Publicidad

Así se gestó uno de los mayores fraudes de trucaje de cuentakilómetros de coches en España

Unos tres centenares de coches fueron trucados para disminuir su cifra en el cuentakilómetros. Diez años después de la detención de los presuntos culpables va a celebrarse el juicio.
Alberto de la Torre.

Twitter: @autopista_es -

Así se gestó uno de los mayores fraudes de trucaje de cuentakilómetros de coches en España

El juicio comenzará en los próximos días, pero Johann Grimm, el principal acusado, fue detenido hace diez años. Desde entonces, la labor de documentación sobre el mayor fraude de trucaje de kilómetros de nuestro país ha llevado a retrasar el juicio toda una década.

Tal y como detalla El País, Johann Grimm fue detenido en 2008, acusado de ser el cerebro de una red en la que se trucaban cuentakilómetros de vehículos para, más tarde, venderlos en concesionarios y hacerlos pasar por vehículos seminuevos o de kilómetro cero. Ahora, se espera que en los próximos días comience el juicio que cuenta con un total de hasta 42 acusados.

La fiscalía sostiene que Grimm llegó desde Alemania a Galicia en 2001, donde trabajó importando vehículos alemanes. Desde entonces, una de sus actividades más demandada era la de reducir el kilometraje de los vehículos gracias a una tecnología poco vista hasta entonces y unos conocimientos que fueron requeridos por hasta 150 concesionarios y talleres de toda Galicia, aunque su fama alcanzó un estatus que traspasó las fronteras de la comunidad autónoma.

En total, se han detectado 305 vehículos que formaron parte de la estafa. En la mayoría de los casos se ofreció una indemnización económica a los propietarios, lo que provocó el cierre de varios negocios inmersos en la trama. Sin embargo, no será hasta este 2018 cuando los más de 40 acusados se enfrenten a la justicia.

Johann Grimm, hasta 37 años de cárcel

En cuanto a las penas a las que pueden enfrentarse los implicados, destacan los 37 años de cárcel con los que pueden ser castigados Grimm y cuatro de sus socios principales, como suma de las penas de estafa de cada uno de los coches vendidos. Por el mismo motivo, los vendedores de los concesionarios pueden ser castigados entre 6 meses y dos años y medio de cárcel, en función de la cantidad de clientes a los que hayan estafado.

Además, la fiscalía eleva el dinero de las indemnizaciones y de las costas del juicio a más de un millón de euros, aunque señalan que su objetivo es que sea la empresa que Grimm fundó en 2001 a su llegada a España, Truck and Car Tecnology Sistems S.L., sea el responsable civil de dicha cuantía.

También te puede interesar:

Si trucas el cuentakilómetros de tu coche puedes ir a la cárcel

Así se evitará el trucaje del cuentakilómetros

Transforma su viejo coche en un Ferrari, intenta venderlo… y lo detienen

Tal y como detalla El País, Johann Grimm fue detenido en 2008, acusado de ser el cerebro de una red en la que se trucaban cuentakilómetros de vehículos para, más tarde, venderlos en concesionarios y hacerlos pasar por vehículos seminuevos o de kilómetro cero. Ahora, se espera que en los próximos días comience el juicio que cuenta con un total de hasta 42 acusados.

La fiscalía sostiene que Grimm llegó desde Alemania a Galicia en 2001, donde trabajó importando vehículos alemanes. Desde entonces, una de sus actividades más demandada era la de reducir el kilometraje de los vehículos gracias a una tecnología poco vista hasta entonces y unos conocimientos que fueron requeridos por hasta 150 concesionarios y talleres de toda Galicia, aunque su fama alcanzó un estatus que traspasó las fronteras de la comunidad autónoma.

En total, se han detectado 305 vehículos que formaron parte de la estafa. En la mayoría de los casos se ofreció una indemnización económica a los propietarios, lo que provocó el cierre de varios negocios inmersos en la trama. Sin embargo, no será hasta este 2018 cuando los más de 40 acusados se enfrenten a la justicia.

Johann Grimm, hasta 37 años de cárcel

En cuanto a las penas a las que pueden enfrentarse los implicados, destacan los 37 años de cárcel con los que pueden ser castigados Grimm y cuatro de sus socios principales, como suma de las penas de estafa de cada uno de los coches vendidos. Por el mismo motivo, los vendedores de los concesionarios pueden ser castigados entre 6 meses y dos años y medio de cárcel, en función de la cantidad de clientes a los que hayan estafado.

Publicidad

Además, la fiscalía eleva el dinero de las indemnizaciones y de las costas del juicio a más de un millón de euros, aunque señalan que su objetivo es que sea la empresa que Grimm fundó en 2001 a su llegada a España, Truck and Car Tecnology Sistems S.L., sea el responsable civil de dicha cuantía.

También te puede interesar:

Si trucas el cuentakilómetros de tu coche puedes ir a la cárcel

Así se evitará el trucaje del cuentakilómetros

Transforma su viejo coche en un Ferrari, intenta venderlo… y lo detienen

Publicidad
Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.