Todos los trucos para bajar la temperatura de tu coche más de 15 grados

La ola de calor que vivimos no deja un espacio libre al aire fresco. Tampoco en nuestro coche, a menos que apliquemos estos trucos que te contamos para poder rebajar su temperatura al menos 15 grados.
Todos los trucos para bajar la temperatura de tu coche más de 15 grados
Todos los trucos para bajar la temperatura de tu coche más de 15 grados

Las altas temperaturas que estamos viviendo en todo el país no dan tregua y el calor se ha apoderado de la calle, de nuestras casas… y también de nuestros coches. Y es que dejar el coche aparcado durante más de una hora en la calle puede convertirlo en un auténtico horno.

El calor no es bueno para los conductores, pero tampoco para los propios coches, cuyos materiales sufren con las altas temperaturas, dilatándose y provocando pequeñas holguras que pueden ir a más con el paso del tiempo. Sin olvidar lo mal que le sienta a la piel estos excesos, llegando incluso a pelarse o perdiendo color.

Publicidad

Por ello, te dejamos algunos consejos para rebajar la temperatura del coche en más de 15 grados y limitar las molestias causadas por el calor y sus problemas asociados.

Antes de irte del coche

Has aparcado tu coche, entras al trabajo y ya estás sufriendo por la temperatura a la que lo encontrarás a la vuelta. En ese caso, lo mejor que puedes hacer es buscar un hueco donde caiga la sombra durante el mayor tiempo posible. Así evitarás la acción de los rayos del sol directamente sobre la carrocería y rebajaras ligeramente la temperatura.

Además, nunca olvides poner un parasol. Este sencillo reflectante que se pone sobre el parabrisas consigue bajar la temperatura del coche en más de 10 grados y evita que el salpicadero, el volante y la palanca de cambios reciban los rayos del sol. Cuando llegues, será más difícil que estos elementos quemen al contacto de la mano y el interior tendrá una temperatura un poco más agradable.

Cuando llegues del coche

Ten en cuenta que el calor provoca fatiga al conductor, le incomoda y reduce sus reflejos. Por ello, lo mejor es que trates de rebajar su temperatura antes de ponerte en marcha. Lo primero, abre ventanillas y puertas para que el aire circule por su interior. Es mejor esperar unos minutos que emprender la marcha nada más llegar.

Si quieres economizar el tiempo, puedes mover un poco las puertas como si abanicaras al coche. Así permitirás que el aire se renueve con mayor rapidez. Nunca pongas el aire acondicionado a tope nada más llegar. Le exigirás al vehículo un esfuerzo que con el tiempo puedes pagarlo caro.

Y si no es suficiente…

Si tu coche tiene que permanecer durante horas en la calle y no hay manera de refugiarlo en la sombra, como en un polígono industrial, por ejemplo, lo mejor es que te hagas con un vehículo blanco, así la mayor parte de los rayos del sol se reflejarán y no absorberá tanto calor.

Publicidad

Otra buena manera de mantener el ambiente fresco en el interior, incluso durante la marcha, es tintar las lunas. No olvides que la empresa que las instale tiene que cumplir algunos requisitos pero es una buena manera de proteger a tu coche de las altas temperaturas.

Publicidad
Historias
LOS MEJORES VÍDEOS
Te recomendamos

La cuarta edición del concurso de customización que BMW Motorrad y la Revista Fuel re...

Universitaria, soltero, familias, viajeros, ejecutiva… Sea cual sea tu perfil de vida...

Con las últimas novedades en su gama, el Ford EcoSport se muestra como una de las opc...

La tecnología de vanguardia y el toque magistral de los expertos “takumi” dan como re...

Tres personas y un destino: el mar. ¿Cuál es el medio más barato de viajar? Nos ponem...

El Lexus ES 300h llegó a Europa con ganas de triunfar. La nueva berlina híbrida de la...