Publicidad

Seguimos conduciendo borrachos

Un total de 5.149 conductores han dado positivo en los controles que la Guardia Civil ha llevado a cabo durante la campaña de vigilancia, control y concienciación de consumo de alcohol que la Dirección General de Tráfico (DGT) puso en marcha entre el 6 y el 19 de julio.
-
Seguimos conduciendo borrachos
De los 5.149 conductores que han dado positivo, 4.674 han sido detectados en los controles preventivos, 236 por motivo de infracción, 204 por accidente y 35 por síntomas evidentes de ingesta de alcohol, según informa la DGT en un comunicado.
Asimismo, a 4.447 conductores se les ha abierto expediente sancionador por vía administrativa, mientras que a los 702 restantes se les han instruido diligencias para su posterior traslado a la autoridad judicial por superar la tasa de 0,6 mlgr/l de alcohol en aire espirado. España es el país europeo con la tasa de alcohol más alta de la UE, ya que países como Francia, Italia o Irlanda sitúan dicho límite en el 0,40, a partir del cual es considerado delito. Tras dar a conocer estos datos, la DGT destaca que el porcentaje de positivos en los controles de alcoholemia ha descendido en los últimos años ya que en junio de 2006 el porcentaje de positivos fue de 1,47 por ciento, mientras que dicho porcentaje fue del 1,21 por ciento en julio de 2008. La DGT también señala que el alcohol está relacionado con un tercio de los accidentes mortales. Según la memoria anual del Instituto Nacional de Toxicología de 2009, el 31 por ciento de los conductores fallecidos en accidente de tráfico el año pasado presentaba alcohol en sangre en tasas superiores a 0,3 g/l. Por ello, Tráfico recuerda a los usuarios de móvil que incluyan el contacto Aa, seguido del nombre y número de la persona que debe ser avisada en caso de accidente, ante la llegada de las vacaciones, periodo en el que aumenta el número de desplazamientos por carretera. Por otro lado, la DGT hace referencia al Balance sobre el impacto de la Reforma Penal en materia de Seguridad Vial, en el que se señala que conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas ha provocado la detención de 19.393 conductores en los últimos doce meses. Así, el porcentaje de internos relacionados con este tipo de delitos aumentó un 61,3 por ciento en 2008 en comparación con el ejercicio anterior. Respecto a este año, a finales de abril de 2009, el número de personas ingresadas en prisión ascendía a 2.546, de las cuales, más de la mitad por conducir bajo los efectos del alcohol o las drogas, o negarse a realizar las pruebas correspondientes. Por este motivo, también se ha producido un incremento en los Trabajos en Beneficio de la Comunidad (TBC,s), pena alternativa a prisión, ya que el 75 por ciento de las sentencias de TBCs están relacionadas con delitos contra la Seguridad Vial.
Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.