Publicidad

Audi F12 eSport, apostando por la movilidad eléctrica

La firma alemana ha llevado a cabo un programa de investigación durante los últimos tres años en la búsqueda de soluciones a la movilidad eléctrica. El resultado es este Audi F12 eSport, un R8 con un sistema de movilidad eléctrico que os descubrimos a continuación.
-
Audi F12 eSport, apostando por la movilidad eléctrica
Que el Audi R8 que veis en la imagen no os lleve a confusión. No se trata del R8 e-tron, sino el resultado de un trabajo de investigación llevado a cabo por Audi, Bosch y un conglomerado de universidades alemanas. El objetivo era buscar soluciones a la movilidad eléctrica en los vehículos y desarrollar una plataforma eléctrica que sirva como base para una gran variedad de vehículos eléctricos, desde utilitarios, berlinas hasta deportivos.

Tras tres años de trabajo y 23 millones de euros de presupuesto, se ha presentado el resultado de dicha investigación: el Audi F12 eSport. Un auténtico laboratorio sobre ruedas, dotado de un sistema de tracción eléctrica y de baterías que le permiten usar la potencia y los motores necesarios en función de las condiciones de conducción. El proyecto que da luz al Audi F12 eSport se convierte en uno de los proyectos más ambiciosos en la actualidad en la carrera por buscar soluciones a la movilidad eléctrica. En Alemania, este trabajo de investigación ha generado 50 tesis doctorales y 20 tesis de grado. Cogiendo un Audi R8 como base, se han instalado tres motores eléctricos, controlados de manera independiente y que garantizan una tracción a las cuatro ruedas en determinadas circunstancias: el primero, de 50 kW (68 CV) , está instalado en el eje delantero y se encarga de mover el coche a bajas velocidades; los otros dos motores, de también 50 kW cada uno, empujan el eje trasero cuando la velocidad es más elevada. Así pues, la potencia combinada del sistema eléctrico es de 150 kW, unos 204 CV, y con 56,1 mkg de par.

En cuanto al trabajo de las baterías, en este Audi F12 eSport están instalados dos ‘packs’ de 144 y 216 voltios cada uno, para una capacidad total de 38,4 kWh. Este juego de baterías, dividido en dos partes diferentes de 200 macrocélulas que envían su energía a través de un convertidor DC/DC, pueden extraerse de forma sencilla. Además, están protegidas por un armazón de aluminio. El objetivo es garantizar los servicios de mantenimiento, en caso de emergencia, y pensando también en la competición. Además de este ingenioso sistema eléctrico, los autores del proyecto del Audi F12 eSport han trabajado también en una bomba de calor capaz de ver duplicado sus trabajo para ofrecer temperaturas diferentes al sistema de refrigeración de las baterías y, al mismo tiempo, al habitáculo del vehículo. La plataforma sobre la que se basa el Audi F12 eSport se caracteriza por su flexibilidad. Además de poder dar cabida a todo tipo de vehículos eléctricos, también lo puede hacer para un sistema híbrido enchufable.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.