Publicidad

¿Tienen los controladores de parquímetro las horas contadas en Madrid?

Cinco automóviles se han convertido en los nuevos controladores de las zonas de aparcamiento regulado de la capital española. Por ahora, operan a modo de prueba, pero amenazan seriamente a los trabajadores cuyo cometido es patrullar las calles en busca de aquellos conductores que no han pagado la tasa de párking. En su llegada han sido claves los nuevos parquímetros que obligan a introducir la matrícula para sacar el ticket.
Alejandra Otero -
¿Tienen los controladores de parquímetro las horas contadas en Madrid?

Los trabajadores que se encargan de controlar la hora en las zonas de estacionamiento regulado en la capital podrían ver peligrar su puesto de trabajo si la utilización de estos coches comienza a proliferar. Por el momento, y en fase de prueba, cinco automóviles equipados con cámaras y conectados telemáticamente a una base de datos se dedican a comprobar si efectivamente hemos pagado en el parquímetro o si nos hemos pasado de hora. Y no sólo están preparados para detectar a los incautos conductores que osan ‘ignorar’ el ‘diezmo’ del párking en Madrid, también están habilitados para multarles.

La llegada de los nuevos parquímetros a la capital española ha sido clave para implantación de este nuevo sistema de control, mucho más eficaz, o letal, que el hasta ahora conocido. Estos dispositivos, que comenzaron a operar en verano de 2014, obligan a los conductores a introducir la matrícula y así penalizar, o premiar, a los automóviles, según lo contaminantes que sean. Pero asimismo, el hecho de que haya que introducir el número de matrícula, permite a estos ‘controladores de cuatro ruedas’ identificar mediante lectura de la placa si han abonado la tasa correspondiente o no. La implantación de estos nuevos parquímetros supuso un nuevo contrato de movilidad del Ayuntamiento de Madrid con las empresas Grupo Vinci y Empark fijado en 884 millones de euros que se mantendrá vigente durante los próximos 12 años.

Por ahora, estos cinco coches avisan a la tablet del empleado más cercano del vehículo en cuestión para que sea él el encargado de aplicar la sanción. No obstante, la lógica nos dice que paulatinamente irá desapareciendo este método a la, no tan vieja pero vieja al fin y al cabo, usanza. Dos de estos vehículos circulan por la mitad noreste de Madrid en barrios como Fuencarral, Tetuán, Hortaleza, San Blas, Ciudad Líneal y algunas zonas de Moncloa y Chamberí, mientras que los tres restantes hacen lo propio en la zona suroeste: Centro, Carabanchel, Latina, Salamanca, Retiro y la parte restante de Moncloa y Chamberí.  

Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.