Publicidad

Rinspeed Le Mans

Si crees que un Porsche 911 Turbo es el súmmum de la deportividad, es que no has visto lo que puede hacer con él el preparador suizo Rinspeed.
-
Rinspeed Le Mans
Rinspeed ha preparado una serie especial, denominada Le Mans, para vestir de carreras al Porsche 911 Turbo (conocido internamente por la marca alemana como 997).

Galería relacionada

RinspeedPorsche997Turbo_ab

De un simple vistazo comprobamos que se le han añadido diversos elementos para mejorar la aerodinámica y la manejabilidad. Se incorporan faldones a lo largo de toda la carrocería y “splitters” para separar el flujo del aire y se han rediseñado las tomas de aire para elevar la refrigeración de los frenos y el radiador. Todo esto usando el carbono, un material tan ligero como resistente. No obstante, el trabajo de Rinspeed no es meramente estético. Por primera vez en su historia, el especialista suizo ha “metido mano” al propulsor. El 3,6 litros de Porsche eleva su potencia de los 480 a los 600 CV y su par máximo pasa de los 61,2 a los 81,6 mkg a 4.000 rpm. El motor, al mismo tiempo, recibe dos turbos, intercoolers mejorados y un nuevo sistema de escape de altas prestaciones. Con estos cambios, el Rinspeed Le Mans se convierte en uno de los coches de calle más rápidos de la actualidad. Para alcanzar los 100 km/h desde parado sólo necesita 3,3 segundos, mientras que llega a los 200 km/h en 10,9 segundos. Su velocidad máxima se sitúa en los 343 km/h. El Rinspeed Le Mans también cuenta con suspensión adaptable, realizada en colaboración con el fabricante de amortiguadores Bilstein; frenos de grandes dimensiones (ocho pistones y 380 mm delante y de seis pistones y 360 mm) y enormes neumáticos de 245/30 delante y 325/25 detrás, ambos sobre llanta de 20 pulgadas.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.