 se pueden desplazar longitudinalmente hasta 10 centímetros, por lo que podemos elegir agrandar el espacio para las piernas de los pasajeros o el maletero en función de nuestras necesidades puntuales. También pueden reclinarse en dos posiciones prefijadas. A estos asientos posteriores se accede por unas puertas de gran tamaño, lo que hace que subir y bajar sea una operación muy cómoda.
El maletero tiene una capacidad oficial de entre 343 a 1.310 litros, aunque en una primera medición y eliminando la tapa que cubre el doble fondo, hemos obtenido 395 litros. Suficientes, según Fiat, para transportar cinco maletines tipo trolley. Además, podemos jugar con el doble fondo colocando el piso móvil del maletero en tres diferentes alturas y creando espacios separados para, por ejemplo, objetos frágiles que queramos preservar del resto de la carga.
Y hablando del espacio de carga del Fiat 500L, nos ha gustado la posibilidad de poder plegar hacia adelante el asiento del copiloto. En su respaldo encontramos una cobertura de plástico duro que lo habilita para poder apoyar en él, por ejemplo, una larga estantería. Así que ya sabes, si tienes que ir a Ikea a buscar materiales con los que entretener tu ocio el fin de semana, en el Fiat 500L podrás cargar estanterías de hasta 2,4 metros de largo. Sí, en Fiat han tomado como referencia la línea de muebles Beno de Ikea, como nos explicó Virgilio Hernández, el diseñador español responsable de crear el interior del Fiat 500 L.

Donde también se ha hecho un trabajo profundo es el equipamiento de entretenimiento y comunicación del Fiat 500L. El sistema que rige estos parámetros ha sido bautizado con el juego de palabras UConnect (Tu conectas). A través de él se puede manejar, además del equipo de sonido, todo tipo de conexiones inalámbricas para teléfono, lector de archivos MP3, lector de SMS. También habrá en un futuro navegación activa. Pero de momento no sabemos cómo funciona ésta porque en ninguna de las unidades que pudimos conducir llevaba navegador.
Pero no sólo de electrónica vive el hombre. Para desterrar la expresión italiana “hace de todo menos café”, en el Fiat 500 L se puede montar una cafetera Lavazza que usa las mismas cápsulas que utilizan sus aparatos domésticos. El lugar para la cafetera es el portabotes que hay entre los dos asientos delanteros y que, por tanto, queda inutilizado para ese fin.
En el momento del lanzamiento del Fiat 500 L habrá tres motores disponibles. Todos ellos conocidos aunque, también, todos han sido modificados. Así, el más pequeño de los alimentados por gasolina, el bicilíndrico 0.9 Twin Air, rinde en este coche 105 CV. El siguiente escalón en capacidad, que no en potencia, lo pone el cuatro cilindros de 1,4 litros que se queda en 95 CV. Como oferta Diesel, de momento habrá un solo representante: el 1.3 Multijet que rinde 85 CV.

Fiat anuncia que el año próximo, y para algunos mercados europeos, habrá la posibilidad de elegir una variante del bicilíndrico 0.9 Twin Air alimentada por gas. Esta variante de combustible se utiliza de forma bastante habitual en Italia aunque en España, debido a la escasez de puntos de repostaje y de haber sido sólo de uso profesional hasta hace pocos años, no está nada extendida. En 2013 se incorporarán otros dos motores: un Diesel (1.6 de 120 CV) y un gasolina (1.4 de 140).

