Publicidad

Audi A5

El nuevo A5 no pasará por nuestras manos hasta finales de 2007, aunque tras ver sus imágenes y saber cuál será el futuro tecnológico de Audi, no cabe duda que la larga espera merecerá la pena. En Ginebra sabremos más.
-
Audi A5

Galería relacionada

Audi A5

Se echaba de menos un coupé grande en Audi. En 1995 la marca de los cuatro aros dejó de fabricar su Coupé, un modelo que no sólo obtuvo una buena aceptación comercial, sino que además se mostraba como el heredero de una importante tradición deportiva. Este coche que, como es costumbre en la casa, llegó hasta a contar con su versión S y la tracción total, fue sustituido por dos modelos bien distintos: el A3 de tres puertas y el pequeño TT. Ahora, 11 años después, vuelve y lo hace con el explicativo nombre de A5. Tendrá una longitud total de 4,6 metros, algo menos de lo que medirá la próxima generación del A4 prevista para 2008. De ésta heredará, a pesar de salir antes, gran parte de su arquitectura. Para entonces ya no hablaremos de compartir bastidores en la casa alemana como hemos hecho hasta ahora, sino de módulos. Audi pretende implantar en todos sus modelos futuros la fabricación por módulos, un sistema mucho más rentable y flexible que permite compartir tecnología entre todos los coches de la marca. Este sistema se basa en la creación de módulos tan versátiles como para que cualquier auto del grupo pueda beneficiarse de ello.

Así podríamos encontrar, por ejemplo, un mismo tren trasero en un futuro A4 que en un hipotético todo terreno del tamaño de un A6 o en un posible monovolumen, con las especificaciones que cada uno precise tanto por su tamaño como por su rendimiento mecánico o necesidades dinámicas. Así, esta especie de mecano modular se verá por primera vez en el A5 y, a partir de ahí, en cada nueva generación de modelos desde el A4 hasta el A8. Los más pequeños compartirán la filosofía de módulos de Volkswagen, más pensada para motores transversales que longitudinales, aunque siempre cabrá la posibilidad de entrecruzar sistemas o información. Se trata por tanto de una nueva política de modelos que en principio nació por necesidad, cuando el equipo de desarrollo del nuevo A4 se percató de que, para cumplir la nueva normativa de protección al peatón, hubiese sido necesario diseñar un voladizo delantero de casi un metro de largo. Se acordó entonces que el diferencial iría ubicado por delante de la transmisión, igual que en el A8, por lo que el motor se podría desplazar aún más hacia atrás. El eje delantero, también igual que el del A8, tendrá una arquitectura de cuatro brazos que se adelantará, mientras que el capó podrá ir 10 mm más abajo. La ventaja de esta modificación copiada del A8 es que el voladizo delantero será 15 cm más corto que en el actual. Pero el A5 no sólo iniciará el nuevo sistema de fabricación, sino que también vendrá acompañado de la nueva filosofía de diseño de la marca. Hasta ahora predominaban las superficies grandes y lisas en combinación con arcos redondos y una parrilla delantera atrevida, fórmula responsable de gran parte del éxito de los Audi. Sin embargo hace tiempo que marcas como BMW, Jaguar o Aston Martin apuestan por añadir, además de un diseño elegante, la pasión, arqueando superfi cies grandes, sobre todo en los pasos de rueda traseros o el maletero. El jefe de diseño de la marca, Walter de Silva, reconoce que lleva tiempo soñando con dotar a Audi de mayor emoción, por lo que llevará a los futuros modelos directamente a participar en esa pasión en de formas, alejándose del limitado diseño inspirado en la Bauhaus de los años 30. Por tanto el A5 será un vehículo completamente inédito, además del inicio de una nueva era tecnológica para Audi. Ocupará un hueco existente entre el A4 y el A6, gracias a su carrocería coupé de 2+2 pla-zas. En él se combinará el lujo con las ap-titudes deportivas. Buena prueba de ello será la utilización en principio de mecá-nicas de seis cilindros de 3,2 y 3,6 litros de cilindrada, ambos con inyección direc-ta de gasolina. Sin duda apunta directo al Serie 3 coupé.

En el A4 habrá además una nueva generación de motores FSI de cuatro cilindros que van desde 1,6 hasta 2,0 litros con turboalimentación. Se mejoran así los motores de Audi que tienen la carrera de pistón larga, se añadirán desarrollos de cambio más largos y se podrán combinar con cajas de cambios de siete marchas. También contarán los dos con su tecnología de tracción total inteligente donde predomina la distribución de par sobre el eje trasero, con la que Audi pretende dotar a sus modelo de un mayor dinamismo, alejándolos así de sus posibles rivales de tracción total de Mercedes.

La nueva disposición del motor desplazado hacia atrás —heredada del A8— que tendrán tanto el A4 como el A5, permitirá un mejor centrado del conjunto de la dirección, logrando un funcionamiento de ésta más agradable. Un papel importante en las mejoras futuras de Audi en el apartado mecánico lo tendrá la electrónica, que alcanza la cuota del 35 por ciento de los componentes. Además se añadirá el sistema de control MMi del A6 y la ampliación de prestaciones multimedia, puesto que aparte de la línea de datos CAN (Controller Area Network), tendrá una nueva línea de datos MOST (Media Oriented Systems Transport) que permite la transmisión de datos multimedia a más de 20 megas por segundo.
Te recomendamos

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.