Publicidad

Mini John Cooper Works

Los Mini de serie más potentes de la historia llegarán al mercado en el mes de agosto. Las nuevas variantes John Cooper Works, tanto en carrocería de tres puertas como en la alargada Clubman, estrenan una evolución del motor 1.6 turbo de inyección directa con 211 CV y nuevas adaptaciones basadas en los deportivos que competirán en primavera en la Mini Challenge 2008. Sus precios en Alemania parten de 27.700 euros.
-
Mini John Cooper Works
En el Salón de Ginebra, que se celebra entre los días 6 y 16 de marzo, podemos ver ya como primicia mundial los nuevos y esperados Mini John Cooper Works. La gran novedad de estas espectaculares variantes personalizados por el famoso preparador británico es que, por primera vez, se presentan como modelos propios de la gama Mini, abandonando su configuración de kit deportivo opcional. Se fabricarán en la planta de la marca en Oxford (Inglaterra) y llegarán al mercado el próximo mes de agosto.
Disponibles tanto en carrocería de 3 puertas (3,71 m de longitud) como en la familiar Clubman (3,96 m), los nuevos Mini John Cooper Works cuentan como seña de identidad con un magnífico aliado bajo el capó: el motor 1.6 gasolina con turbo Twin-Scroll e inyección directa, basado en la nueva evolución del que estrenarán en primavera los coches de carreras de la Mini Challenge 2008. Así que, aunque se trata básicamente del conocido propulsor desarrollado conjuntamente por BMW y PSA, los 175 CV que entrega en las versiones Cooper S se quedan ahora cortos.

Las principales modificaciones de este motor con bloque y culata de aluminio afectan a una optimización de la entrada y salida de aire y a la adaptación del turbocompresor. El filtro de aire, el medidor del caudal, el sistema de escape, el catalizador, la relación de compresión… han sido convenientemente adaptados para obtener una potencia específica de nada menos que 132 CV por litro de cilindrada, la más alta de la categoría. En total, los nuevos Mini John Cooper Works rinden 211 CV a 6.000 vueltas, con un par máximo de 26,5 mkg completamente entregado entre 1.850 y 5.600 rpm. Además disponen de función “overboost” de sobrepresión de soplado, por lo que por unos segundos y a golpe de gas puede aumentar el par a 28,6 mkg entre 2.000 y 5.300 rpm. Con semejante fuerza, el Mini JCW tres puertas acelera de 0 a 100 km/h en 6,5 segundos, con un consumo medio espléndido de 6,9 l/100 km. Por su parte, la variante Clubman emplea para la primera aceleración 6,8 s, con un gasto combinado de 7 l/100 km. Ambos alcanzan una velocidad máxima de 238 km/h. Para asimilar mejor el rendimiento dinámico de las versiones John Cooper Works, Mini introduce también una serie de componentes optimizados. En primer lugar, la caja de cambios manual de seis relaciones se ha adaptado para soportar el mayor par del motor. Además, la dirección electromecánica EPAS incluye ahora de serie una tecla Sport –ubicada en la consola central junto a la palanca de cambios- que permite activar un programa más preciso y directo de dirección y un mapa más deportivo del acelerador. Los Mini John Cooper Works también incorporan una puesta a punto más deportiva de amortiguación y que, a modo de alternativa, puede acentuarse con un chasis opcional que rebaja la carrocería 10 mm más y presenta unas suspensiones más firmes junto a estabilizadoras de mayor diámetro.

Los frenos llegan también sobredimensionados, con discos delanteros autoventilados de 316 mm y discos traseros de 280 mm, con pinzas de aluminio de color rojo y el emblema John Cooper Works grabado. Este detalle, al igual que las nuevas llantas de aleación ligera de 17 pulgadas (pesan sólo 10 kg) montadas sobre neumáticos 205/45, se toma también de los modelos de la Mini Challenge. A todo este conjunto revisado hay que unir un completo equipamiento en seguridad, con control dinámico de estabilidad (DSC) y tracción (DTC) de serie. El conductor puede desconectar el primer sistema, activándose al mismo tiempo un bloqueo electrónico del diferencial en el eje motriz. Volante deportivo de tres radios con recubrimiento de piel, guarnecido del techo en color antracita, superficies en acabado “Piano Black”, velocímetro con escala que llega a 260 km/h… Por dentro, la deportividad reina en los nuevo Mini John Cooper Works. Además, adicionalmente, pueden personalizarse con tapicerías específicas, multitud de colores de carrocería, asientos deportivos Recaro o kits aerodinámicos, entre muchos otros elementos. Mini ha adelantado las tarifas para Alemania y no deberían variar mucho en nuestro mercado. El Mini John Cooper Works de tres puertas costará allí 27.700 euros, mientras que la variante Clubman se podrá adquirir por 29.500 euros.
Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.