Publicidad

Renault crecerá menos de lo esperado

El grupo automovilístico francés Renault ha revisado a la baja sus expectativas de crecimiento de las ventas para 2008 y las ha dejado en una horquilla de entre el 5 y el 10 por ciento, frente a más del 10 por ciento que había anunciado a comienzos de año.
-
Renault crecerá menos de lo esperado
"Hay una incertidumbre objetivamente muy importante", ha afirmado el director comercial de Renault, Patrick Blain, para justificar esta nueva horquilla de previsión de 2008, tras presentar los resultados comerciales del primer semestre.
Renault vendió entre enero y junio 1.325.504 vehículos, un alza del 4,3 por ciento respecto al mismo periodo de 2007, que se explica por el buen comportamiento de algunos mercados emergentes, que compensaron el estancamiento en Europa. Blain ha aceptado afinar algo más en la prospectiva para el conjunto del año y ha señalado que su "estimación subjetiva" es que al final del año el incremento de matriculaciones estará por encima del punto medio de la horquilla señalada del 5-10 por ciento. El directivo ha justificado la corrección a la baja respecto a las estimaciones iniciales porque "nos faltan claramente volúmenes" y señaló que en Europa la caída "no está acabada", después de un descenso del 0,5 por ciento en la primera mitad del año, con 864.978 matriculaciones. A ese respecto, Blain ha aludido al descenso en el mercado español (22 por ciento, con 82.461 unidades) y ha destacado que el bajón se ha acelerado en los dos últimos meses, algo parecido a lo ocurrido en Italia. "España e Italia parecen instaladas en una baja fuerte", ha comentado antes de referirse a Alemania, que aunque progresaba en los primeros meses del año respecto a los mismos de 2007 (que había sido un mal ejercicio), ha sufrido una inflexión en los dos últimos meses. En cuanto a Francia, que todavía representa una cuarta parte de las ventas de Renault, y donde subió sus ventas en un 8,1 por ciento en el primer semestre, ha manifestado ciertas dudas porque en el último mes los encargos se han recortado un 8 por ciento. No obstante, ha indicado que "por ahora no esperamos que el mercado francés se fracture". El director comercial de Renault insistió en que su grupo dispone de "algunas grandes bazas", en particular su estrategia de diversificar geográficamente sus mercados y también su gama de vehículos. Sobre este segundo aspecto, avanzó que la renovación de la gama Mégane (que representó el pasado año un 20 por ciento de sus ventas) se presentará en el Salón del Automóvil de París a comienzos de octubre, y que los diferentes modelos se empezarán a comercializar en las semanas siguientes. También ha señalado que ha habido resultados mejores de los esperados en el primer semestre en Rusia (donde las ventas aumentaron un 32,3 por ciento con 56.590 unidades) y Brasil (58.792 unidades, casi el doble que en la primera mitad de 2007). Blain ha dado cuenta de los "problemas industriales" que tienen con sus socios locales en Irán, ya que la cadencia de producción aumenta pero "de forma aleatoria", esencialmente por problemas de aprovisionamiento con los proveedores, con lo que sólo se han podido entregar cerca de 24.000 vehículos, cuando la demanda es muy superior. Sobre el objetivo de Renault de incrementar las ventas en 800.000 vehículos para 2009 respecto a 2005, reconoció que la probabilidad de conseguir llegar a esa cifra ha disminuido en el actual contexto del sector.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.