En la primera prueba que hemos realizado con el Fiat 500L apenas hemos podido conducir medio centenar de kilómetros con el gasolina 0.9 Twin Air de 105 CV y otros tantos kilómetros con el Diesel 1.3 Multijet de 85 CV.
El primero de los motores tiene un funcionamiento similar a la variante hasta ahora conocida. Pero lo cierto es que con este coche no casa tan bien como en los más pequeños 500 y Panda. Así, desde las 1.000 rpm del ralentí hasta las 2.500 rpm apenas hay vida en el motor y las arrancadas son menos energéticas de lo que cabría esperar de un automóvil con más de un centenar de caballos. Algo que hace al coche un tanto incómodo de usar en ciudad. Es entre esas 2.500 y las 3.000 rpm cuando comienza a llegar una cierta alegría. Y desde ahí en adelante, hasta sobrepasar las 6.000 rpm donde se sitúa el corte, su funcionamiento es mucho mejor. La contrapartida es que a ese régimen el consumo no es muy contenido. Así, en nuestro recorrido mixto ciudad-carretera-autopista el consumo obtenido con el ordenador de viaje fue de 10,1 litros. Y eso a pesar que el coche tiene una caja de cambios de seis relaciones que, en autopista y carretera, puede ayudar a rebajar el consumo. Por no hablar del sistema start-stop, de parada y arranque automático del motor, de funcionamiento muy suave y desconectable a voluntad que también echa una mano en la reducción del gasto. Al igual que lo hace el programa “Eco” que cambia las leyes de inyección para un menor gasto de combustible.
Mucho menos gastón, y más agradable de conducir, es el Diesel 1.3 Multijet. El motor ha mejorado su funcionamiento respecto a cómo lo hacía en el Fiat Panda o Fiat 500. Desde casi el ralentí tenemos el suficiente par como para no tener que retener el embrague al arrancar –algo que tuvimos que hacer en varias ocasiones con el 0.9 Twin Air- y empuja el coche con toda la decisión de un pequeño motor Diesel. La caja de cambios, en este caso es de cinco marchas. Además, aunque no sabemos si era un aspecto puntual de los coches que condujimos, notamos un mejor aplomo de la asistencia de la dirección en el Diesel que en el gasolina. Desde luego, y sin haber conducido el tetracilíndrico 1.4 de 85 CV ni el Diesel 1.6 que llegará en un futuro, creemos que la elección lógica de motor en el Fiat 500 L es este pequeño 1.3 Multijet.

Los precios, aunque no están confirmados para el mercado español, estarán entre los 15.500 y los 18.000 euros.

FICHAS TÉCNICAS 1.4 16v FIRE
95 CV
1.3 16v MultiJet 2
85 CV
0.9 Turbo TwinAir 105 CV
 Motor 4 cilindros en línea 4 cilindros en línea 2 cilindros en línea
Cilindrada 1.368 cm3 1.248 cm3 875 cm3
Alimentación Inyección electrónica multipunto de gasolina Inyección directa de gasóleo con conducto común, turbocompresor e intercoooler
Inyección electrónica multipunto de gasolina, turbocompresor e intercoooler
Potencia máxima 95 CV a 6000 rpm 85 CV a 3.500 rpm 105 CV a 5.500 rpm
Par máximo 12,7 mkg a 4.500 rpm 20 mkg a 1.500 rpm 14,5 mkg a 2.000 rpm
Velocidad máxima 170 km/h 165 km/h 180 km/h
Aceleración 0-100 km/h 12,8 s 14,9 s 12,3 s
Transmisión Tracción delantera, cambio manual de 6 relaciones Tracción delantera, cambio manual de 5 velocidades Tracción delantera, cambio manual de 6 relaciones
Dimensiones exteriores (largoxanchoxalto) 414x166x178 cm 414x166x178 cm 414x166x178 cm
Batalla y vías del./tras. 261 y 152/151 cm 261 y 152/151 cm 261 y 152/151 cm
Peso 1.245 kg 1.315 kg 1.260 kg
Volumen de maletero 343-400 l 343-400 l 343-400 l
Consumo urbano/extraurbano/mixto 8,3/5,0/6,2 l/100 km 5,0/3,7/4,2 l/100 km 5,7/4,3/4,8 l/100 km
Emisiones CO2 145 g/km 110 g/km 112 g/km
Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

POLÍTICA DE COOKIES

En MPIB utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está aceptando su uso. Puede obtener más información, así como conocer la manera de cambiar la configuración de los navegadores más usuales, en nuestra Política de Cookies que le recomendamos que consulte.