Publicidad

Taxi Frazer-Nash, así es el taxi eléctrico inglés

El último desarrollo en cuanto a taxi eléctrico se refiere es el desarrollado por Frazer-Nash, un vehículo con capacidad para transportar a seis pasajeros –siete contando el asiento del copiloto- y que se sirve de dos motores eléctricos en el eje trasero –uno para cada rueda- de 50 kW de potencia, más un motor-generador de gasolina que actúa sobre el propulsor eléctrico cuando la batería se agota.
Rubén Leal.

Twitter: @Rubenleal_motor -

Taxi Frazer-Nash, así es el taxi eléctrico inglés

El taxi de Londres se renueva cada día más, pero su diseño no pierde la esencia que caracteriza a este medio de transporte en la capital inglesa. Frazer-Nash presenta su taxi eléctrico, la última inminente incorporación a la flota que invade las calles de Reino Unido. De hecho, el vehículo está es fase de pruebas en el mercado, pero esperan que, tras los primeros meses, su aceptación lleve al vehículo de Frazer-Nash a imponerse en Londres, el resto de ciudades importantes del Reino Unido y, si fuera posible, a nivel mundial. En un ejemplo más de lo que se está desarrollando en materia de taxi, como el Nissan E-NV200 introducido en Barcelona y también eléctrico.

El Frazer-Nash cuenta con un sistema de propulsión eléctrico en su totalidad, con dos motores de emisiones cero que actúan sobre cada una de las ruedas traseras y que rinden una potencia de 50 kW. Ante posibles agotamientos de su batería de polímeros de iones de litio, con una capacidad de 12,2 kWh, se puede aprovechar el apoyo del motor-generador de 1 litro de cilindrada que actúa directamente sobre el propulsor eléctrico y le confiere una mayor autonomía. Esta última se estima en 560 kilómetros en total. Con sus prestaciones –con una velocidad máxima limitada a 129 km/h- y su bajo consumo medio de 3,4 l/100 km se anuncia un ahorro diario al taxista de entre 36 y 48 euros. Las emisiones también se reducen en un 75 por ciento en comparación con el actual taxi de Londres, siendo las del taxi de Frazer-Nash menores a 50 g/km.

Cuenta, además, con un interesante radio de giro de 7,62 metros–requisito indispensable para un taxi en Londres- y sin necesidad de ayuda de las ruedas traseras, que no viran en ningún caso. Unido a su capacidad de seis plazas para pasajeros, más la del copiloto como opcional, se posiciona como un vehículo apto para convertirse en el nuevo taxi de Londres.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.