Publicidad

GM: menos sueldo para salvar la planta de Amberes

Los representantes de los trabajadores de General Motors en Europa, reunidos en Bruselas, han acordado condicionar los recortes salariales por valor de 265 millones de euros anuales propuestos en el plan de saneamiento de la empresa, al mantenimiento de la planta de Amberes, que tiene 2.377 empleados.
-
GM: menos sueldo para salvar la planta de Amberes

‘No se negociará un plan de ahorro a nivel local hasta que no haya una alternativa para Amberes. Cualquier acción se hará de manera coordinada entre la Federación Europea de Metalúrgicos y el Comité de Empresa Europeo’, ha explicado José Juan Arcéiz, que ha viajado a la capital belga para asistir al encuentro como representante de la plantilla de Figueruelas.

Según ha dicho Arcéiz, los trabajadores de la fábrica zaragozana se limitarán a negociar los 900 expedientes de despido que hay sobre la mesa, dentro del plazo que termina el próximo 8 de marzo; así como el convenio colectivo por el que tienen congelado el salario desde 2009; pero no los 26,8 millones de ahorro anual en costes salariales que la empresa desea obtener de Figueruelas.

El Comité de Empresa Europeo ya ha convenido en rechazar los recortes salariales durante la reunión que mantuvo el 26 de enero pasado en Amberes, pero ha ratificado este acuerdo delante de la Federación Europea de Metalúrgicos.

Los representantes sindicales reunidos han vueltoa descartar la convocatoria de paros o huelgas como medida de protesta ante el plan de reestructuración de GM para sus plantas en Europa, que ha previsto la desaparición de 8.300 empleos de un total de 48.000, además de la obtención de ayudas estatales por valor de 2.700 millones de euros.

‘De momento, no se va a tomar ninguna medida de presión ni de fuerza’, ha descartado Arcéiz.

Los sindicatos también han pedido a sus gobiernos respectivos que no se comprometan a financiar ninguna parte del plan hasta que no haya concluido la negociación con los sindicatos.

El comité de empresa europeo se reunirá el jueves próximo con la dirección de GM en Fráncfort para seguir avanzando en la negociación de plan de reestructuración, en una cita a la que asistirá el representante de UGT, Pedro Bona, por parte española, según ha contado Arcéiz.

En España, el ministro de Industria, Miguel Sebastián, ha reiterado en varias ocasiones que el Gobierno no se sentará a negociar con la cúpula de la compañía sobre eventuales ayudas hasta que el plan de saneamiento goce del visto bueno de la plantilla.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.