Publicidad

Bridgestone propone reducir despidos

La dirección de Bridgestone ha propuesto hoy al comité intercentros rebajar en 72 los 226 despidos que presentó en un principio para las plantas de Puente San Miguel (Cantabria) y Burgos, aunque mantiene los 184 para la fábrica de Basauri y también los 31 para la de Usansolo, ambas en Vizcaya.
-
Bridgestone propone reducir despidos

En una reunión celebrada en la fábrica cántabra de Puente San Miguel, la dirección de la multinacional de fabricación de neumáticos ha planteado esta reducción para el caso de que los trabajadores acepten un sistema de flexibilidad laboral y un adelanto de las vacaciones de 2014 y 2015, para que la producciones se realicen en 2013.

En declaraciones el presidente del comité de empresa de Puente San Miguel, Luis Ruiz Eguren, ha asegurado que estas propuestas aún no han sido aceptadas por la plantilla. Ruiz Eguren ha calificado como "positivos pero insuficientes" los avances logrados en la reunión de hoy, que continuará este miércoles, día 21, en Basauri a fin de ir concretando los efectos del ERE presentado.

Además, la dirección de la empresa ha anunciado su intención de, una vez concluida la negociación de los despidos, iniciar las conversaciones para la renovación del convenio colectivo, en el que pretende introducir diversos recortes sociales y salariales al considerar que son necesarios para mejorar la competitividad. Y ha anunciado que este año no tiene previsto llevar a cabo ninguna prejubilación ni contrato de relevo.

Por lo que respecta a las condiciones sociales y salariales del ERE, el comité intercentros y la dirección han debatido sobre la posibilidad de aplicar algún sistema de recolocaciones aunque no se ha alcanzado ningún acuerdo al respecto.

Por el momento, el comité ha rechazado la propuesta de la empresa para realizar 29 horas de cursillos varios distribuidos en 6 meses, que estarían dirigidos a mejorar la formación del personal afectado por el expediente en materias como elaboración de currículum y búsqueda activa de empleo.

Además, la empresa ha descartado por el momento aplicar algún plan de recolocación de los trabajadores afectados por el ERE en los puestos de contratas, aunque se muestra abierta a estudiar recolocaciones en otras factorías del grupo fuera de España.

En este caso, la dirección de la multinacional plantea que quienes aceptasen estos traslados vería extinguidos sus actuales contratos con Bridgestone Hispania, por lo que se debería suscribir un nuevo contrato con las condiciones vigente en el lugar de destino.

Unos 300 trabajadores de las cuatro fábricas de Bridgestone de España se han concentrado, mientras se celebraba la reunión, en la puerta de la planta cántabra como señal de protesta por los planes de la multinacional de reestructurar la plantilla a través de 442 despidos.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.