Publicidad

Los coches americanos también deben mejorar en seguridad (vídeo)

Las pruebas de choque o ‘crash tests’ del IIHS americano han detectado algunos puntos mejorables en tres de los coches deportivos norteamericanos más conocidos.
Rubén Leal.

Twitter: @Rubenleal_motor -

Los coches americanos también deben mejorar en seguridad (vídeo)

El organismo encargado de la seguridad en las carreteras norteamericanas es conocido como el IIHS y realiza pruebas de choque o ‘crash tests’ similares a los que se llevan a cabo en Europa a través del programa Euro NCAP. Han sacado a la luz las pruebas comparativas de choque de tres de los modelos deportivos de mayor éxito en Estados Unidos: el Ford Mustang 2016, el Chevrolet Camaro 2016 y el Dodge Challenger 2016.

Los datos obtenidos han llevado al IIHS (Insurance Institute of Highway Safety) a no otorgarles el galardón conocido como ‘Top Safet Pick’, reservado para los coches que obtienen muy buenas puntuaciones en todas las pruebas realizadas. Y es que estos tres ‘muscle cars’, aunque pasan con buena nota la mayoría de las pruebas, han presentado ligeras deficiencias en algunos aspectos relacionados con la deformación de su carrocería y con lo que ocurre en el interior del habitáculo durante un choque por uno de los laterales del frontal.

El mejor parado ha sido el Ford Mustang, que pasa con buena nota cuatro de las cinco pruebas realizadas por el IIHS, aunque tiene que mejorar en cuanto a la deformación del techo, del pilar y de la visagra de la puerta, ya que se introducen algo más de lo que deberían en el interior del habitáculo. A su favor tiene que cuenta con un buen sistema de prevención de accidentes y que, a pesar de lo anterior, el riesgo de lesión del conductor es muy bajo.

En segunda posición encontramos el Chevrolet Camaro, que no consigue la calificación TSP porque la resistencia de su techo ante los golpes resulta únicamente ‘aceptable’ y porque carece de un sistema de aviso de colisión frontal.

La última plaza es para el nuevo Dodge Challenger, ya que la rueda delantera izquierda se cuela dentro del habitáculo durante el impacto del lateral frontal del coche, bloqueando la pierna del maniquí usado en las pruebas. Esto hace que no supere esta prueba con éxito, a pesar de las buenas calificaciones obtenidas por la dureza de su techo, por la respuesta del reposacabezas y por la presencia del sistema de previsión de colisión frontal.

Ninguna de las tres marcas ha querido hablar sobre los resultados que han obtenido sus coches durante los ‘crash tests’ de IIHS.

También te puede interesar

Dummies gordos para hacer más realistas las pruebas de choque

Coches indios con 0 estrellas en los 'crash tests'

Lancia Ypsilon, sólo con dos estrellas Euro NCAP

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.