Publicidad

Comparativa: Opel Astra Sports Tourer 2.0 CDTI 195 Biturbo vs Skoda Octavia Combi 2.0 TDI RS DSG

Tras estos familiares hay enmascarados dos auténticos purasangre de esos que se disfrutan conduciendo. Sus prácticas formas y el consumo Diesel les convierten en la excusa perfecta para tener en casa un deportivo sin llamar mucho la atención.
Daniel Cuadrado.

Twitter: @DanielCuadradoT. Fotos: Mikael Helsing -

Comparativa: Opel Astra Sports Tourer 2.0 CDTI 195 Biturbo vs Skoda Octavia Combi 2.0 TDI RS DSG

Si necesitas un coche familiar, con un buen maletero y de bajo consumo, pero eres de los que aprecias un buen chasis o unas buenas prestaciones, atento a las dos opciones que aquí te presento. Son dos berlinas familiares generalistas, hechas sobre la base de un compacto, del Astra en caso del Opel, del Volkswagen Golf, Audi A3 y Seat León en el caso del Skoda, equipadas con potentes motores Diesel de cuatro cilindros. Me gusta mucho la filosofía de estos dos coches. No es una simple cuestión de llevar un motor potente para ir por la vida jugándote el carné o presumir ante los amigos. Son de las pocas opciones que hay en el mercado que te permiten compatibilizar una carrocería práctica con un bastidor deportivo, de esos que se disfrutan, y, para colmo, con un consumo totalmente admisible para los tiempos que corren.

 Opel Astra Sports Tourer 2.0 CDTI 195 Biturbo vs Skoda Octavia Combi 2.0 TDI RS DSG

El hecho de tener familia o unas mayores necesidades de espacio por tu hobby o trabajo, en especial del maletero, ya no tiene porque obligarte a llevar un aburrido electrodoméstico que te transmita menos sensaciones que la lavadora o la nevera. Y a todo esto podemos añadir un aspecto más importante de lo que te imaginas, y es que en casa puedes vender que el coche que has decidido comprar es un familiar Diesel y de una marca generalista, ya que su estética disimula bien tanto las prestaciones como el comportamiento que tienen; si en casa no son muy expertos siempre puedes decir que has elegido el RS o el Biturbo sólo porque están mejor equipados y son más bonitos. Lo que no sabrán, es que lo que te has comprado es uno de los deportivos Diesel más interesantes y rápidos que hay en el mercado. Ya te he dado la excusa, ahora entre tú y yo tenemos que elegir cuál te gusta más.

 

Rápidos y con poco consumo

Por un lado, tenemos al Opel Astra Sports Tourer, equipado con el ya cono­cido motor Diesel de cuatro cilindros y 2 litros alimentado por inyección directa y dos turbos de geometría fija secuenciales, uno más peque­ño -cuesta menos moverlo y, por tanto, se ace­lera antes- hasta las 2.500 vueltas, y otro más grande que se solapa con el primero y trabaja hasta el final del régimen. Esto lo complementa con un doble intercooler aire-agua para lograr los 195 CV que anuncia. Frente a él, un viejo conocido que acaba de estrenar nueva generación, el Octavia RS en versión Combi. Aporta el mis­mo motor del VW Golf GTD o el León FR TDI, un 2 litros de inyección directa con un turbo de geometría variable e intercooler, con 184 caba­llos y, en esta ocasión, el cambio de doble em­brague de 6 velocidades DSG.

 

El nivel prestacional es alto en los dos casos, siendo el Octavia más rápido en todas las me­diciones a pesar de la menor potencia. La expli­cación la tenemos en dos puntos: los 219 kilos que pesa de menos el checo -logra una relación peso/potencia mejor- y la velocidad del cambio DSG que lleva esta unidad. Con cambio manual en ambos la diferencia se reduce, pero sigue siendo ligeramente más rápido el Skoda. No son diferencias apreciables en carretera abierta, pero ahí están. Con el consumo pasa algo simi­lar, ya que prácticamente gastan lo mismo, mo­viéndose ambos en los 6 litros de media en con­ducción normal y bajando de ahí con facilidad si se realiza una conducción eficiente.

 Opel Astra Sports Tourer 2.0 CDTI 195 Biturbo vs Skoda Octavia Combi 2.0 TDI RS DSG

Los dos se distinguen por llevar un basti­dor mucho más deportivo que el resto de ver­siones de Astra (excepto el OPC) y Octavia, si bien cada uno llega a él con su propio esti­lo. En Skoda optan por una firme suspensión a base de muelle, amortiguador y geometrías, que hace del Octavia un coche efectivo y agra­dable de conducir rápido. En Opel apuestan por la suspensión adaptativa, un extra que te reco­miendo para sacar todo el partido de este co­che. En modo Sport ofrece la mismas buenas cualidades de dureza que el Octavia RS, mien­tras que en el modo Tour suaviza el conjunto para hacerlo más cómodo. Los dos se defienden muy bien en conducción deportiva, algo más fá­cil en el Skoda y su comportamiento neutro, y ligeramente más dinámico el Astra con su ágil trasera; los dos te gustarán. La diferencia viene cuando quieres ir tranquilo, situación en la que el Opel es más agradable. El RS no es una tor­tura y podrás convivir con él sin problema, pero al final el Astra es más cómodo.

 

Convivir con ellos es agradable. Hay buenos asientos, sobre todo en el Opel, buena ergonomía y buen espacio; el alemán ofrece más cota de anchura interior, mientras que el checo más es­pacio longitudinal. En uno tienes atrás más es­pacio para las piernas y en el otro cabes me­jor de ancho, todo depende de tus necesidades. Eso sí, si lo que necesitas es un buen maletero, el Octavia aquí es imbatible. El Astra ofrece un maletero en la media de los rivales, pero el RS bate incluso a los de segmentos superiores.

 Opel Astra Sports Tourer 2.0 CDTI 195 Biturbo vs Skoda Octavia Combi 2.0 TDI RS DSG

Verás que cada uno tiene sus cosas, que se adaptarán más o menos a ti. Estoy convenci­do de que cualquiera de ellos te gustará, y mucho.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.