Publicidad

Ford F-150, el icono

Con más de 33 millones de unidades vendidas en sus 60 años de singladura comercial, el Ford F-150 se remoza para mejorar sus capacidades, opciones de oferta e, incluso, dotación de lujo.
-
Ford F-150, el icono
Quien se extrañe de que un pick-up sea el modelo más idolatrado en Estados Unidos es que no conoce la realidad social de ese país. Lejos de las grandes urbes, son los inmensos territorios casi despoblados los que lo definen, distinguen a sus gentes y a los vehículos que éstos adquieren. El Ford F-150 es el claro ejemplo de ello y en el inmediato Salón de Detroit aparece una sensible evolución de este modelo, de cara a mantener su competitividad en los años venideros.

Galería relacionada

Ford F-150, el icono

La evolución ya se nota desde el mismo diseño exterior, donde aparece una nueva parrilla con tres barras y un habitáculo más espacioso, flexible y refinado, con nada menos que tres opciones de cabina, cuatro posibilidades de caja de carga y siete niveles de terminación y equipamiento. El espacio habitable se incrementa en unos quince centímetros en longitud, mejorando la habitabilidad para las piernas. La segunda fila de asientos puede articularse de manera que, si es el caso, aumente la capacidad de carga de la propia cabina, con la posibilidad de acoger objetos de hasta 1,20 metros de alto. La resistencia y robustez de un pick-up es primordial a la hora de su adquisición. Por ello, los ingenieros de Ford han modificado el chasis de vigas y travesaños del F-150 para incrementar en un 10 por ciento su rigidez y perder una buena parte de su peso, lo que le proporciona mayores posibilidades de carga y remolque. Todos estos cambios se han realizado tras un intenso trabajo de más de mil personas –ingenieros, diseñadores y otros múltiples especialistas- que, incluso, fueron a ver a los usuarios del anterior F-150 a sus propios lugares de residencia y trabajo para pedirles su opinión de lo que deberían mejorar. En 2010 se anuncia la llegada de nuevos propulsores más eficientes, con funcionamiento a gasóleo y gasolina EcoBoots, de inyección directa y turbocompresor. Cuando el nuevo Ford F-150 salga de la cadena de montaje el próximo otoño, disfrutará de una oferta de tres motores, todos en configuración V8 con funcionamiento a gasolina y asociados a dos tipos de transmisión, ambas automáticas, con cuatro o seis marchas. El más potente –todavía sin cifras oficiales- es un 5,4 litros de 24 válvulas, mientras que en cilindrada de 4,6 litros hay dos opciones, con culatas de 2 y 3 válvulas por cilindro.

El habitáculo recibe un buen número de lo que ellos llaman “detalles inteligentes” como espacio para un par de ordenadores portátiles, puerto USB, dos enchufes de 12 voltios o un sistema en colaboración con Microsoft que permite la comunicación por voz con los sistemas del coche, información real sobre el tráfico o las condiciones metereorológicas o de surtidores de combustible en todo el país, climatización activada por voz o un completo sistema de audio con 700 watios de potencia, diez altavoces y 5.1 Surround.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.