Publicidad

Raids: La Baja, para Peterhansel

Stéphane Peterhansel se llevó la victoria en la Baja España Madrid-Aragón 2007 con su Mitsubishi Pajero Evo en una carrera inteligente que llevó al francés a la meta con poco más de 5 minutos de ventaja sobre su compañero Nani Roma y 15 minutos con respecto al BMW X3 de Colin McRae.
-
Raids: La Baja, para Peterhansel
La carrera se puso en marcha el viernes, con la disputa de la prueba prólogo trazada en el Circuito del Jarama. Stéphane Peterhansel comenzó a marcar la pauta ya desde enconces, adjudicándose el mejor registro en el exigente recorrido de tierra de 4.5 kilómetros situado en el recinto del circuito. Las diferencias fueron mínimas entre todos los participantes, lógicas en un trazado tan corto, lo que dejaba claro que sería en la primera especial, en Soria, cuando se iban a poder ver las posibilidades reales de todos los aspirantes. La primera etapa de la carrera sirvió para confirmar los pronósticos que apuntaban a Colin McRae como el gran “tapado” de la Baja 2007. El escocés terminaba la jornada ocupando el primer puesto en la general, aunque con mínimas diferencias con sus dos inmediatos perseguidores. McRae, autor de una etapa impecable, se beneficiaba, además, de la salida de pista de Nani Roma. El piloto catalán, sin apenas daños en su coche, aunque con algunas molestias físicas, volvía a la carrera para concluir la jornada tercero en la general, pero perdiendo la primera plaza que ocupaba en el momento del incidente. El día resultó perfecto, ya que las temperaturas fueron menos altas de las previstas y la presencia de nubes hizo más soportable el esfuerzo para pilotos y asistencias. Tras la primera prueba especia, disputada entre Santa María de Huerta y Almenar de Soria, con un recorrido de 188 kilómetros, McRae acumulaba una ventaja de 43 segundos sobre Stéphane Peterhansel, que también ha sufrió un pequeño toque, y 1.09 respecto a Nani Roma. Diferencias mínimas, teniendo en cuenta las dos etapas que quedaban por disputarse. En esta primera jornada de verdad se registraron muy pocos abandonos, destacando, por otro lado, el puesto 58º que ocupaba en la general de coches Manuel Quijano y Luis Moya, que concluían la etapa sin novedad. Stéphane Peterhansel conseguía retomar el mando de la carrera tras la segunda etapa en una jornada que resultaba atípica a causa de la abundante presencia de agua y barro en los caminos, una circunstancia poco habitual en la Baja y que los pilotos encontraron tanto en el recorrido que llevaba a Huesca como en el de Teruel. Colin McRae, que tomaba la salida en primera posición, veía cómo Stéphane Peterhansel recuperaba el tiempo perdido con gran rapidez, ganando con 51 segundos de ventaja. Roma era tercero a 3.22. La carrera efectuaba con mayor rapidez de la prevista un cambio de liderato en coches. En el segundo sector cronometrado del día, de 252 km, el piloto español recuperaba el ritmo, terminando empatado con Peterhansel. Ambos marcaron exactamente el mismo tiempo (2h.50’03”), mientras que Colin McRae se situaba en la tercera posición con una diferencia de 33 segundos. Pero, al término de las dos especiales del día la ventaja de Peterhansel no era, ni mucho menos, definitiva. El piloto francés tenía un margen de 47 segundos sobre McRae a falta de la jornada del domingo, lo que no le aseguraba la victoria. Mucho más dificil lo tenía Roma, a 3.52, que tendría que beneficiarse de un doble problema de sus rivales para poder ganar. En la segunda etapa abandonaban diecisiete equipos, entre ellos el formado por Manuel Quijano y Luis Moya, que volcaron en la segunda especial del día. El accidente no tuvo consecuencias importantes, pero los daños en el coche les obligaron a dejar la carrera. La tercera y última jornada de la Baja España, con un recorrido cronometrado de 252 kilómetros, no ha aportó cambios significativos, imponiéndose en la llegada el Mitsubishi de Peterhansel. Se esperaba una lucha abierta entre el francés y Colin McRae, pero al escocés se le imponía una penalización, que le apartaba definitivamente de la lucha por la victoria. Con su triunfo, Peterhansel tiene, a sus 42 años, un extraordinario palmarés deportivo, que incluye siete victorias en el Dakar en motos y dos triunfos en coches, y consigue en 2007 su primer gran éxito en la Baja en su segunda participación. Nani Roma completó el buen hacer del equipo Mitsubishi con la segunda posición final. 1. Peterhansel (Mitsubishi), 8h.53’30”; 2. Roma (Mitsubishi), + 5’15”; 3. McRae (BMW), + 15’02”; 4. Gameiro (Nissan), + 56’27”; 5. Monterde (Nissan), + 1h.01’18”.
Te recomendamos

Ya quedan menos de dos semanas para que AutoRacing Madrid abra sus puertas. Atentos a...

El día 30 de junio te esperamos en Ávila para recorrer 700 km con tu moto, siguiendo ...

El Kia Stinger es la gran berlina deportiva de la marca surcoreana. Su versión GT, co...

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

POLÍTICA DE COOKIES

En MPIB utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que está aceptando su uso. Puede obtener más información, así como conocer la manera de cambiar la configuración de los navegadores más usuales, en nuestra Política de Cookies que le recomendamos que consulte.