Publicidad

PSA Vigo pide nuevos contratos, no horas extras

Los representantes sindicales en la planta viguesa de PSA Peugeot Citroën han reiterado su rechazo a las medidas propuestas por la dirección de la empresa de incrementar las horas extras a partir de julio para afrontar el aumento de producción, y han exigido que ese aumento de producción vaya acompañado de ‘contrataciones nuevas, y no horas extras’.
-
PSA Vigo pide nuevos contratos, no horas extras
El portavoz de la CIG, Henrique Pérez, ha explicado que la propuesta de la empresa —que afecta a la línea de montaje M2, que fabrica el Citroën C4 Picasso— fue rechazada por todos los sindicatos, y recordó que la factoría de PSA Vigo pretende beneficiarse de ayudas públicas pero actúa ‘en contra del fomento del empleo’.
En ese sentido, explicó que el repunte de la producción —unos 27.000 vehículos— debe servir para ‘rescatar’ a algunos de los 2.000 trabajadores eventuales que fueron despedidos de la factoría en los últimos meses debido a la crisis. Así, Pérez calculó que los nuevos pedidos servirían para dar trabajo a unas 200 personas durante al menos un par de meses. Por otra parte, acusó a la dirección de la PSA Vigo de plantear esta medida, que es voluntaria, como una ‘puesta en escena’, y apuntó que, aunque aún no se ha confirmado, no se puede descartar que la dirección opte por trasladar a trabajadores de la planta de Citroën en Portugal. En ese caso, advirtió de que los sindicatos no permitirán que operarios lusos ‘vengan a Vigo a trabajar por un salario inferior’, ya que ‘si trabajan en Vigo, debe ser con las condiciones del convenio del Metal’. Del mismo modo, el portavoz de CC.OO., Pedro Comesaña, explicó que la oferta inicial era que los empleados hicieran una hora extra cada jornada, aunque la propuesta final es de dos horas extras de lunes a jueves, y nueve horas de trabajo cada sábado, lo que calificó de ‘locura antisocial’. Asimismo, lamentó que la empresa no opte por nuevas contrataciones, alegando que esta medida ‘es puntual’, y apeló a la ‘solidaridad’ de los trabajadores con sus compañeros despedidos. Los sindicatos tienen pendiente una reunión con la dirección de la fábrica viguesa para abordar el plan de bajas incentivadas, que afectará a empleados mayores de 58 años y, si surge la cuestión de las horas extras, aprovecharán para reiterar su rechazo. Además, los representantes del comité de empresa advierten de que ‘se puede dar la circunstancia de que no se consigan suficientes trabajadores voluntarios para crear los turnos’. Por otra parte, fuentes sindicales han confirmado que, tras el anuncio del aumento de la producción, el turno de noche de la línea M1 —el turno de la noche de la M2, que fabrica la Citroën Berlingo y la Peugeot Partner ya fue eliminado a 31 de diciembre de 2008— mantendrá su actividad ‘al menos hasta final de año’. Así, los últimos pedidos hicieron que se confirmase el mantenimiento de este sistema de producción hasta después del verano, aunque los datos que baraja la empresa hacen ser más optimistas a los sindicatos. De hecho, fuentes de las centrales sindicales han explicado que muchos de los trámites de recolocación de operarios fijos —que pasarían a trabajar en turno de día— han sido paralizados.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.